Archivo de la categoría: Greenpeace

Garoña: ¿el siguiente Fukushima o Chernóbil?

'No más fukushima'. Protesta en Garoña de Greenpeace. Greenpeace.org.

‘No más fukushima’. Protesta en Garoña de Greenpeace. Greenpeace.org.

He citado en el titular a estos dos últimos desastres nucleares por ser los de más reciente memoria y lamentablemente de los más graves acaecidos. Pero la lista de accidentes que no estaba previsto que ocurriesen, y que en teoría no podían ocurrir, es muy, muy, larga.

En diversas ocasiones he tratando el tema y el caso de Garoña en particular, sobre cuya central he escrito que no debería alargarse su vida útil más allá de los cuarenta años de servicio, ni tampoco improvisar experimentos que puedan acabar trágicamente. En este sentido recuerdo la célebre recomendación realizada por el filósofo y escritor Miguel de Unamuno, quien fuera tres veces rector de la Universidad de Salamanca, en cierta ocasión: “Mire usted, los experimentos hágalos con gaseosa y en su casa”.

Quiero decir con esto que hay experimentos no sólo prohibidos, sino prohibidísimos, y que ciertos asuntos no dejan espacio para ensayos de aprendiz de brujo, porque lo que está en juego es demasiado importante para correr riesgo alguno.

El radio de acción de un posible accidente nuclear en Garoña. 2009. Fuente: inigoortizdeguzman.wordpress.com.

El radio de acción de un posible accidente nuclear en Garoña. 2009: Inigoortizdeguzman.com.

Un posible accidente nuclear en Garoña (Burgos), que tiene la misma tecnología nuclear que Fukoshima pero mucho más antigua, tendría efectos en La Rioja y Vizcaya, con su capital Vitoria incluida, además de contaminar el agua del Ebro y del embalse de Ulibarri-Gamboa, del que bebe una buena parte del País Vasco (Bilbao). La contaminación llegaría incluso hasta Aragón.

Viene este comentario a cuento del titular publicado ayer enEl País’, anunciando que el Centro de Seguridad Nuclear (CSN) vuelve a la carga con la propuesta de reapertura de la central nuclear de Garoña, por más que ésta corresponda a un modelo anticuado y esté debidamente amortizada.

Para mí, detrás de la noticia se ocultauna vez más la codicia. En este caso la de  Nuclenor, que es la titular de la planta, una empresa integrada a partes iguales por las eléctricas Endesa e Iberdrola. Éstas no quieren desistir en el empeño de sacarle aún mayor tajada a lo que ya está sobradamente amortizado. Algo que, por supuesto, no se debería permitir.

Alegarán algunos que estoy hablando a la ligera de quienes tienen la responsabilidad de velar por nuestra seguridad, como es el caso de los trabajadores del Centro de Seguridad Nuclear (CSN), o los mismos ingenieros de Endesa e Iberdrola. Que conste que sobre su preparación y profesionalidad no me caben dudas, pero sí las albergo en lo que se refiere a su ética, condicionada como se encuentra ésta, -como suele suceder en cuanto abordamos el tema de lo humano-, a los intereses económicos. En este sentido citaré uno de los principios del escritor estadounidense y ganador del Premio Pulitzer (1943), Upton Sinclair: “Es difícil lograr que alguien comprenda algo cuando su sueldo depende de que no lo comprenda”.

Recordaré aquí también que cuando se produjeron graves hechos en la central nuclear de Ascó (2007), propiedad al 100% de Endesa, los vecinos no fueron inmediatamente alertados de ellos y que la dirección de la planta atómica retardó el aviso de los problemas al CSN. Quiero decir con esto que hoy, como ayer, no tenemos seguridad alguna de que los inmediatamente afectados por un posible escape nuclear sean avisados a tiempo.

Los intereses de las eléctricas por delante de los ciudadanos.

Protesta contra la reapertura de Garoña el pasado diciembre en Vitoria. Elpais.com. Foto: L. Rico.

Protesta contra la reapertura de Garoña el pasado diciembre en Vitoria. Elpais.com. Foto: L. Rico.

Reconozco que, detrás de estos movimientos en torno a la reapertura de la central, sólo veo intereses económicos que muy poco tienen que ver con el beneficio general. Estamos frente a una central que es la más antigua de España, que fue inaugurada hace 44 años y que tiene una producción eléctrica bastante limitada (500 megawatios). De hecho,  su cierre, -hace tres años-, no significó ningún desarreglo en el sistema eléctrico español, que se encuentra sobredimensionado.

La importancia del tema, a nivel social es relevante. Y eso parece haberlo comprendido muy bien el Partido Popular, y sus asesores populares y socialistas en las grandes eléctricas (las conocidas como puertas giratorias), como para que se obviara el debate social hasta superadas las elecciones generales. Metidos como se encuentran actualmente los partidos políticos en el embrollo de la constitución de un nuevo gobierno, por lo visto a alguien le ha parecido que ahora era un buen momento para sacar adelante este asunto.

Otro elemento importante a tener en consideración es que de reabrirse la central se marcaría un precedente que veo como muy peligroso. De hecho, tal vez esté ahí la clave de la petición de esta continuidad. Los expertos consideran que una aprobación podría actuar como punta de lanza para las otras cinco centrales que conforman el sector nuclear en España. Y todo ello sin abrir un pertinente debate público.

Nuclenor lo tiuene claro: quiere que el Ministerio de Industria le conceda 17 años más de funcionamiento. Una ampliación a la que Industria ha respondido dando varios pasos para permitirla. Aunque entes será necesario que el CSN dé su visto bueno.

El pleno del Consejo nuclear aprobó, en noviembre pasado, una modificación sobre las curvas de presión de la vasija del reactor de Garoña, uno de los requisitos exigidos para la continuidad de la planta. En cuanto a los demás (modificaciones del sistema eléctrico de la central y del edificio de almacenamiento de material usado, además de una revisión de las especificaciones técnicas de funcionamiento) serán aprobados probablemente hoy miércoles, gracias a los votos del Partido Popular, que tiene el control.

