Archivo de la etiqueta: Agrobiodiversidad

Greenpeace denuncia la elevada presencia de residuos químicos en las manzanas europeas cultivadas con métodos convencionales

Manzana. Los análisis realizados revelan la presencia de plaguicidas en los cultivos convencionales. Oct. 2015. Greenpeace.org.

Manzana. Los análisis realizados revelan la presencia de plaguicidas en los cultivos convencionales. Oct. 2015. Greenpeace.org.

Pocos productos alimenticios podrían despertar menos sospechas de contener productos químicos como la manzana. Al menos eso es lo que creía, dado que se trata de un fruto considerado excelente y cuyas cualidades nutricionales acredita la sabiduría popular. Sin embargo, tras leer el último estudio de Greenpeace, he cambiado de opinión. Esto no significa que dejaré de comer manzanas, sino que en la medida que mis posibilidades intentaré encontrar otros proveedores distintos a los que venía utilizando mayormente hasta ahora.

España, el país de la UE con medias más altas de residuos por muestra.

El informe, -cuyo resumen podéis encontrar al pie de este artículo junto al texto íntegro del mismo en inglés-, establece que tras analizar muestras de manzanas de producción nacional provenientes de once países europeos, compradas en veintitrés supermercados diferentes, se han encontrado hasta ocho plaguicidas distintos. Por desgracia, una vez más, España vuelve a ser noticia al situarse en cabeza del cóctel químico detectado, pues es en nuestro país donde se han encontrado las medias más altas de residuos por muestra. Greenpeace denuncia que los plaguicidas descubiertos representan un riesgo para el medio ambiente y suponen riesgos desconocidos para nuestra salud.

Un cóctel químico en las manzanas de producción convencional.

Pesticide application as routinee in EU apple production. Oct. 2015. Greenpeace.org.

Pesticide application as routinee in EU apple production. Oct. 2015. Greenpeace.org.

Para quienes quieran ahondar en esta cuestión les recomiendo la lectura del informe completo, aunque yo intentaré realizar un breve resumen aquí. Queda claro que hablamos de plaguicidas que se aplican de manera rutinaria a los manzanos.

Greenpeace ha hecho analizar en un laboratorio independiente alemán ciento veintiséis muestras de manzanas de producción nacional. De éstas, diecisiete eran ecológicas. Las muestras se analizaron mediante una técnica de análisis de residuos múltiples capaz de identificar una gran variedad de plaguicidas y sus metabolitos (500 parámetros). La buena notivia es que en las últimas manzanas no se detectó ningún residuo químico significativo.

Las muestras españolas fueron compradas en Madrid en Alcampo (tres muestras, dos convencionales y una ecológica), Carrefour (tres convencionales), E. Leclerc (dos convencionales), Lidl (dos convencionales), Mercadona (dos convencionales), NaturaSi (dos ecológicas y de Km 0). Excepto NaturaSi, sólo un supermercado ofrecía manzanas ecológicas de producción nacional (Alcampo) y otro (Carrefour) las ofrecía, aunque de importación.

De las ciento nueve muestras de manzanas cultivadas de forma convencional, noventa y una (un 83%) contenían uno o más residuos detectables correspondiéndole el mayor número de residuos detectables (8) a una muestra procedente de Bulgaria. Las medias más altas de residuos por muestra se encontraron en las muestras de España (4,3) seguidas de Bulgaria (4,0) y los Países Bajos (3,4).

En las manzanas de Alcampo se hallaron restos de difenilamina, un plaguicida cuyo uso no está aprobado en la UE. Este químico se puede utilizar como tratamiento después de la cosecha en países no pertenecientes a la Unión. Por tanto, dado que el nivel hallado fue bajo, es posible que su presencia se deba a una contaminación cruzada mientras se almacenaron o empaquetaron juntamente manzanas procedentes de la UE y de otros países.

En conjunto, las manzanas analizadas procedían, además de España, de Alemania, Austria, Bélgica, Bulgaria, Eslovaquia, Francia, Italia, Países Bajos, Polonia y Suiza.

Presencia de plaguicidas.

Greenpeace denuncia la presencia de fungicidas en manzanas europeas conve Oct. 2015. Greenpeace.

Greenpeace denuncia la presencia de fungicidas en manzanas europeas conve Oct. 2015. Greenpeace.

Numéricamente los tipos de plaguicidas que se encontraron con mayor frecuencia fueron fungicidas (20) e insecticidas (16), el resto consistía en acaricidas (2) y el metabolito THPI del captano. El THPI fue la sustancia que se detectó con más frecuencia (76), seguida del captano (20), boscalid (19), pirimicarb (18) y clorpirifos etil (15). Además se hallaron dos plaguicidas cuyo uso no está aprobado en la UE: difenilamina en una muestra de España y etirimol en una muestra de Polonia.

