Archivo de la etiqueta: Carta de la Tierra

La Universidad de León se compromete en la defensa de la Carta de la Tierra

Foro. 'Un punto azul pálido'. León, 16 oct. 2015. Foto: Enrique L. Manzano.

Mayor Zaragoza interviene en el foro. ‘Un punto azul pálido’. León, 16 oct. 2015. Foto: Enrique L. Manzano.

La Universidad de León (ULE) selló ayer públicamente su lealtad a los valores de respeto al planeta a través de la educación y de acciones de sostenibilidad. La ULE se convierte así en una de las primeras instituciones académicas españolas que asume un “compromiso formal” con este documento clave, elaborado en el año 2000. Y lo hizo en presencia del presidente de la Fundación Cultura de Paz, Federico Mayor Zaragoza, quien señaló que las universidades tienen que estar a la vanguardia de los cambios para estar listos ante “el cambio radical que se avecina en diez o quince años”.

Por su parte, el rector de la Universidad de León, José Ángel Hermida, recordó que la Oficina Verde de la institución leonesa desarrolla desde hace tiempo actividades recogidas en la Carta de la Tierra y se comprometió a trasladar a la Conferencia de Rectores de la Universidades Españoles la importancia de que el resto de los centros universitarios también adquieran estos compromisos.

Acompañaron en la firma al rector la directora de la Cátedra Unesco de Educación Ambiental y Desarrollo Sostenible, María Novo, y la presidenta de la Fundación Valores, Pepa Carrillo. Novo incidió en que la adhesión a la Carta de la Tierra implica “un compromiso que debe trasladarse a la educación” y Carrillo recordó que “sólo un 20% de la población mundial vive en el barrio rico del planeta”. A destacar que le corresponde a ‘Creamos Presente’ la organización local del ‘Foro de encuentros: Un pálido punto azul’, que incluye la presentación de diferentes ponencias y actividades.

Foro de Encuentros: ‘Un pálido punto azul’.

Foro. 'Un pálido punto azul'. León, 16 oct. 2015. Foto: Enrique L. Manzano.

Foro. ‘Un pálido punto azul’. León, 16 oct. 2015. Foto: Enrique L. Manzano.

Javier Martínez Seisdedos inició el encuentro con  la presentación de los invitados, entre los que se encontraban el vicerrector de la Universidad de León, Luis Panizo Alonso, el exdirector de la Unesco, Federico Mayor Zaragoza, la presidenta de la Fundación Valores, Pepa Carrillo, la catedrática Unesco de Educación Ambiental y Desarrollo Sostenible, María Novo, y el coordinador de la Asociación Mundo Ético, Óscar Calzado.

Como quiera que me resulte casi imposible transcribir con detalle las intervenciones habidas me limitaré a ofrecer algunas pinceladas literales de ellas, entendiendo que éstas pueden resultar incluso más expresivas  que un resumen que yo pueda aportar.

Quiero destacar la excelente presentación de los invitados por Martínez Seisdedos, de la asociación ‘Creando Presente’, con quien me relaciono amablemente desde la celebración del Día Mundial del Medio Ambiente en Ponferrada, cuando le conocí, hace ya bastantes años. Es sobre todo a él a quien le corresponde la promoción de este encuentro, según señaló el vicerrector universitario.

La presidencia de la Fundación Valores, Pepa Carrillo en su intervención, recordó el lema del encuentro, a saber hacer “una llamada a la acción”. “¡Hay que despertar”, dijo.  A lo que añadió una frase que me impresionó: “El futuro es de la conciencia grupal”, sentenció. “Necesitamos revisar nuestra relación con la naturaleza y eso es lo que hace la Carta de la Tierra”, continuó. “Tenemos que pensar en un futuro en el que estemos todos unidos bajo una misma bandera, la de la Tierra, sin líderes…”. También aprovechó su intervención para anun ciar la celebración de una exposición sobre la Carta de la Tierra en León para el próximo mes de mayo.

Óscar Calzado explico con brevedad la orientación del Festival Mundo Ético que viene organizándose en León desde hace unos cinco años, y sobreel cual he informado en alguna ocasión a través del Facebook de la Asociación Cultural Ecobierzo. La distancia, que dificulta las relaciones, me privó de concederle entonces una mayor relevancia, importancia de la que soy más consciente después de haber hablado con su promotor.

La intervención de María Novo.