De hecho, este mismo partido es el que el 21 de febrero de 2014 aprobó un real decreto que establece que el cierre de las centrales solo será definitivo cuando se produzca por motivos de seguridad. Una reforma cuyo objetivo no era otro que permitir una ulterior reapertura de la central de Garoña y que fue catalogada como “muy positiva” por Nuclenor.

Tanto el PSOE, como Izquierda Unida y Podemos, ya se han manifestado partidarios de que la vida útil de las centrales nucleares no se prolongue más allá de los 40 años.  Sin embargo, recordaré aquí que los socialistas estando José Luis Zapatero al frente del país, y siendo Miguel Sebastián ministro de Industria, ya se aprobó y produjo un alargo de la vida útil de la central. Para Francisco Castejón, de Ecologistas en Acción, lo que quiere conseguir el Partido Popular es “atar las manos del Gobierno que entrará”.

En este contexto, tal y como dije, esal ministerio de Industria  al que le corresponde conceder la autorización final. Lo que de hecho significa que el proceso de reapertura tendría que concluir con una decisión política. De ahí que el nuevo mapa electoral resulte determinante en este caso.

En este asunto el portavoz de Equo y diputado por Podemos en el Congreso, Juan López de Uralde, ha manifestado una opinión muy clara sobre el mismo: “Es indecente que un Gobierno en funciones esté actuando así en el proceso para reabrir”.

En cuanto a Ciudadanos, el partido naranja ha preferido mostrarse prudente y ambiguo. David López, su coordinador de Medio Ambiente y Energía, ha planteado así la cuestión:“Lo más lógico sería no reabrir Garoña por criterios de seguridad, económicos y de sensibilidad social, pero no seremos dogmáticos y esperaremos al dictamen del CSN y analizaremos otros factores asociados”.

El rechazo a la reapertura de la central nuclear de Santa María de Garoña (Burgos) ha acercado al PSOE y Podemos en el Congreso de los Diputados. Ambos partidos, aunque por separado, presentarán proposiciones no de ley a la Mesa del Congreso en las que instan a que no se reabra esta central.

Por su parte, Greenpeace publicó ayer un artículo en su página oficial en la que se reafirma en su oposición a la apertura de la central.

Un ecologista en El Bierzo.

'Garona cierre ya'. Protesta de greenpeace para exigir el cierre definitivo de Garoña. Greenpeace.org.

‘Garona cierre ya’. Protesta de greenpeace para exigir el cierre definitivo de Garoña. Greenpeace.org.

El CSN impulsa la reapertura de la central nuclear de Garoña. 19/01/16. Elpais.com.

Nuclenor solicita alargar la vida de la central de Garoña 17 años más. 27/05/14. Elpais.com.

Tras tres años parada Garoña ha demostrado que es innecesaria para el sistema eléctrico. 18/12/15. Greenpeace.org.

La central de Garoña ya tiene una ley a medida para reabrir. 22/02/14. Elpais.com.

El rechazo a reabrir la central nuclear de Garoña une a PSOE y Podemos. 20/01/16. Elpais.com.

Garoña: ¿una jugada maestra del PP, Iberdrola y Endesa?
19/01/16. Greenpeace.org.

Anuncios

Greenpeace denuncia la elevada presencia de residuos químicos en las manzanas europeas cultivadas con métodos convencionales

Manzana. Los análisis realizados revelan la presencia de plaguicidas en los cultivos convencionales. Oct. 2015. Greenpeace.org.

Manzana. Los análisis realizados revelan la presencia de plaguicidas en los cultivos convencionales. Oct. 2015. Greenpeace.org.

Pocos productos alimenticios podrían despertar menos sospechas de contener productos químicos como la manzana. Al menos eso es lo que creía, dado que se trata de un fruto considerado excelente y cuyas cualidades nutricionales acredita la sabiduría popular. Sin embargo, tras leer el último estudio de Greenpeace, he cambiado de opinión. Esto no significa que dejaré de comer manzanas, sino que en la medida que mis posibilidades intentaré encontrar otros proveedores distintos a los que venía utilizando mayormente hasta ahora.

España, el país de la UE con medias más altas de residuos por muestra.

El informe, -cuyo resumen podéis encontrar al pie de este artículo junto al texto íntegro del mismo en inglés-, establece que tras analizar muestras de manzanas de producción nacional provenientes de once países europeos, compradas en veintitrés supermercados diferentes, se han encontrado hasta ocho plaguicidas distintos. Por desgracia, una vez más, España vuelve a ser noticia al situarse en cabeza del cóctel químico detectado, pues es en nuestro país donde se han encontrado las medias más altas de residuos por muestra. Greenpeace denuncia que los plaguicidas descubiertos representan un riesgo para el medio ambiente y suponen riesgos desconocidos para nuestra salud.

Un cóctel químico en las manzanas de producción convencional.

Pesticide application as routinee in EU apple production. Oct. 2015. Greenpeace.org.

Pesticide application as routinee in EU apple production. Oct. 2015. Greenpeace.org.

Para quienes quieran ahondar en esta cuestión les recomiendo la lectura del informe completo, aunque yo intentaré realizar un breve resumen aquí. Queda claro que hablamos de plaguicidas que se aplican de manera rutinaria a los manzanos.

Greenpeace ha hecho analizar en un laboratorio independiente alemán ciento veintiséis muestras de manzanas de producción nacional. De éstas, diecisiete eran ecológicas. Las muestras se analizaron mediante una técnica de análisis de residuos múltiples capaz de identificar una gran variedad de plaguicidas y sus metabolitos (500 parámetros). La buena notivia es que en las últimas manzanas no se detectó ningún residuo químico significativo.