En el caso del etirimol es posible que este residuo esté presente debido a la degradación del bupirimato. Por otro lado, la difenilamina se puede utilizar como tratamiento después de la cosecha en países no pertenecientes a la UE. Por tanto, dado que el nivel hallado fue bajo, es posible que su presencia se deba a una contaminación cruzada mientras se almacenaron o empaquetaron juntamente manzanas procedentes de la UE y de otros países ajenos a la Unión.

Los resultados analizados con la base de datos del indicador de carga tóxica alemán1 mostraron que catorce de los plaguicidas detectados merecían la calificación más alta (10) por su toxicidad para los organismos acuáticos. Quince de los residuos merecían una calificación de 10 por su toxicidad a insectos beneficiosos, un subconjunto de ocho de estos residuos recibió un 10 por su toxicidad para las abejas, y trece de los plaguicidas detectados recibieron una calificación de 1.

Escasa normativa e insuficiente investigación sobre los plaguicidas.

Los manzanos dependen en gran medida de las abejas para su polinización. 2015. Greenpeace.org.

Los manzanos dependen en gran medida de las abejas para su polinización. 2015. Greenpeace.org.

Greenpeace destaca la dificultad actualmente existente para analizar de forma clara y global los posibles efectos de los plaguicidas sobre la salud, e indica que tras examinar la Base de Datos de las Propiedades de los Plaguicidas (Pesticide Properties Database-PPDB) resulta evidente la falta de información con la que se cuenta para evaluar los efectos de los plaguicidas sobre ésta. Para la ONG es especialmente preocupante la falta de información sobre la carcinogénesis, la mutagénesis y las posibles alteraciones endocrinas de un porcentaje significativo de plaguicidas detectados en las manzanas analizadas en este estudio.

Por otro lado, Greenpeace subraya que tampoco existe información sobre las posibles repercusiones medioambientales o sanitarias que puede acarrear la presencia de los plaguicidas detectados cuando éstos se encuentran como mezclas, lo que a su juicio demuestra las graves deficiencias del régimen normativo sobre plaguicidas.

Sin embargo, pese al nivel de preocupación que nos despierta esta investigación, la ONG informa de que “ninguno de los treinta y nueve residuos de plaguicidas diferentes hallados en las muestras recogidas sobrepasaron los límites del nivel máximo de residuos (MRL por sus siglas en inglés) establecido para las manzanas”.

El estudio demuestra la gran variedad de plaguicidas que se utilizan en los productos comercializados, tanto antes como después de la cosecha, lo que indica que su utilización es la norma en su cultivo convencional. Una situación que, unida a la falta de información sobre las consecuencias de estos plaguicidas, ya sea individualmente o como mezclas, es motivo para preocuparse según la organización. Además, para ésta los resultados obtenidos tras los análisis realizados muestran una vez más la gran necesidad de cambiar las presentes prácticas agrícolas basadas en el uso intensivo de sustancias químicas.

Algunas recomendaciones de Greenpeace.

La mitad de los plaguicidas encontrados son tóxicos para los organismos acuáticos, como las pulgas de agua y peces, y para las abejas y otros insectos beneficiosos. En este sentido es importante recordar que las manzanas tienen una gran dependencia de los insectos polinizadores como las abejas y que, en su ausencia, pueden darse pérdidas de producción de hasta un 90%.

Greenpeace considera necesario “reducir, y en última instancia eliminar, el uso de plaguicidas”. Para la ONG esto supondría abandonar el sistema de agricultura industrial y adoptar prácticas agrícolas ecológicas, lo que a su juicio “permitiría solventar de manera eficiente y holística los problemas ecológicos y económicos que actualmente asolan al sector agrícola”.

En consecuencia, Greenpeace considera que las iniciativas deben ir dirigidas a romper el círculo vicioso del uso de plaguicidas, centrándose en la agrobiodiversidad funcional. También entiende como fundamentalmente necesario: a) mejorar la gestión del suelo; b) poner en marcha el control biológico de las plagas; c) optar por variedades resistentes adaptadas a las condiciones locales; d) establecer sistemas para la rotación adecuada de los cultivos; y e) diversificar los sistemas agrícolas para facilitar que se remplacen los plaguicidas en la producción agrícola.