María Novo interviene en el Foro. 'Un pálido punto azul'. León, 16 oct. 2015. Foto: Enrique L. Manzano.

María Novo interviene en el Foro. ‘Un pálido punto azul’. León, 16 oct. 2015. Foto: Enrique L. Manzano.

La intervención de María Novo me interesó vivamente, tal vez por la mayor novedad que su discurso suponía para mí, acostumbrado como estoy al de Mayor Zaragoza, a quien sigo de cerca desde hace algunos años a través de su blog personal. Novo me emocionó y me dejó con las ganas de conocer sus escritos, que no tardaré demasiado en reunir. Es así que, aún con las lagunas que pueda suponer tomar rápidos apuntes manuscritos, he pensado que valía la pena arriesgarme a presentarlos.

Novo comenzó hablando de lo que suponía de positivo la existencia de la Carta de la Tierra, surgida de por múltiples aportaciones multiétnicas. Una Carta que pretende asegurar que las bellezas de la Tierra puedan ser transmitidas a las generaciones venideras y que quiere evitar daños irreversibles al planeta.

“Necesitamos un cambio de corazón, participar en una alegre celebración de la vida”, defendió. ¿Será posible avanzar en esos objetivos?, preguntó, en referencia a la Carta. “Explotamos los recursos a tal velocidad que la naturaleza no puede reponerlos. Hemos desbordado ya los límites de la biosfera”. Es importante reconocerlo, porque “todas las civilizaciones que sobreexplotaron estos límites colapsaron”. Una situación que, a su juicio, retrata admirablemente el libro ‘Colapso’.

“No estamos teniendo en consideración dos factores importantes como son la fragilidad del medio y su capacidad de recuperación”. “La década de los ochenta marca la pérdida del equilibrio entre la producción de desechos y su reciclado. Estamos contaminando un 30 por ciento por encima de las posibilidades del planeta”. “Sólo en los primeros quince años de este siglo se ha consumido y producido tantos desechos como en todo el siglo XX. La Carta de la Tierra nos recuerda que no hay mayor bien que la vida, y eso es lo que no nos dicen quienes hablan de crecimiento de la economía o del PIB”, fueron otras frases que retuve.

Para Novo, Bután es un ejemplo hacia el que debemos avanzar, un oasis en dl desierto hacia el que debemos avanzar, un país que mide su riqueza en “felicidad interna bruta yque lanza una mirada amorosa sobre el mundo”. Luego centra su discurso en denunciar la prisa como enfermedad social. O la propensión a consumir, alimentada por la TV y demás mass-medias. “Consumir cada día como si fuera el último”, bromea.

“Necesitamos clarificar qué es eso de la productividad y la eficiencia cuando se está quedando relegada la felicidad”, enfatiza. “Todo se mercantiliza, incluso el valor de lo que no haces. Necesitamos una nueva cultura del tiempo porque estamos perdiendo el alma”.

El tiempo. Novo se refier al tiempo como un factor clave de la sostenibilidad “porque nos enfrenta con los límites de una biosfera sujeta a unos ritmos que no podemos alterar”. Y luego se ataca a la economía. O al menos a esa que pretende “crecer indefinidamente a riesgo de convertirse en un cáncer”. Y bromea nuevamente sobre una frase que ya he oído antes: “Ese sólo puede ser  un loco o es un economista”.

Nos recuerda que los suecos elaboraron un gran programa en 1975 en torno a una cuestión capital: ¿cuánto es suficiente? Y subraya que ellos lograron después armonizar los procesos de producción y consumo. “La lógica de la producción choca con la lógica de la vida”, espeta. Y nos recuerda que el libro “La gran transformación” describe como el mercado lo transforma todo en mercancía. “Así, la Tierra se convierte en un recurso, y el trabajo también”. Así mismo pone el acento sobre la importancia y el valor de los cuidados: “es esencial y en este aspecto la mujer es capital. Imaginaros que por un día que declararan una jornada de brazos caídos. ¿Qué pasaría? Se trata de un trabajo ni cotiza en bolsa ni es reconocido”.