Las muestras españolas fueron compradas en Madrid en Alcampo (tres muestras, dos convencionales y una ecológica), Carrefour (tres convencionales), E. Leclerc (dos convencionales), Lidl (dos convencionales), Mercadona (dos convencionales), NaturaSi (dos ecológicas y de Km 0). Excepto NaturaSi, sólo un supermercado ofrecía manzanas ecológicas de producción nacional (Alcampo) y otro (Carrefour) las ofrecía, aunque de importación.

De las ciento nueve muestras de manzanas cultivadas de forma convencional, noventa y una (un 83%) contenían uno o más residuos detectables correspondiéndole el mayor número de residuos detectables (8) a una muestra procedente de Bulgaria. Las medias más altas de residuos por muestra se encontraron en las muestras de España (4,3) seguidas de Bulgaria (4,0) y los Países Bajos (3,4).

En las manzanas de Alcampo se hallaron restos de difenilamina, un plaguicida cuyo uso no está aprobado en la UE. Este químico se puede utilizar como tratamiento después de la cosecha en países no pertenecientes a la Unión. Por tanto, dado que el nivel hallado fue bajo, es posible que su presencia se deba a una contaminación cruzada mientras se almacenaron o empaquetaron juntamente manzanas procedentes de la UE y de otros países.

En conjunto, las manzanas analizadas procedían, además de España, de Alemania, Austria, Bélgica, Bulgaria, Eslovaquia, Francia, Italia, Países Bajos, Polonia y Suiza.

Presencia de plaguicidas.

Greenpeace denuncia la presencia de fungicidas en manzanas europeas conve Oct. 2015. Greenpeace.

Greenpeace denuncia la presencia de fungicidas en manzanas europeas conve Oct. 2015. Greenpeace.

Numéricamente los tipos de plaguicidas que se encontraron con mayor frecuencia fueron fungicidas (20) e insecticidas (16), el resto consistía en acaricidas (2) y el metabolito THPI del captano. El THPI fue la sustancia que se detectó con más frecuencia (76), seguida del captano (20), boscalid (19), pirimicarb (18) y clorpirifos etil (15). Además se hallaron dos plaguicidas cuyo uso no está aprobado en la UE: difenilamina en una muestra de España y etirimol en una muestra de Polonia.

En el caso del etirimol es posible que este residuo esté presente debido a la degradación del bupirimato. Por otro lado, la difenilamina se puede utilizar como tratamiento después de la cosecha en países no pertenecientes a la UE. Por tanto, dado que el nivel hallado fue bajo, es posible que su presencia se deba a una contaminación cruzada mientras se almacenaron o empaquetaron juntamente manzanas procedentes de la UE y de otros países ajenos a la Unión.

Los resultados analizados con la base de datos del indicador de carga tóxica alemán1 mostraron que catorce de los plaguicidas detectados merecían la calificación más alta (10) por su toxicidad para los organismos acuáticos. Quince de los residuos merecían una calificación de 10 por su toxicidad a insectos beneficiosos, un subconjunto de ocho de estos residuos recibió un 10 por su toxicidad para las abejas, y trece de los plaguicidas detectados recibieron una calificación de 1.

Escasa normativa e insuficiente investigación sobre los plaguicidas.

Los manzanos dependen en gran medida de las abejas para su polinización. 2015. Greenpeace.org.

Los manzanos dependen en gran medida de las abejas para su polinización. 2015. Greenpeace.org.

Greenpeace destaca la dificultad actualmente existente para analizar de forma clara y global los posibles efectos de los plaguicidas sobre la salud, e indica que tras examinar la Base de Datos de las Propiedades de los Plaguicidas (Pesticide Properties Database-PPDB) resulta evidente la falta de información con la que se cuenta para evaluar los efectos de los plaguicidas sobre ésta. Para la ONG es especialmente preocupante la falta de información sobre la carcinogénesis, la mutagénesis y las posibles alteraciones endocrinas de un porcentaje significativo de plaguicidas detectados en las manzanas analizadas en este estudio.

Por otro lado, Greenpeace subraya que tampoco existe información sobre las posibles repercusiones medioambientales o sanitarias que puede acarrear la presencia de los plaguicidas detectados cuando éstos se encuentran como mezclas, lo que a su juicio demuestra las graves deficiencias del régimen normativo sobre plaguicidas.

Sin embargo, pese al nivel de preocupación que nos despierta esta investigación, la ONG informa de que “ninguno de los treinta y nueve residuos de plaguicidas diferentes hallados en las muestras recogidas sobrepasaron los límites del nivel máximo de residuos (MRL por sus siglas en inglés) establecido para las manzanas”.

El estudio demuestra la gran variedad de plaguicidas que se utilizan en los productos comercializados, tanto antes como después de la cosecha, lo que indica que su utilización es la norma en su cultivo convencional. Una situación que, unida a la falta de información sobre las consecuencias de estos plaguicidas, ya sea individualmente o como mezclas, es motivo para preocuparse según la organización. Además, para ésta los resultados obtenidos tras los análisis realizados muestran una vez más la gran necesidad de cambiar las presentes prácticas agrícolas basadas en el uso intensivo de sustancias químicas.

Algunas recomendaciones de Greenpeace.

La mitad de los plaguicidas encontrados son tóxicos para los organismos acuáticos, como las pulgas de agua y peces, y para las abejas y otros insectos beneficiosos. En este sentido es importante recordar que las manzanas tienen una gran dependencia de los insectos polinizadores como las abejas y que, en su ausencia, pueden darse pérdidas de producción de hasta un 90%.

Greenpeace considera necesario “reducir, y en última instancia eliminar, el uso de plaguicidas”. Para la ONG esto supondría abandonar el sistema de agricultura industrial y adoptar prácticas agrícolas ecológicas, lo que a su juicio “permitiría solventar de manera eficiente y holística los problemas ecológicos y económicos que actualmente asolan al sector agrícola”.

