Día Mundial de los Océanos: “Unos océanos sanos, un planeta sano”

Muchas aves mueren envenenadas por culpa de los pásticos arrojados al mar. Midway 2012.

Muchas aves mueren envenenadas por culpa de los pásticos arrojados al mar. Midway 2012.

De la misma forma que los latidos del corazón hacen que la sangre circule por todo el cuerpo, los océanos conectan a las personas, con independencia de donde vivan. Los mares producen oxígeno, regulan el clima, alimentan a millones de personas, son el hábitat de una gran variedad de seres vivos y nos proporcionan medicinas y muchos más recursos. Para garantizar la salud de nuestras comunidades y de las generaciones futuras es imprescindible que cuidemos a los océanos con la misma intensidad que ellos cuidan de nosotros.

Dos terceras partes de la superficie de la Tierra están recubiertas por los océanos. Prácticamente resultan imprescindibles para la vida humana puesto que son una fuente casi inagotable de recursos: alimentos, energía, agua, sal… Además, en su interacción permanente con la atmósfera, la litosfera y la biosfera, favorecen las condiciones que posibilitan distintas formas de vida global.

Los océanos representan una fuente casi inagotable de recursos alimenticios. Fuente: Ecologiaverde.com.

Los océanos representan una fuente casi inagotable de recursos alimenticios. Ecologiaverde.com.

De los océanos obtenemos toneladas de pescado cada año, pero también son capaces de ofrecernos agua dulce (una vez desalada) para beber o regar. Además, en su subsuelo ocultan grandes reservas de petróleo y gas natural, las cuales debidamente explotadas pueden servir para satisfacer una buena parte de nuestras demandas energéticas.

Hace poco más de medio siglo los océanos eran todavía en gran parte un espacio natural virgen. sin embargo, hoy día la contaminación y la sobrepesca son unas amenazas inquietantes para su salud, en particular en las zonas costeras, que por otra parte son las más productivas del medio marino.

‘Unos océanos sanos, un planeta sano’.

El vertedero municipal de Puntallana (Punta de Avalo, La Gomera) fue durante muchos años el océano. 2005.

El vertedero municipal de Puntallana (Punta de Avalo, La Gomera) fue durante muchos años el océano. 2005.

En 1994 entró en vigor la Convención de las Naciones Unidas sobre la Ley para los Océanos. Sin embargo, no fue hasta el 2008 cuando, a partir de una iniciativa canadiense, la Asamblea General de las Naciones Unidas, en su 64ª Sesión Plenaria de 5 de diciembre, aprobó la Resolución 63/111 (“Los océanos y el derecho del mar”), en la que se acordó celebrar el 8 de junio el Día Mundial de los Océanos, lo que fue una realidad al año siguiente.

Cada año la Organización de las Naciones Unidas (ONU) elige un lema distinto para celebrar un día cuya finalidad es la de concienciar a las personas sobre la importancia de los océanos. El de este año es: ‘Unos océanos sanos, un planeta sano”.

Con este lema la ONU quiere, especialmente, llamar nuestra atención sobre la contaminación producida por los plásticos. Una situación muy extendida que representa una grave amenaza para la vida en general, ya que degrada los océanos muy lentamente y sus efectos son perdurables en el tiempo. Además, afecta a ciertos animales y organismos acuáticos de manera muy directa, ya que éstos confunden los plásticos con alimentos. En la actualidad los científicos están interesándose también en el impacto de este tipo de contaminación sobre los humanos.

La contaminación de los mares es también el resultado de una falta de reciclado en tierra firme, y está alcanzando actualmente límites insospechados. Una prueba de lo afirmado la aporta el atolón Midway, situado en el Océano Pacífico Norte a más de 3.300 kilómetros de distancia de cualquier continente. Allí, las aves salvajes están muriendo envenenadas por los restos plásticos de nuestras basuras, las cuales cubren hoy las playas que otrora fueron un maravilloso paraíso.

Una tortuga intenta comer un trozo de plástico. 2009. Fuente: federicodelossantos.com.

Una tortuga intenta comer un trozo de plástico. 2009. Fuente: federicodelossantos.com.

Los nurdles son pellets de plástico (un tipo de microplástico) que son comercializados de esta manera a menudo en buques de carga para ser utilizados en la fabricación de productos plásticos. Una cantidad significativa es volcada en los océanos, y se ha estimado que a nivel global, aproximadamente el 10% de la basura de las playas son nurdles. Por lo general los plásticos tardan un año en degradarse en los océanos, pero no por completo, y en este proceso ciertos elementos químicos tóxicos tales como bisfenol A y poliestireno pueden ser liberados por determinados plásticos hacia las aguas. Los trozos de poliestireno y nurdles son los tipos más comunes de polución por plástico en los océanos, y junto con las bolsas plásticas y los receptáculos de comida constituyen la mayor parte de la basura de los océanos. En el 2012, se estimaba que había unas 165 millones de toneladas de basura en los océanos.

La polución por plástico puede potencialmente envenenar a los animales, lo cual puede afectar de manera negativa el suministro de alimentos del ser humano. La polución por plástico es altamente dañina sobre los grandes mamíferos marinos. Se ha determinado que algunas especies marinas, tales como las tortugas de mar,contienen grandes cantidades de plásticos en su estómago. Por lo general en estos casos el animal muere de hambre, porque el plástico bloquea el aparato digestivo del animal. A veces los mamíferos marinos quedan enredados en productos plásticos tales como redes de pesca, lo cual los puede llegar a dañar o aun producirles la muerte.

Existen registros que indican que más de 260 especies, incluidos invertebrados, han ingerido plástico o han quedado enredados en elementos de plástico. Cuando un animal se enreda, sus movimientos se ven seriamente limitados, por lo cual le es sumamente difícil poder procurarse su alimento. Al quedar enredados por lo general mueren de hambre o de cortes profundos y úlceras. Se ha estimado que más de 400,000 mamíferos marinos mueren cada año a causa de la polución por plástico de los océanos. En el 2004, se estimó que las gaviotas de mar en el mar del Norte en promedio tenían en sus estómagos treinta trozos de plástico.

Residuos plásticos en Coco Beach en India. 28 jul. 2010. Wikipedia.org. Foto: Hajj0 ms.

Residuos plásticos en Coco Beach en India. 28 jul. 2010. Wikipedia.org. Foto: Hajj0 ms.

La sobrepesca es uno de los peligros que afecta a los océanos, ya que pone en peligro la existencia de algunas especies marinas. En este sentido, para conseguir unos océanos en buen estado de salud y con un futuro viable para nuestros recursos y comunidades pesqueras, es importante que se respeten los acuerdos internacionales y los plazos fijados para la restauración de las poblaciones de peces. En los mares que rodean Europa especies como el bacalao, el arenque y muchas otras especies se encuentran en grave riesgo de desaparición debido a la sobreexplotación pesquera.

Un ecologista en El Bierzo.

Ciberacción: por una Política Pesquera Europea respetuosa con nuestros océanos. 03/11/12. Ecobierzo.org.

El Escarabajo Verde presenta ‘Sopa de plástico 1ª Parte’ 14/06/13. Ecobierzo.org.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s