“Necesitamos retomar el timón de nuestras vidas y sociedades. Estamos viviendo en un escenario de gran sufrimiento humano. Necesitamos reconocer que el mundo camina por una senda equivocada”, continúa. Y se refiere a la crisis actual, a la económica, pero sobre todo a la de valores. “Las crisis son las que nos ofrecen siempre las mejores posibilidades de cambio. A partir de ahora vamos a vivir para vivir”. Y se muestra esperanzada porque “son muchos, más de lo que nos imaginamos, los colectivos que están actuando en esta dirección”.
El discurso de Mayor Zaragoza, como ya resalté, hace varios años que lo vengo parcialmente compartiendo en el blog. Es por lo tanto conocido por mí y mis lectores, lo que no quita un ápice de interés a su discurso. Lo lamentable es que no sea más escuchado, pues considero que su concreción significaría unos cambios extraordinarios, muy positivos, en la organización mundial.

La intervención de Mayor Zaragoza.

Foro. 'Un pálido punto azul'. León, 16 oct. 2015. Foto: Enrique L. Manzano.

Foro. ‘Un pálido punto azul’. León, 16 oct. 2015. Foto: Enrique L. Manzano.

La intervención de Federico Mayor Zaragoza puso el broche a la conferencia. Comenzó felicitando a la Universidad leonesa por la promoción de la Carta de la Tierra, cuyo texto dignificó al subrayar, entre otros puntos, la igualdad en dignidad de todos los humanos que defiende, el derecho de todos/as a expresarse libremente y la necesidad que tenemos de evitar a las generaciones venideras “el horror de vivir en una Tierra deteriorada”.

A continuación señaló que había llegado el momento de renunciar a ser meros observadores de lo que acontece para pasar a “ser actores de nuestras vidas”. En este sentido recordó la pasión que generan ciertos deportes, muy alejada a su juicio de la preocupación que otros temas debieran despertar en la ciudadanía por afectarles de manera más directa.

Sobre el derecho a la educación señaló que “no hay que confundir educación con información, ni ésta con los noticieros”.

Habló a continuación sobre las “personas invisibles”, retomando el discurso inicial. “Es la voz silenciada”, argumento, para declarar seguidamente que hay algo peor que esa vox que no se escucha, “la voz silenciosa”. Esa voz “que pudiendo hablar permanece ocupada en otras cosas”.

Refiriéndose a la paz, de cuya fundación es presidente, recordó que en el año 1999 la Asamblea General de las Naciones Unidas aprobó el Plan de Acción sobre una Cultura de la Paz. Y denunció con acritud que todos los días se gasten ocho mil millones de dólares en armas cuando la gente continúa muriendo de hambre. En esa línea criticó también los gastos extraordinarios en investigación espacial y reclamó el momento de iniciar una “Misión Tierra”, en vez de una marciana. “Los grandes consorcios militares son hoy los más poderosos”, apuntó, en un claro discurso armamentista que todos ya le conocemos. “Los gastos militares norteamericanos son ocho veces más importantes que los que realiza el siguiente país, China. O Rusia.”, apostilló.

Javier Martínez (izquierda), con Mayor Zaragoza y el coordinador del Festival 'Mundo Ético', Óscar Calzado. León, 16 oct. 2015. Foto: Enrique L. Manzano.

Javier Martínez (izquierda), con Mayor Zaragoza y el coordinador del Festival ‘Mundo Ético’, Óscar Calzado. León, 16 oct. 2015. Foto: Enrique L. Manzano.

El drama de la inmigración también fue abordado por Mayor Zaragoza, que se refirió a “un mar Mediterráneo ensangrentado”. Y lo hizo antes de retornar al tema principal del discurso: “antaño no teníamos acceso a los medias y estábamos sujetos a poderes absolutos que había que acatar sin rechistar. Ahora, por primera vez, ya podemos expresarnos, ya podemos dejar de estar atemorizados”. Y Mayor Zaragoza volvió a hacer una llamada a la acción: “Necesitamos empezar a actuar por nosotros mismos”, que acentuó con una sentencia de Albert Camus, del año 1947: “Los desprecio porque pudiendo tanto se han atrevido a tan poco”.

Fiell a su línea discursiva, Mayor Zaragoza volvió a referirse a los grupos “plutocráticos” , responsables de haber usurpado la participación democrática del resto de los países en las Naciones Unidas. “Queremos que los problemas, al menos los que pueden llegar a un punto de no retorno, sean tratados con el voto de todos los países”, enfatizó el presidente de la Fundación por la Paz. Para apostillar seguidamente: “Necesitamos retornar a un multilateralismo democrático fuerte”.