En consecuencia, Greenpeace considera que las iniciativas deben ir dirigidas a romper el círculo vicioso del uso de plaguicidas, centrándose en la agrobiodiversidad funcional. También entiende como fundamentalmente necesario: a) mejorar la gestión del suelo; b) poner en marcha el control biológico de las plagas; c) optar por variedades resistentes adaptadas a las condiciones locales; d) establecer sistemas para la rotación adecuada de los cultivos; y e) diversificar los sistemas agrícolas para facilitar que se remplacen los plaguicidas en la producción agrícola.

Según la organización, otras medidas necesarias han de encaminarse hacia garantizar que se aplica adecuadamente la directiva de la UE sobre el uso sostenible de plaguicidas. Para la ONG los Estados miembros han de adoptar medidas concretas y establecer objetivos ambiciosos que permitan avanzar hacia una reducción significativa en el uso de plaguicidas, tal y como establecen las directivas de la UE pertinentes. A más a más, considera que se deben revisar los controles normativos para la evaluación de riesgo de los plaguicidas, de manera a resolver con urgencia las incertidumbres e indeterminaciones relativas a sus posibles consecuencias sanitarias y medioambientales.

Frutas vistosas y de llamativos colores pueden ser conseguidas por los transgénicos consiguiendo engañar a nuestra vista. Fuente: extremaduraaldia.com.

El informe de Greenpeace señala la ausencia de plaguicidas en las manzanas ecológicas analizadas. Extremaduraaldia.com.

Así mismo interpreta que se deben investigar y monitorizar los efectos de los cócteles agroquímicos en la salud humana y el medio ambiente en general, aspecto que debiera traducirse en un marco normativo efectivo. Es más, cuando no exista esta información la ONG entiende que la regulación de los plaguicidas se debe basar estrictamente en el principio de precaución reconocido por la Comisión Europea. Además, considera que se deben evaluar las fórmulas de los plaguicidas en su conjunto y no solo los ingredientes activos por separado. En esta dirección, Greenpeace exige a la Administración que toda la información utilizada en el proceso de aprobación sea de dominio público, de forma inmediata y rutinaria.

Por su parte, Luís Ferreirim, responsable de agricultura de Greenpeace, insta a los supermercados “a que eliminen gradualmente los plaguicidas tóxicos en la producción de frutas y verduras, que apoyen a los agricultores y agricultoras a cambiar al modelo ecológico y que amplíen su oferta de productos ecológicos locales”.

Un ecologista en El Bierzo.

Aplicación de plaguicidas como rutina en la producción convencional de manzanas de la UE. Análisis de los residuos de plaguicidas presentes en manzanas en Europa. 21/10/15. Greenpeace.org.

Resumen en castellano del informe. Oct. 2015. Greenpeace.org. Pdf.

El informe íntegro en inglés. Oct. 2015. Greenpeace.org.

La Guía de Atún 2015 de Greenpeace orienta sobre la elección de la marca más respetuosa con la sostenibilidad

Guía de atún. 2015. Greenpeace.org.

Guía de atún. 2015. Greenpeace.org.

El atún es un alimento con muchos adeptos y su pesca y comercialización supone un negocio de dimensiones colosales al que normalmente no solemos prestar demasiada atención. Sin embargo, en tanto que consumidores, de nosotros depende en gran medida la continuidad de la especie.

Estos últimos días he subido al Facebook de la Asociación Cultural Ecobierzo numerosas noticias relacionadas con el atún. Esto se explica por la publicación, a finales del mes pasado, de la segunda Guía de Atún 2015′ de Greenpeace, que abunda sobre esta especie altamente nutritiva que puebla una buena parte de nuestros océanos. Aunque, el meollo del estudio se centre en la evaluación de la sostenibilidad de las catorce principales marcas del sector de la conserva de atún en España, entre las que se incluyen marcas privadas y de distribuidores.

Escuris. Ventresca de atún claro.

Escuris. Ventresca de atún claro.

Antes de seguir prefiero resumir la idea principal que me interesa que tengáis en consideración a la hora de comprar una lata de atún. Esta es, que se ha de mirar con atención su etiqueta, de manera que nos permita elegir aquel pescado capturado más cerca de casa y de la manera más sostenible. Quizás pueda sorprenderos descubrir que un gesto tan sencillo puede ayudar en gran medida a proteger los océanos.

La guía de Greenpeace indica que la mayoría de las conserveras, como Frinsa y Jealsa-Rianxeira, y distribuidoras como Alcampo, Mercadona y El Corte Inglés, han mejorado la trazabilidad del producto, así como su lucha contra la pesca ilegal y su política de compra de productos de atún en comparación con el anterior estudio. Lo que sin duda es una buena noticia. La asignatura que continúa pendiente es la escasa información sobre la sostenibilidad de los métodos de pesca utilizados que figura (o falta) en las latas. Un asunto que es de la máxima importancia.

Han empeorado con respecto a 2013 Carrefour, Calvo, Albo y Eroski, manteniéndose Ortiz en la peor posición. A algunas de estas empresas les convendría recibir algún constructivo tirón de orejas, asunto al que os invito a través de la página web de la ONG.

Sobre el atún.

Elegir con criterio lo que consumimos puede tener gran repercusión sobre el medio ambiente. 2015. Greenpeace.org.

Elegir con criterio lo que consumimos puede tener gran repercusión sobre el medio ambiente. 2015. Greenpeace.org.

El atún es uno de los pescados más demandados a nivel mundial y para Greenpeace la gestión de sus pesquerías es clave para no agotar sus stocks. En el caso de España, es la conserva de pescado más consumida.