Según la organización, otras medidas necesarias han de encaminarse hacia garantizar que se aplica adecuadamente la directiva de la UE sobre el uso sostenible de plaguicidas. Para la ONG los Estados miembros han de adoptar medidas concretas y establecer objetivos ambiciosos que permitan avanzar hacia una reducción significativa en el uso de plaguicidas, tal y como establecen las directivas de la UE pertinentes. A más a más, considera que se deben revisar los controles normativos para la evaluación de riesgo de los plaguicidas, de manera a resolver con urgencia las incertidumbres e indeterminaciones relativas a sus posibles consecuencias sanitarias y medioambientales.

Frutas vistosas y de llamativos colores pueden ser conseguidas por los transgénicos consiguiendo engañar a nuestra vista. Fuente: extremaduraaldia.com.

El informe de Greenpeace señala la ausencia de plaguicidas en las manzanas ecológicas analizadas. Extremaduraaldia.com.

Así mismo interpreta que se deben investigar y monitorizar los efectos de los cócteles agroquímicos en la salud humana y el medio ambiente en general, aspecto que debiera traducirse en un marco normativo efectivo. Es más, cuando no exista esta información la ONG entiende que la regulación de los plaguicidas se debe basar estrictamente en el principio de precaución reconocido por la Comisión Europea. Además, considera que se deben evaluar las fórmulas de los plaguicidas en su conjunto y no solo los ingredientes activos por separado. En esta dirección, Greenpeace exige a la Administración que toda la información utilizada en el proceso de aprobación sea de dominio público, de forma inmediata y rutinaria.

Por su parte, Luís Ferreirim, responsable de agricultura de Greenpeace, insta a los supermercados “a que eliminen gradualmente los plaguicidas tóxicos en la producción de frutas y verduras, que apoyen a los agricultores y agricultoras a cambiar al modelo ecológico y que amplíen su oferta de productos ecológicos locales”.

Un ecologista en El Bierzo.

Aplicación de plaguicidas como rutina en la producción convencional de manzanas de la UE. Análisis de los residuos de plaguicidas presentes en manzanas en Europa. 21/10/15. Greenpeace.org.

Resumen en castellano del informe. Oct. 2015. Greenpeace.org. Pdf.

El informe íntegro en inglés. Oct. 2015. Greenpeace.org.

En el Año Internacional de la Biodiversidad quieren levantar la veda ballenera

La sangrienta y prohibida caza de ballenas. 2010. Taringa.net.

La sangrienta y prohibida caza de ballenas. 2010. Taringa.net.

Hace cuarenta años las ballenas, el mamífero más grande del planeta, se vio situado al borde de la extinción. En una consecuencia más del capitalismo depredador, cuyo objetivo se aleja cada día más de los intereses primordiales de la Humanidad (a saber el bienestar de sus individuos), la ley de obtención de beneficio económico por la vía más rápida y a cualquier precio estuvo a punto de hacer desaparecer a este extraordinario y asombroso animal.

Sólo una enorme movilización social de la comunidad internacional logró poner fin a su caza indiscriminada por países que, en teoría, se encontraban en la vanguardia de la cultura en Occidente. Como consecuencia de ello se prohibió la caza comercial de ballenas en el año 1986, siendo esta interdicción uno de los grandes triunfos del movimiento conservacionista mundial.

Puede que me vuelva cansino, pero no me cansaré de demonizar esta lacra llamada capitalismo salvaje, que perdura desde hace tres centurias y que explota y desprecia a la naturaleza. En su haber pesa haber producido el mayor deterioro ambiental y moral conocido jamás sobre el planeta.

Los grandes cetáceos podrían llegar a desaparecer. Culturamix.com.

Los grandes cetáceos podrían llegar a desaparecer. Culturamix.com.

El anteponer el beneficio de unos pocos al bien común de la mayoría ha llevado al expolio de otros pueblos y culturas, y a unas crisis cíclicas que han sumido a los seres humanos en la guerra, el hambre y la desesperación. Todo ello sin que hayamos aprendido lo necesario de ellas ni que hayamos logrado salir de la espiral de destrucción que para gran parte de la población significa este sistema de organización social.

Ahora, mientras celebramos el Año Internacional de la Biodiversidad, en un desesperado intento de preservar la diversidad biológica que agoniza, la Comisión Ballenera Internacional acaba de hacer pública una propuesta que legalizaría la pesca comercial de las ballenas por primera vez en 24 años. Nuevamente, la búsqueda del beneficio económico de empresas que no conoceremos jamás, movidas por los intereses económicos de sus accionistas, vuelve a poner en peligro la existencia de este inteligente cetáceo. ¡No lo permitamos!