Mayor Zaragoza posa con el autor de este blog. León, 16 oct. 2015.

Mayor Zaragoza posa con el autor de este blog. León, 16 oct. 2015.

En este sentido reclamó un reforzamiento del papel jugado por las Naciones Unidas y reclamó la aplicación, en todos los continentes, de los derechos humanos. En esta dirección también defendió la tesis de que el genocidio ruandés se hubiera podido evitar con el envío de tan sólo unos 800 cascos azules, en el momento adecuado. Y recordó la barbarie representada por el líder de los Jemeres Rojos, Pol Pot, al que atribuyó hasta tres millones de muertes.

“Nosotros los pueblos de las Naciones Unidas…”. Es esta una de las frases clave en el preámbulo de la Declaración Universal de los Derechos Humanos que  las Naciones Unidas aprobaron en el año 1945. Y un mantra inaplazable para Mayor Zaragoza. “Ahora es posible; es posible ofrecer un mundo distinto”, nos exhorta con una frase que  invita a la acción.

Un ecologista en El Bierzo.

Fanfarria para todos los pueblos… 28/09/15. Youtube.com. NacionesUnidasVideo (con subtítulos en castellano).

“Un punto azul pálido”: Foro de Encuentros en la Universidad de León

La Carta de la Tierra nos enseña cómo cuidar de nuestro planeta.Celebramos la cuadragésimo quinta edición del Día Mundial de la Tierra. Nocturnar.com.

La Carta de la Tierra nos enseña cómo cuidar de nuestro planeta.. Nocturnar.com.

Si eres de los que creen
que un mundo mejor es posible…
Si eres de los que tienen algo que decir…
Si eres de esos “locos” que aún
tienen fe en el ser humano…
Si eres de los que dan un paso adelante
cuando se trata de la vida…
Ahora es el momento
de ponerse en pie y decir bien alto:
¡Contad conmigo!

(Fundaciónvalores.org).

La Oficina Verde de la Universidad de León, la Asociación Mundo Ético y Creamos Presente organizan en León el foro de encuentros “Un punto azul pálido”. Su objetivo es el acercamiento y desarrollo de propuestas de cambio en el ámbito del cuidado y protección del planeta. El encuentro comenzsará el viernes 16 y se prolongará hasta el domingo 25, en diferentes espacios de la capital provincial.

Federico Mayor Zaragoza. Superandoelsida.ning.com.

Federico Mayor Zaragoza.

Consideran los organizadores que en este tiempo de transformación social es importante encontrar asideros éticos y herramientas prácticas donde las personas puedan crear alianzas de colaboración para trabajar por el bien común. Con este motivación la universidad de León abre sus puertas a la sociedad en su conjunto para crear y compartir un nuevo tiempo de convivencia, “donde la construcción del porvenir sea el gran protagonista del tiempo presente”. Para ello los organizadores del foro proponen recurrir a dos movimientos humanos de gran trascendencia tales como son la Carta de la Tierra y el movimiento en Transición.

Es muy destacable la participación en el foro de Federico Mayor Zaragoza, presidente de la Fundación Cultura de Paz, prevista para el viernes 16. También intervendrán, ese mismo día, María Novo, de la ‘Cátedra UNESCO de educación ambiental y desarrollo sostenible’ y a Pepa Carrillo, la presidenta de la Fundación Valores. Asimismo lo hará Juan Del Río, biólogo, activista, educador e investigador para la sostenibilidad y cofundador de la red de Transición España y autor del libro ‘Guía del movimiento en transición’, aunque será el viernes 23.

Foro de Encuentros 'Un pálido punto azul'. León, 16-23 oct. 2015.

Foro de Encuentros ‘Un pálido punto azul’. León, 16-23 oct. 2015.

El programa de actividades completo podéis consultarlo en este enlace, aunque también podéis verlo en la fotografía adjunta si la ampliáis con un doble click del ratón de vuestro ordenador.  La entrada es gratuita a todos los actos hasta completar aforo.

Curso intensivo, como iniciar la Transición.

El sábado 24 y el domingo 25 de octubre tendrá lugar el ‘Curso intensivo, como iniciar la Transición’, organizado por la Oficina Verde de la Universidad de León. en las Escuelas de Solanilla de la Sobarriba. Teléfonos de contacto: 987293128 y 678745705. Información y reservas. (25 plazas, coste, 35€).