El atún rabil y el patudo (conocidos como “atún claro”) se encuentran a niveles insosteniblemente bajos en todos los océanos. De hecho el atún patudo está clasificado como “vulnerable” por la IUCN. Los stocks de atún rojo, la especie de atún más icónica y codiciada, han estado al borde del colapso y su pesquería se encuentra ahora en un plan de recuperación. El atún listado, uno de los más demandados, aún no se encuentra sobreexplotado, pero si la pesca continúa al ritmo actual, los stocks se colapsarán. Además, los métodos usados para pescar atún listado suelen atrapar juveniles de atún rabil y patudo, agravando la situación de estas especies.

Sobre la pesca del atún y sus métodos.

Pesca del atún. 2015. Greenpeace.org. Foto: Alex Offord.

Pesca del atún. 2015. Greenpeace.org. Foto: Alex Offord.

La organización conservacionista considera que la flota pesquera de atún está sobredimensionada, lo que a su juicio genera una gran presión sobre este recurso limitado. Y lamenta que el atún que llega a las conserveras españolas es, principalmente, el capturado con cerco empleando el uso de FADs (Dispositivos Agregadores de Peces). Precisamente el más insostenible. El palangre industrial también tiene un nivel elevado de capturas accidentales, especialmente de tiburones.

Si atendemos a la explicación de los expertos los dispositivos FAD son objetos flotantes que crean un hábitat artificial que atrae a distintas especies de peces, entre ellas atunes (juveniles y adultos), tiburones y tortugas marinas. Se considera que el 75% de las capturas mundiales de cerco se llevan a cabo con FAD y nosotros lo que hemos de hacer es evitar ese consumo, eligiendo como métodos más sostenibles la pesca con caña, el curricán o la pesca con cerco sobre banco libre. Es decir, sin uso de FAD.

En cuanto a la pesca con banco libre es aquella que sitúa la red en torno a un banco de peces que se ha agregado de manera natural. Los bancos libres tienen menor presencia de juveniles y otras especies como tiburones.

La pesca pirata es otro de los graves problemas en relación con la pesca del atún, ya que va en aumento y roba este pescado literalmente del plato de algunas de las comunidades más pobres del planeta. Por otro lado, algunas pesquerías legales están siendo cómplices al negociar con empresas y multinacionales el permiso para pescar atún en sus aguas dejando pocos beneficios a las comunidades locales.

Para salvar las poblaciones de atún y garantizar su futuro Greenpeace considera que se deben crear Reservas Marinas en aquellas zonas más importantes para estas especies, luchar contra la pesca ilegal y favorecer los métodos de pesca sostenibles.

Los resultados del análisis.

Descubre lo que esconde tu lata de atún. Guía 2015. Greenpeace.org.

Descubre lo que esconde tu lata de atún. Guía 2015. Greenpeace.org.

El análisis se ha realizado sobre las 14 marcas de atún que ya habían sido analizadas en 2013 y siguiendo los mismos siete criterios: trazabilidad; sostenibilidad del origen y los métodos de pesca; pesca ilegal; equidad social; política de compra; información y transparencia hacia el consumidor; e iniciativas adicionales para potenciar el cambio. Para la elaboración de la guía se ha utilizado la información proporcionada por las empresas y distribuidores.

Tras el análisis, la organización ecologista destaca positivamente que muchas marcas y grandes superficies promueven, en mayor medida que en 2013, un atún sostenible, capturado con caña y anzuelo o con cerco en banco libre. Sin embargo, considera que continúa escaseando la transparencia e información a los consumidores, lo que dificulta una elección de los productos más sostenibles. En este sentido, Greenpeace pide a las marcas que faciliten estos datos, añadiendo en el etiquetado la información de la especie, la zona de pesca y el método de captura.

Las marcas que han subido o mantenido su posición con respecto al anterior análisis son Frinsa, Jealsa-Rianxeira, Alcampo, Mercadona, El Corte Inglés, Consorcio, LIDL, Garavilla-Isabel y Salica-Campos, aunque la ONG insista en que aún queden muchos aspectos de mejora. Las últimas posiciones están ocupadas por las empresas que, además, han bajado de posición respecto a la anterior edición, y que son Carrefour, Calvo, Albo y Eroski, que manifiestan un compromiso con la sostenibilidad insuficiente. Un caso especial es el de Ortiz que, sigue sin facilitar a Greenpeace la información necesaria para su evaluación. Como ya hizo en 2013.

Los resultados obtenidos por Greenpeace indican que las empresas han mejorado mucho la trazabilidad del producto desde el mar hasta el punto de venta, así como en su cadena de custodia. Y que ya incorporan criterios de equidad social en su actividad pesquera y productora, independientemente del país de enlatado. Pero aunque hay marcas que comienzan a demandar atún capturado con métodos de pesca sostenibles, ésta sigue siendo una de las grandes asignaturas pendientes, ya que incluso algunas marcas tienen atún de arrastre pelágico, uno de los métodos de pesca más dañinos.

“Si las empresas conserveras y distribuidoras españoles promueven la sostenibilidad de los productos atuneros, apostando por los stocks menos explotados y por los métodos de pesca más selectivos, se disminuirá la presión pesquera sobre esta especie, poniendo al sector español a la cabeza de la sostenibilidad y cumpliendo con la nueva Política Pesquera Común que promueve la pesca sostenible y la eliminación de la sobrecapacidad y de la pesca destructiva”, opina la organización.

Un ecologista en El Bierzo.

Una vetusta embarcación dedicada a la pesca del atún. Greenpeace.org. Foto: Paul Hilton,

Una vetusta embarcación dedicada a la pesca del atún. Greenpeace.org. Foto: Paul Hilton,

Guía de Atún 2015. 29/09/15. Greenpeace.org.

Las marcas de atún y las grandes superficies mejoran sustancialmente en la segunda Guía de Atún de Greenpeace. 29/09/15. Greenpeace.org.

Firma para exigir un atún sostenible y un etiquetado transparente y con información. Oct. 2015. Greenpeace.org. Ciberacción.

