El incendio de un transformador eléctrico en la central nuclear de Garoña demuestra que prolongar su vida útil ha sido un error

El 10 de agosto, en un comunicado conjunto, Amigos de la Tierra, Ecologistas en Acción, Greenpeace, SEO/BirdLife y WWF, han vuelto a exigir al Gobierno español el cierre inmediato de la central nuclear de Santa María de Garoña, al tiempo que han denunciado las presiones del lobby nuclear para evitar el cierre de la obsoleta planta situada en el valle de Tobalina (Burgos).

La denuncia de este amplio conjunto ecologista español coincidió con la difusió de un comunicado en el que se informaba sobre un nuevo incidente sucedido en la planta nuclear ese día: “Hoy se ha incendiado un trasformador eléctrico, ubicado dentro del recinto, aunque fuera del edificio. El fuego ha creado una columna de humo detectada por algunos vecinos, como ocurrió el pasado 1 de abril cuando se procedía a arrancar la central tras la parada de recarga que hizo en marzo”.

Este suceso fue silenciado por Nuclenor, la empresa gestora dela central de Garoña, y sólo pudo conocerse porque Greenpeace y Ecologistas en Acción informaron públicamente sobre él unos días después, tras ser avisados por los habitantes de la zona. Un hecho que pone en evidencia que para algunos la seguridad pública difícilmente se antepondrá a sus intereses empresariales.

Por desgracia, esta consideración se extiende hasta el mismo Consejo de Seguridad Nuclear (CSN), al que los ecologistas presentan como encubridor, – o al menos en el pasado-, de algunos fallos acaecidos en centrales de Endesa e Iberdrola en Cataluña. Recuerdo que en aquella ocasión, y ante la extrema gravedad de lo sucedido en Tarragona, el gobierno de la Generalitat exigió el cese de la presidenta del Consejo, María Teresa Estevan Bolea. Desde luego son unos hechos que hacen que se planteen dudas razonables sobre la imparcialidad del mencionado organismo y su compromiso con la protección de las personas.

A estas circunstancias hay que sumar al cúmulo de accidentes ocurridos durante los últimos meses en la central nuclear de Garoña, que demuestran fehacientemente una escasa seguridad. Además de la parada forzosa del pasado 23 de abril (debida a un fallo en el generador principal), dos semanas antes, concretamente el 6 de abril, se produjo otra parada no programada debido al mal funcionamiento en una de las válvulas de seguridad de la planta nuclea. Un problema “que viene de lejos y nunca ha sido resuelto satisfactoriamente”, según Greenpeace.

Por estas consideraciones, tanto Ecologistas en Acción como Greenpeace, han vuelto a denunciar la irresponsabilidad que significa la decisión gubernamental de prolongar la vida útil de esta vetusta instalación, y criticado que “con esta deplorable decisión, el Gobierno ha decidido seguir exponiendo a la población y al medio ambiente al riesgo de sufrir un accidente nuclear”.

Para los ecologistas la central nuclear de Garoña, diseñada en los años 60 y equipada con un reactor “fuera de normativa” es portadora de “riesgos de consecuencias imprevisibles” que no estamos dispuestos a aceptar.

Continúan las presiones de las eléctricas contra el cierre de Garoña.

Los servicios jurídicos de Iberdrola y Endesa, propietarias conjuntamente de Garoña, no han podido disfrutar de vacaciones este año. La culpa la tiene el recurso contencioso administrativo que las eléctricas han decidido presentar ante la Audiencia Nacional contra la decisión del Gobierno de proceder al cierre de la nuclear. Para hacerlo, disponen de dos meses desde la publicación en el BOE, – el 3 de julio -, de una orden ministerial prolongando la vida de la central hasta 2013. Cuatro años más y no los diez que han solicitado los propietarios de Garoña y que  el Consejo de Seguridad Nuclear avaló.

Vuelco a la argumentación jurídica inicial de Nuclenor.

Hasta ahora los abogados de Nuclenor habían centrado sus argumentos en “la arbitrariedad” de la decisión del gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero, y en que fuera “contraria a derecho”. Pero ahora creen haber encontrado un resquicio legal para sus intenciones en el hecho de que los procedimientos normativos para las renovaciones de las centrales nucleares sólo albergan la posibilidad de prórrogas de diez años, y no de cuatro como finalmente ha aprobado el Ministerio de Industria presidido pòr Miguel Sebastián.

Nuclenor pone en entredicho el último informe del CSN.

Los servicios jurídicos de Nuclenor ponen en duda la legalidad del “informe complementario” solicitado por el Gobierno al CSN pocos días antes de que éste aprobase la prórroga de cuatro años. A éste le contraponen el informe anterior, en el que trabajaron 250 técnicos durante tres años, y en el que se aseguraba que –aportadas ciertas modificaciones – la central podría prolongar su vida útil durante otros diez años más.

En este último recurso, -que ha de presentarse obligatoriamente antes del 3 de septiembre-, Iberdrola y Endesa podrían exigir al gobierno una indemnización de hasta mil millones de euros. Que, como siempre recuerdo, acabaríamos pagando entre todos los contribuyentes. Y para dejar bien patente su enfado, han decidido revisar sus planes de inversión en el sector eléctrico hasta que los socialistas no aclaren cuál va a ser su política nuclear futura. Presionan así al Gobierno, ya que muy pronto, -entre el 2010 y el 2011-, se verá obligado a proceder a la renovación de las licencias de operación de seis reactores y, además, las elecciones generales del 2012 son ya un horizonte cercano.