Unas breves pinceladas sobre la Fundación Valores.

Un mundo mejor es posible. Untitledfeyjusticia.wordpress.com.

Un mundo mejor es posible. Untitledfeyjusticia..

La Fundación Valores es una organización sin ánimo de lucro, constituida por una red global de profesionales vinculados activamente en el desarrollo de la Educación en Valores. Su objetivo es alcanzar un compromiso ético por parte de la sociedad para la creación de un mundo justo, sostenible y pacífico, así como la difusión y puesta en práctica de los valores universales a través de la educación, con el fin de contribuir al desarrollo integral del ser humano y a la mejora de sus condiciones de vida.

Para la Fundación “poseemos el conocimiento y la tecnología necesarios para proveer a todos y para reducir nuestros impactos sobre el medio ambiente. El surgimiento de una sociedad civil global está creando nuevas oportunidades para construir un mundo democrático y humanitario. Nuestros retos ambientales, económicos, políticos, sociales y espirituales están interrelacionados y, juntos, podemos proponer y concretar soluciones comprensivas”.

Para alcanzar este propósito la Fundación está afiliada a la Iniciativa de la Carta de la Tierra, la cual ha convertido en el modelo ético y el marco de referencia para el cumplimiento de sus objetivos fundacionales.

Al abrigo de la Fundación Valores se ha ido creando una red global de personas, procedentes de diversos lugares de España, cuyas inquietudes sociales y solidarias les llevan a asumir un compromiso ético hacia la creación de un mundo justo, sostenible y pacífico. Con este fin, estas gentes aúnan esfuerzos enfocados en el desarrollo de la educación en valores, no solo en el ámbito educativo, sino dentro de todos los sectores sociales involucrados en la génesis de una nueva sociedad.

Con menos del tres por ciento del presupuesto mundial en armamento se podría acabar con el hambre en el mundo.

Con menos del tres por ciento del presupuesto mundial en armamento se podría acabar con el hambre en el mundo.

También, como Entidad Afiliada a la Iniciativa Internacional de la Carta de la Tierra, la Fundación Valores utiliza la Carta de la Tierra como instrumento ético y marco de referencia para el cumplimiento de sus objetivos fundacionales.

La Fundación Valores (con C.I.F. G83992263) figura inscrita en el Registro de Fundaciones del Ministerio de Educación y Ciencia (División del Protectorado de Fundaciones) con n.º de registro 887, en virtud de la Orden ECI/1528/2006, de 19 de abril (B.O.E. nº 119, de 19/05/2006).

Un ecologista en El Bierzo.

Fundación Valores Huelva Octubre 2014 Completo. 19/10/14. Youtube.com. Joaquín Rueda.

Antonio Cortés: “Imaginando un Mundo Mejor”. 08/11/14. Youtube.com. ProyectosUtopías.

Joan Antoni Melé: Cómo mejorar el mundo a través de un uso más consciente del dinero. 09/05/13. Youtube.com. ProyectosUtopias.

La Carta de la Tierra cumple quince años

La bandera de la Tierra. Wikimedia.org.

La bandera de la Tierra. 2000. Wikimedia.org.

La Carta de la Tierra es una declaración internacional de principios y propuestas de corte progresista, promovida por la Organización de las Naciones Unidas (ONU) con el propósito de alcanzar una sociedad mundial más sostenible, solidaria, justa y pacífica. La Carta defiende la protección medioambiental, los derechos humanos, el desarrollo igualitario y la paz, declarando que son interdependientes e inseparables.

La Comisión aprobó la versión final de la Carta de la Tierra en la reunión celebrada en la sede de la Unesco en París, en marzo de 2000. Sin embargo, su presentación oficial no tuvo lugar hasta el 29 de junio de 2000, en el Palacio de la Paz en La Haya, en un acto que presidió la reina Beatriz de Holanda. Desde entonces la Carta ha sido traducida a más de treinta idiomas distintos, ganando un paulatino y progresivo reconocimiento.

Este año la Carta de la Tierra cumple quince años desde su aprobación y me ha parecido un buen momento para hacer un balance de la misma, así como para recordar algunos de sus  notables y nobles principios.

Lo cierto es que, al leerla tengo la angustiosa sensación de que en estos quibce últimos años hemos avanzado muy poco en la dirección hacia la que apunta. Ha trascurrido el tiempo y, por desgracia, el texto hace referencia a una situación que ha evolucionado o cambiado muy poco. Así pues, las propuestas presentadas entonces conservan plenamente su validez.