Thai Union, el lado oscuro del gigante del atún. 10/10/15. Greenpeace.org. Elvira Jiménez.

La esclavitud en la pesca del atún. 04/08/15. Greenpeace.org. Elvira Jiménez.

Descubre los secretos que se ocultan en una lata de atún. 06/10/15. Youtube.com. Greenpeacespain.

Multa histórica para BP en el Golfo de México y los responsables del Prestige se van de rositas

Incendio de la plataforma petrolera de la BP en el golfo de México. Abril, 2010. The United States Coast Guard.

Incendio de la plataforma petrolera de la BP en el golfo de México. Abril, 2010. The United States Coast Guard.

Tras la publicación el pasado mes de abril de las indemnizaciones millonarias asumidas por la British Petroleum, en relación con el desastre que asoló la zona del Golfo de México aquel mismo mes de 2010, han vuelto a aparecer recientemente nuevas noticias relacionadas con esas compensaciones, las más altas apuntan esas fuentes requeridas jamás por ningún gobierno mundial a petrolera alguna.

El baile de cifras sobre esas compensaciones es bastante variado, según el medio de comunicación consultado, aunque todos coinciden en lo excepcional del importe que deberá pagar la petrolera inglesa durante los próximos cinco años (otras fuentes indican dieciocho) para mitigar los efectos del grave desastre medioambiental que provocó y que se situaría en el orden de los 20.000 millones de dólares americanos.

Imagen aérea del petrolero Prestige partido en dos. Elpais.com. Efe.

Imagen aérea del petrolero Prestige partido en dos. Elpais.com. Efe.

La noticia ha generado algunas reacciones airadas, como por ejemplo la de Greenpeace y de otras personas interesadas por estos temas (entre las que me incluyo), por la diferencia que establece el caso ocurrido frente a las costas norteamericanas con el protagonizado en 2002, por el petrolero liberiano Prestige frente a las gallegas. Y todo porque, en este último caso, todos los acusados ya han sido absueltos y la vía judicial se ha cerrado sin establecer responsabilidad alguna.

Se considera que el hundimiento del Prestige supuso el vertido de 77.000 toneladas de fuel en lo que significó la mayor catástrofe medioambiental en España, la cual motivó la colaboración desinteresada de miles de voluntarios venidos de todos los rincones del país. Trece años después, la única ayuda que han recibido los afectados fue la que proporcionó el propio Estado español.

La conclusión que algunos sacamos es que nuestra justicia es demasiado laxa cuando se trata de establecer responsabilidades en los delitos ambientales que nos afectan, algo que no es novedad alguna para los lectores de este blog, que suficientes casos ha publicado de lo mismo, pero que no deja todavía de sorprender a algunas almas cándidas.

Según ‘Publico.es’, la petrolera británica se comprometió, el pasado día 5, a pagar hasta 20.800 millones de dólares (18.571 millones de euros) para saldar las demandas civiles relacionadas con el desastre natural originado por la explosión de la plataforma Deepwater Horizon. Para ese diario digital la cifra supone la mayor multa medioambiental de carácter civil en la historia y la mayor indemnización que ha tenido que afrontar una sola empresa en EE.UU.

El pacto acordado entre la petrolera y el Departamento de Justicia de EEUU, que cierra el caso, del pozo Macondo y ha supuesto -al contrario de lo que yo imaginaba que sucedería- una subida del valor bursátil de la empresa.

El acuerdo con la British Petroleum.

Desastre medioambiental en el golfo de México. Filealien-46.blogspot.com.

Desastre medioambiental en el golfo de México. Filealien-46.blogspot.com.

Atendiendo a las cifras publicadas por ‘Publico es’ el acuerdo alcanzado con el Gobierno estadounidense significa que la BP deberá pagar 5.500 millones de dólares (4.910 millones de euros) de multa, de los cuales un 80% se destinará a la restauración de la región afectada por el desastre medioambiental. Asimismo, la petrolera británica pagará 8.100 millones de dólares (7.232 millones de euros) en concepto de daños a los recursos naturales y hasta 700 millones de dólares adicionales (625 millones de euros) para afrontar cualquier otra afección a esos recursos desconocida en el momento de suscribir el acuerdo. Además, BP pagará 600 millones de dólares (536 millones de euros) para hacer frente a otras reclamaciones, mientras que destinará 4.900 millones de dólares (4.375 millones de euros) a los cinco estados del Golfo más afectados (Alabama, Florida, Luisiana, Mississippi y Texas) y hasta 1.000 millones de dólares (893 millones de euros) a saldar las reclamaciones de los gobiernos locales.

El acuerdo del Prestige.

Voluntarios proceden a la limpieza del fuel vertido por el Prestige. Galicia, 28 nov. 2002. Greenpeace.org. Foto: Pedro Armestre.

Voluntarios proceden a la limpieza del fuel vertido por el Prestige. Galicia, 28 nov. 2002. Greenpeace.org. Foto: Pedro Armestre.

Tras un proceso judicial de once años, con 270.000 folios de sumario y unas 400 horas de declaraciones, la Audiencia Provincial de Coruña absolvió a los acusados del caso, evitando que el Estado pudiera reclamar a alguien la responsabilidad civil por los 4.328 millones de euros en pérdidas –según la Fiscalía- que originó el vertido que contaminó unos 2.500 Km de costa. Unos daños, por otra parte, calificados como mucho más importantes por algunos informes presentados durante el proceso.

El Partido Popular (PP) culpó del desastre al capitán del navío, Apostolos Mangouras, que fue condenado a nueve meses de prisión por un delito de desobediencia grave aunque no fue a la cárcel, y al jefe de máquinas, Nikolaos Argyropoulos. Solo hubo un cargo público encausado, el exdirector general de la Marina Mercante, José Luis López-Sors, que resultó absuelto.