Entre tanto, las eléctricas disgustadas por lo que consideran un ataque a sus previsiones económicas, han montado una campaña de desprestigio del gobierno socialista, al que acusan de intentar restar credibilidad al CSN por desautorizar su informe inicial. Estos caraduras obvian mencionar que la ley otorga al Ejecutivo discrecionalidad absoluta sobre la decisión de mantener o cerrar Garoña, y que el susodicho informe tampoco era vinculante. Y también se olvidan de citar la promesa electoral socialista de proceder al cierre definitivo de la central una vez ésta cumpliese su plazo de vida útil, calculado actualmente en cuarenta años.

Para mí, la conclusión principal de todo esto es la constatación de la poca importancia que las eléctricas, – y por desgracia muchas otras grandes empresas -, conceden a nuestra seguridad, obcecadas como están en conseguir los mayores réditos posibles para sus accionistas. Caiga quien caiga.

Posicionamientos ecologistas.

A los ecologistas tampoco les ha satisfecho la salomónica decisión gubernamental de prolongar en dos años más el plazo de la vida útil de la central. Tras el fracaso de la campaña para forzar el cierre definitivo de la nuclear en la fecha comprometida, las organizaciones antinucleares más influyentes, -como por ejemplo la Coordinadora Estatal Antinuclear-, han amenazado con recurrir la decisión gubernamental ante los tribunales. Y no se han mordido la lengua a la hora de criticar al Ejecutivo.

De esta manera, Ecologistas en Acción ha reaccionado concediendo un Premio Atila extraordinario a José Luis Rodríguez Zapatero, una decisión tal vez excesiva, y que personalmente atribuyo a la gran presión política que se vive en estos momentos dentro del colectivo ecologista en general. Zapatero siempre manifestó su postura personal antinuclear, pero después no ha sido capaz de oponerse con la firmeza necesaria al lobby pronuclear. Un hecho que le ha granjeado la enemistad de las organizaciones ecologistas. 

XXX Marcha a pie contra Garoña, el 30 de agosto, desde Barcina del Barco (Burgos).

Al grito de “Garoña, cierre ya”, la Coordinadora Estatal Antinuclear y la Coordinadora contra Garoña organizan, una vez más, una marcha que alcanzará su trigésima edición en esta ocasión. Los manifestantes, que critican la decisión del Gobierno de mantener en funcionamiento la nuclear hasta el año 2013, saldrán de Barcina del Barco (Burgos), el núcleo urbano más próximo a la central, el domingo 30 de agosto a las 12 horas de la mañana, para finalizar su recorrido frente a las puertas de la misma central.

Marcha – excursión contra Garoña en bicicleta: el 28 de agosto de 2009, desde Bilbao.

Los manifestantes burgaleses se verán respaldados en su marcha por la presencia de ecologistas venidos en bicicleta desde Bilbao. Allí, Ekologistak Martxan, con la colaboración de la asociación de ciclistas urbanos Biziz Bizi, está preparando un recorrido en bicicleta que atravesará los pueblos vascos más directamente afectados por un posible accidente en la central de Garoña.

Saldrán el viernes 28 de Bilbao y Orduña (cerca de Bilbao), participarán el sábado 28 en la ‘Bajada del Ebro’ que organizan los colectivos de Miranda para exigir un río vivo, y se terminarán su itinerario reivindicativo frente a la central de Garoña. El programa completo puede solicitarse a komunikazioa@ekologistakmartxan.org o info@bizizbizi.org. Tras la manifestación está previsto celebrar una comida popular.

Autobús directo desde Bilbao a Barcina del Barco.

Además, Ekologistak Martxan ha organizado un autobús para trasladarse a la marcha antinuclear. Saldrá de Bilbao el mismo domingo 30 de agosto (9:45 h. en el Arenal) y de Vitoria – Gasteiz (10:30 h. en Palacio Europa). Para apuntarse hay que llamar al 944 79 01 19 o enviar un correo a Ekologistak Martxan.

Un ecologista en El Bierzo.

La central nuclear de Garoña sufre un nuevo accidente.  10/08/09. Greenpeace.org.

La Generalitat pide el cese de la presidenta del CSN por Vandellós. 27/04/05. Diariocordoba.com.

El CNS reconoce que ha habido más fugas en Ascó anteriores a la del pasado 26 de noviembre de 2007 (en catalán).02/07/08. Blogcanc.blogspot.com.

La coordinadora estatal antinuclear recurrirá en los tribunales la decisión del gobierno de prorrogar 4 años la vida de la central nuclear de Garoña. 04/07/09. Infopatrocinios.com.

Denuncian el incumplimiento del PSOE de la promesa de cierre de nucleares. Julio 2009. Ecologistasenaccion.org.

Barcina del Barco: XXX Marcha contra Garoña. 30/08/09. Ecologistasenaccion.org.

Bilbao: Marcha-excursión de bicicletas contra Garoña. 28/08/09. Ecologistasenaccion.org.

Garoña, la central nuclear de las mil y una grietas. 02/06/09. Unecologistaenelbierzo.wordpress.com.

Bianca Jagger y Greenpeace se muestran favorables al cierre de Garoña. 12/06/09. Unecologistaenelbierzo.wordpress.com.

Los ecologistas reivindican el cierre de Garoña, mientras el Gobierno encarga al CNS informes para una posible prolongación de la vida útil de la central nuclear. 22/06/09. unecologistaenelbierzo.wordpress.com.

Anuncios

2 Respuestas a “El incendio de un transformador eléctrico en la central nuclear de Garoña demuestra que prolongar su vida útil ha sido un error

  1. Pingback: El Ministerio de Industria argumenta ‘razones económicas’ para el cierre de Garoña | Un ecologista en El Bierzo

  2. Pingback: El incendio de un transformador eléctrico en la central nuclear de Santa María de Garoña demuestra que prolongar su vida útil ha sido un error.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s