He de decir que, personalmente, me identifico enormemente con sus principios, que son los que, en buena medida, guían mi vida desde hace muchos años y rigen la línea editorial de este blog.

LA CARTA DE LA TIERRA.

La Pachamama de los pueblos autóctonos andinos. Wikipedia.org.

La Pachamama de los pueblos autóctonos andinos. Wikipedia.org.

Preámbulo.

Estamos en un momento crítico de la historia de la Tierra, en el cual la humanidad debe elegir su futuro. A medida que el mundo se vuelve cada vez más interdependiente y frágil, el futuro depara, a la vez, grandes riesgos y grandes promesas. Para seguir adelante, debemos reconocer que, en medio de la magnífica diversidad de culturas y formas de vida, somos una sola familia humana y una sola comunidad terrestre con un destino común. Debemos unirnos para crear una sociedad global sostenible fundada en el respeto hacia la naturaleza, los derechos humanos universales, la justicia económica y una cultura de paz. En torno a este fin, es imperativo que nosotros, los pueblos de la Tierra, declaremos nuestra responsabilidad unos hacia otros, hacia la gran comunidad de la vida y hacia las generaciones futuras.

La Tierra, nuestro hogar.

La humanidad es parte de un vasto universo evolutivo. La Tierra, nuestro hogar, está viva con una comunidad singular de vida. Las fuerzas de la naturaleza promueven a que la existencia sea una aventura exigente e incierta, pero la Tierra ha brindado las condiciones esenciales para la evolución de la vida. La capacidad de recuperación de la comunidad de vida y el bienestar de la humanidad dependen de la preservación de una biosfera saludable, con todos sus sistemas ecológicos, una rica variedad de plantas y animales, tierras fértiles, aguas puras y aire limpio. El medio ambiente global, con sus recursos finitos, es una preocupación común para todos los pueblos. La protección de la vitalidad, la diversidad y la belleza de la Tierra es un deber sagrado.

La situación global.

La Tierra vista desde el espacio. Revistarealidad.cl.

La Tierra y la Luna vistas desde una nave espacial. Revistarealidad.cl.

Los patrones dominantes de producción y consumo están causando devastación ambiental, agotamiento de recursos y una extinción masiva de especies. Las comunidades están siendo destruidas. Los beneficios del desarrollo no se comparten equitativamente y la brecha entre ricos y pobres se está ensanchando. La injusticia, la pobreza, la ignorancia y los conflictos violentos se manifiestan por doquier y son la causa de grandes sufrimientos. Un aumento sin precedentes de la población humana ha sobrecargado los sistemas ecológicos y sociales. Los fundamentos de la seguridad global están siendo amenazados. Estas tendencias son peligrosas, pero no inevitables.

Los retos venideros.

La elección es nuestra: formar una sociedad global para cuidar la Tierra y cuidarnos unos a otros o arriesgarnos a la destrucción de nosotros mismos y de la diversidad de la vida. Se necesitan cambios fundamentales en nuestros valores, instituciones y formas de vida. Debemos darnos cuenta de que, una vez satisfechas las necesidades básicas, el desarrollo humano se refiere primordialmente a ser más, no a tener más.

Poseemos el conocimiento y la tecnología necesarios para proveer a todos y para reducir nuestros impactos sobre el medio ambiente. El surgimiento de una sociedad civil global, está creando nuevas oportunidades para construir un mundo democrático y humanitario. Nuestros retos ambientales, económicos, políticos, sociales y espirituales, están interrelacionados y juntos podemos proponer y concretar soluciones comprensivas.

Responsabilidad Universal.

Para llevar a cabo estas aspiraciones, debemos tomar la decisión de vivir de acuerdo con un sentido de responsabilidad universal, identificándonos con toda la comunidad terrestre, al igual que con nuestras comunidades locales. Somos ciudadanos de diferentes naciones y de un solo mundo al mismo tiempo, en donde los ámbitos local y global, se encuentran estrechamente vinculados.

Todos compartimos una responsabilidad hacia el bienestar presente y futuro dela familia humana y del mundo viviente en su amplitud. El espíritu de solidaridad humana y de afinidad con toda la vida se fortalece cuando vivimos con reverencia ante el misterio del ser, con gratitud por el regalo de la vida y con humildad con respecto al lugar que ocupa el ser humano en la naturaleza.