Para Antón Sánchez, diputado de Anova en el parlamento gallego, muy crítico con las decisiones adoptadas en aquel momento por el Gobierno, “el proceso judicial fue un auténtico despropósito”. Sanchez considera que “como siempre acaba pasando en estos casos, se termina arrojando sobre un chivo expiatorio toda la responsabilidad que en realidad es múltiple”.

Recordaré que durante la crisis previa al hundimiento del petrolero con bandera de Bahamas, el Gobierno, encabezado entonces por el presidente José María Aznar, y con Mariano Rajoy como portavoz del Gobierno. decidió alejar el buque de la costa, desoyendo los avisos de los expertos y del propio capitán, que aconsejaban resguardarlo en un puerto seguro. El buque terminó quebrándose a 250 km de la costa.

Juan Luis Pía, presidente del tribunal que ha juzgado la catástrofe del «Prestige». 2013. Abc.es. Efe.

Juan Luis Pía, presidente del tribunal que ha juzgado la catástrofe del «Prestige». 2013. Abc.es. Efe.

Para Francisco Segura, coordinador estatal de Ecologistas en Acción, “Tenemos un ordenamiento jurídico tremendamente garantista, pero en el momento en el que hay que imputar a alguien de la administración, es casi imposible”, explica. “Queda claro que nuestra justicia es ineficiente a la hora de asignar responsabilidades”, dice apuntando hacia al caso del hotel ‘El Algarrobico’. Por lo demás, Greenpeace asegura que todavía hay miles de plataformas petroleras en el Golfo de México y que “muy poco ha cambiado para hacerlas más seguras”.

Por otra parte observo que en el Ártico la carrera por el oro negro ciega a los gobiernos, poniendo en riesgo el medio ambiente, tal y como viene denunciando esa ONG. Y todo esto ocurre mientras el petróleo podría ya ser sustituido por otras alternativas energéticas que comportan riesgos menores. En este sentido, si estás en contra de estas prospecciones, puedes manifestarte firmando una petición de Greenpeace que ya cuenta con más de 200.000 firmas.

En relación con el caso Prestige me parece importante subrayar que en 2003 el Gobierno español interpuso una demanda contra empresa American Bureau of Shipping (ABS) reclamándole el pago de mil dólares por haber declarado el buque siniestrado apto para la navegación. Sin embargo, este proceso judicial fracasó tras recibir tres fuertes varapalos en su largo discurrir por los tribunales norteamericanos.

Un ecologista en El Bierzo.

José Luis López Sors, durante el macrojuicio por el desastre del Prestige. Lavozdegalicia.es. Paco Rodríguez.

José Luis López-Sors, durante el macrojuicio por el desastre del Prestige. Lavozdegalicia.es. Foto: Paco Rodríguez.

Indemnización sin precedentes por el vertido del golfo de México. 03/07/15. Elperiodico.ocm.

BP paga la mayor indemnización de la historia por el vertido del Golfo de México; el Prestige, sin responsable. 05/10/15. Publico.es.

BP se declara culpable del vertido en el golfo de México y pagará 3.500 millones. 30/04/15. Elpais.com.

Sentencia del “Prestige”: un proceso que no acaba con la lectura del veredicto. 13/11/13. Abc.es.

José Luis López Sors: «Soy más ecologista que Nunca Máis». 16/11/13. Lavozdegalicia.es.

BP y Prestige: o el ejemplo de que contaminar sale más barato según dónde se haga. 06/1/15. Greenpeace.org.

¡Prospecciones NO! 2015. Greenpeace.

Doscientos productores autónomos de energía eléctrica protestan en Ponferrada contra el Decreto de autoconsumo del Gobierno

Protesta de Anpier en Ponferrada.  24 sept. 2015. Foto: Enrique L. Manzano.

Protesta de Anpier en Ponferrada. 24 sept. 2015. Foto: Enrique L. Manzano.

Unos doscientos productores autónomos de energía renovable se manifestaron hoy en Ponferrada dentro de la campañaEl camino del Sol organizada por la Asociación Nacional de Productores e Inversores de Energía Fotovoltaica (Anpier).

La marcha de protesta, que cuenta con el apoyo de Greenpeace y de la Fundación Renovables, se desplazó en grupo desde el Polígono Industrial La Barca, situado en el camino de Santiago, llegó hasta las proximidades del Albergue de Peregrinos de Ponferrada, donde se produjeron diversas intervenciones de denuncia del Decreto de autococonsumo energético que el Gobierno pretende aprobar mañana.

Hasta 62.000 pequeños productores de energía eléctrica se verán afectados por las nuevas medidas gubernamentales que suponen para ellos grandes pérdidas económicas al privilegiar al monopolio de unas eléctricas que basan su producción en el recurso a la energía nuclear o la resultante de la combustión de combustibles fósiles.

En su intervención el presidente de la Fundación Renovables, Jorge Morales, destacó que la nueva legislación “está hecha por y para las eléctricas” y habló de la imparable “revolución energética” que supone la iniciativa de los autónomos, destacando la gran creación de empleo que supondría de llevarse a cabo.

 Protesta de Anpier en Ponferrada.  24 sept. 2015. Foto: Enrique L. Manzano.

Protesta de Anpier en Ponferrada. 24 sept. 2015. Foto: Enrique L. Manzano.

Un aspecto subrayado por el representante de Greenpeace, Enrique Garzo, que recordó que organización tiene establecida una hoja de ruta para que en el año 2050 el 100 por ciento de la energía producida en el país sea renovable. También aseguró que el cambio climático, sobre el que hace una década todavía existían algunas dudas, era hoy una realidad incuestionable.

El pasado mes de julio la oposición política en bloque firmó un manifiesto pidiendo la retirada de la propuesta gubernamental de real decreto por el que se establece la regulación de las condiciones administrativas, técnicas y económicas sobre el autoconsumo eléctrico. Los firmantes, entre los que también hay organizaciones no gubernamentales, sindicatos y asociaciones empresariales, consideran que la norma impone “peajes injustos” y trabas administrativas.