De poco sirven las manifestaciones grandilocuentes como la Declaración Universal de los Derechos de los Animales (1977), la Carta de la Tierra (que hace pocos días publicábamos pero que ya lleva cuarenta años escrita), los Objetivos de Desarrollo del Milenio de la ONU, la Declaración Universal de los Derechos Humanos, y tantas otras más, cuando sin justificación alguna queremos volver a exterminar una especie única y que además es tan mamífera como nosotros mismos.

Sea Shepherd: “Pastor del mar”.

Sea Shepherd en una acción contra un barco ballenero.. Taringa.net.

Sea Shepherd en una acción contra un barco ballenero.. Taringa.net.

Durante décadas ha existido un fuerte consenso internacional contra la caza de ballenas. Aún así, Japón, Noruega e Islandia han continuado capturándolas, ignorando la prohibición mundial e incluso argumentando fines de “investigación científica“ para sus batidas. Quien más o quien menos hemos visto en alguna ocasión las duras imágenes de estas flotas balleneras cargando contra los ecologistas. En alguna ocasión su abordaje violento ha llegando incluso a hundirlos, como sucedió con Sea Shepherd, “Los pastores del mar”, que perdieron recientemente dos de sus barcos, aunque no hubiera que lamentar muertes afortunadamente.

Y cuando por fin pensábamos que la irracionalidad estaba ya superada… pues no. Como en el caso del comercio legal del marfil, que estuvo en un tris de hacer desaparecer al elefante, el mayor mamífero terrestre (y que todavía leíamos hace pocos días que querían volver a autorizar su caza), ahora es el turno de la ballena. Cuando cayó el muro de Berlín algunos creímos que por fin la sensatez se adueñaba del mundo, o al menos se encaminaba en el buen sentido. Pero la codicia ilimitada de unos pocos vuelve a llamar a nuestra puerta un día tras otro, con nuevos atentados ecológicos.

Es la hora de salvar a las ballenas… una vez más.

Activistas de Greenpeace intentan detener un ballenero ilegal. Taringa.net.

Activistas de Greenpeace intentan detener un ballenero ilegal. Taringa.net.

Ahora, estos países que esquilman un bien que no les pertenece a todos, porque concierne a la Humanidad entera, podrían verse beneficiados por una propuesta “de compromiso” que legalizaría dicha caza a cambio de promesas dudosas de reducirla poco a poco. En esta tesitura son varios los países que están prestando atención al proceso, esperando poder lanzar sus barcos de nuevo a la caza de las ballenas. Y si se acepta que Japón, Noruega e Islandia puedan cazarlas y vender su carne, muchos otros se preguntarán: “si pueden ellos, ¿por qué no nosotros?”

Sin duda es un buen momento para ejercer una firme presión que lo impida. Avaaz así lo ha entendido y ha lanzado una petición urgente capaz de mostrar a nuestros gobernantes que queremos proteger a las ballenas, no cazarlas, rematarlas y venderlas. 400.000 personas ya han firmado esta solicitud que se está enviando a los delegados de la Comisión Ballenera Internacional a cada vez que se alcanzan 100.000 firmas adicionales.

Reenvía este artículo a tus conocidos, pídeles que firmen la petición de contra de la legalización de la caza comercial de ballenas. Los países balleneros no querrán ceder, pero las movilizaciones ciudadanas internacionales están demostrado que gracias al compromiso particular de cada uno nos volvemos más poderosos. Por eso es tan importante que también hagas oír tu voz.

A los delegados de la Comisión Ballenera Internacional.

“Como ciudadanos provenientes de todo el mundo, les pedimos que mantengan la prohibición internacional contra la caza comercial de ballenas como política central de la Comisión Ballenera Internacional, en su misión de promover su conservación” (Avaaz.org).

Firma aquí.

Pero, incluso alejadas de los arpones de los balleneros y prohibida su pesca, las ballenas se enfrentan todavía a serias amenazas en la actualidad. El cambio climático y la destrucción de los ecosistemas por la pesca excesiva y la polución de los océanos son algunas de ellas.

La reanudación de la caza comercial de ballenas podría ser devastadora para estas criaturas tan inteligentes. Mi propuesta es que, mientras no quede positivamente resuelto este asunto, procedamos a boicotear turística y comercialmente todo lo producido o relacionado con los países que todavía se dedican a este comercio insensato. Y desde luego negarse rotundamente a probar cualquier plato cocinado a base de carne o grasa procedente de ballenas.

Un ecologista en El Bierzo.

Avanzan las negociaciones para reducir la caza indiscriminada de ballenas. 16/04/10. El Mundo.es.

Whale Wars – Battle at Sea. 31/10/09. Youtube.com. Animal Planet. Vídeo sobre Sea Shepherd (en inglés sin subtítulos).