Un ecologista en El Bierzo.

La oposición en bloque promete derogar el decreto sobre autoconsumo. 27/07/15. Elpais.com.

Iniciativa de ANPIER para reclamar un nuevo modelo energético nacional. 13/09/15. Unecologistaenelbierzo.wordpress.com.

Pros y contras del autoconsumo eléctrico. 24/06/15. Elpais.com.

Corullón, municipio libre de transgénicos como medida de protección de los métodos de agricultura tradicional

Conferencia de GMO-FreeEurope Conference. 8 mayo 2015.

Conferencia de GMO-Free Europe. Berlín, 8 mayo 2015. Gmo-free-regions.org.

El municipio berciano de Corullón, en El Bierzo (León), ha dado un interesante paso adelante en la protección del medio ambiente al declararse ‘zona libre de transgénicos’. Así lo determinó el Pleno municipal celebrado el pasado día 3 de septiembre. Un acuerdo que fue aprobado por unanimidad de toda la corporación como medida de protección de los métodos de agricultura tradicional.

Desde luego me resultan francamente interesantes estas iniciativas medioambientales, y más aún aquellas que tienen que ver con nuestro consumo, alimentación y salud, un motivo por el cual felicito a toda el cabildo curulense. Con más fuerza aún si considero la dificultad que suelen entrañar las aprobaciones municipales por unanimidad.

Ya hace unos cuantos años que la Asociación Cultural Ecobierzo propuso públicamente, a todos los municipios de la comarca, la adopción de medidas destinadas a preservar la pureza genética de nuestros productos agrarios, manteniéndolos al margen de posibles contaminaciones transgénicas. Sin embargo, su propuesta no obtuvo el éxito esperado. Esperemos que la “efervescencia” política actual contribuya a popularizarla.

El castillo de Corullón, en El Bierzo. Ayuntamiento.org. Foto: Juan Cedrón.

El castillo de Corullón, en El Bierzo. Ayuntamiento.org. Foto: Juan Cedrón.

Por lo que sé, Corullón es el segundo municipio berciano en adoptar tal medida, tras la aprobación de una moción semejante por el de Cacabelos hace una década, en una zona en la que se concentra una buena parte de nuestra producción ecológica comarcal (especialmente en Quilós). Ojalá que otros municipios bercianos se sumen y podamos llegar a una situación de total acuerdo en este sentido.

La propuesta recientemente aprobada el consistorio de Corullón contó para su formulación con la información facilitada por algunas onegés como Greenpeace y Amigos de la Tierra. He buscado en su página web el acta del Pleno correspondiente a la moción aprobada, pero sólo aparecen las correspondientes al año 2009. Esperemos que, en aras a la trasparencia municipal, se solucione pronto este asunto.

Personalmente me he manifestado, en numerosas ocasiones, en contra de los transgénicos. Un empeño al que he dedicado una buena parte del tiempo en mi blog. Sin embargo, creo que todavía quedan pendientes de realización estudios más científicos sobre los supuestos problemas que generan este tipo de alimentos así modificados. Más claro tengo, en contraposición, los negativos efectos que para la agricultura está teniendo el actual sistema de patentes y la comercialización de algunos de estos productos.

Las Zonas Libres de Transgénicos.

Ecobierzo quiere que la comarca berciana sea declarada Zona Libre de Transgénicos. Ecobierzo.wordpress.com.

Ecobierzo quiere que la comarca berciana sea declarada Zona Libre de Transgénicos. Ecobierzo.wordpress.com.

Las Zonas Libres de Transgénicos (ZLT) son un movimiento de resistencia frente a la expansión de los transgénicos. Se establecen principalmente para evitar ese cultivo y, en segunda instancia, para evitar también su presencia en la alimentación.

En el contexto europeo y nacional actual la declaración de zonas libres de transgénicos (regiones, municipios, zonas específicas, etc.), es una herramienta eficaz para frenar su expansión. Además, las encuestan apuntan a que este tipo de iniciativas cuentan con un amplio respaldo popular.

La nueva legislación europea, la Directiva (UE) 2015/412, consagra la posibilidad de que los Estados miembros restrinjan o prohíban el cultivo de transgénicos en la totalidad o parte de su territorio y es por ello una herramienta fundamental para impedir la propagación de este tipo de cultivos.

Por otro lado, más de 180 municipios, los cabildos, consejos insulares de Mallorca, Menorca y Lanzarote y Autoridades Provinciales de la Diputación de Málaga y las Juntas Generales de Álava y Vizcaya se han declarado zonas libres de transgénicos.

En Europa más de 200 regiones y 4.500 autoridades locales se han acogido a esta iniciativa que rechaza el cultivo de transgénicos (http://www.gmo-free-regions.org/). La Región Autónoma de Madeira, Portugal, fue en el pasado la primera región europea libre de transgénicos reconocida de forma oficial.

¿Qué puedes hacer tú?

Logo. Gmo-Free Europe. 2015. Gmo-free-regions.org.

Logo. Gmo-Free Europe. 2015. Gmo-free-regions.org.

Escribe a tu representante político y pídele que presente una moción para que se declare Zona Libre de Transgénicos. Anímale también a que apueste decididamente por la agricultura ecológica, por ejemplo adoptando medidas de apoyo a la misma. Cuanto más amplia sea la superficie dedicada a la agricultura ecológica menos posibilidades de expansión tendrán los cultivos transgénicos.

Un ecologista en El Bierzo.

Corullón, municipio libre de transgénicos. 05/09/15. Diariodeleon.es.

¿Dónde están los cultivos transgénicos en España? 22/07/15. Greenpeace.org.

Ecobierzo por una comarca libre de transgénicos. 17/04/13. Unecologistaenelbierzo.wordpress.com.

Zona libre de Transgénicos. 04/11/10. Greenpeace.org.