Necesitamos urgentemente una visión compartida sobre los valores básicos que brinden un fundamento ético para la comunidad mundial emergente. Por lo tanto, juntos y con una gran esperanza, afirmamos los siguientes principios interdependientes, para una forma de vida sostenible, como un fundamento común mediante el cual se deberá guiar y valorar la conducta de las personas, organizaciones, empresas, gobiernos e instituciones transnacionales.

PRINCIPIOS.

I. RESPETO Y CUIDADO DE LA COMUNIDAD DE LA VIDA.

Árbol-libro. Fuente: El Blog Verde.

Árbol-libro. Fuente: El Blog Verde.

1. Respetar la Tierra y la vida en toda su diversidad.

a. Reconocer que todos los seres son interdependientes y que toda forma de vida independientemente de su utilidad, tiene valor para los seres humanos.

b. Afirmar la fe en la dignidad inherente a todos los seres humanos y en el potencial intelectual, artístico, ético y espiritual de la humanidad.

2. Cuidar la comunidad de la vida con entendimiento, compasión y amor.

a. Aceptar que el derecho a poseer, administrar y utilizar los recursos naturales conduce hacia el deber de prevenir daños ambientales y proteger los derechos de las personas.

b. Afirmar, que a mayor libertad, conocimiento y poder, se presenta una correspondiente responsabilidad por promover el bien común.

3. Construir sociedades democráticas que sean justas, participativas, sostenibles y pacíficas.

a. Asegurar que las comunidades, a todo nivel, garanticen los derechos humanos y las libertades fundamentales y brinden a todos la oportunidad de desarrollar su pleno potencial.

b. Promover la justicia social y económica, posibilitando que todos alcancen un modo de vida seguro y digno, pero ecológicamente responsable.

4. Asegurar que los frutos y la belleza de la Tierra se preserven para las generaciones presentes y futuras.

a. Reconocer que la libertad de acción de cada generación se encuentra condicionada por las necesidades de las generaciones futuras.

b. Transmitir a las futuras generaciones valores, tradiciones e instituciones, que apoyen la prosperidad a largo plazo, de las comunidades humanas y ecológicas de la Tierra.

Para poder realizar estos cuatro compromisos generales, es necesario:

I I. INTEGRIDAD ECOLÓGICA.

Hermoso atardecer en algún remoto lugar del planeta Tierra. Fuente bosquihermanos.blogspot.co

Hermoso atardecer en algún remoto lugar del planeta Tierra. 2015. Bosquihermanos.com.

5. Proteger y restaurar la integridad de los sistemas ecológicos de la Tierra, con especial preocupación por la diversidad biológica y los procesos naturales que sustentan la vida.

a. Adoptar, a todo nivel, planes de desarrollo sostenible y regulaciones que permitan incluir la conservación y la rehabilitación ambientales, como parte integral de todas las iniciativas de desarrollo.

b. Establecer y salvaguardar reservas viables para la naturaleza y la biosfera, incluyendo tierras silvestres y áreas marinas, de modo que tiendan a proteger los sistemas de soporte a la vida de la Tierra, para mantener la biodiversidad y preservar nuestra herencia natural.

c. Promover la recuperación de especies y ecosistemas en peligro.

d. Controlar y erradicar los organismos exógenos o genéticamente modificados, que sean dañinos para las especies autóctonas y el medio ambiente; y además, prevenir la introducción de tales organismos dañinos.

e. Manejar el uso de recursos renovables como el agua, la tierra, los productos forestales y la vida marina, de manera que no se excedan las posibilidades de regeneración y se proteja la salud de los ecosistemas.

f. Manejar la extracción y el uso de los recursos no renovables, tales como minerales y combustibles fósiles, de forma que se minimice su agotamiento y no se causen serios daños ambientales.

6. Evitar dañar como el mejor método de protección ambiental y cuando el conocimiento sea limitado, proceder con precaución.

a. Tomar medidas para evitar la posibilidad de daños ambientales graves o irreversibles, aun cuando el conocimiento científico sea incompleto o inconcluso.

b. Imponer las pruebas respectivas y hacer que las partes responsables asuman las consecuencias de reparar el daño ambiental, principalmente para quienes argumenten que una actividad propuesta no causará ningún daño significativo.

c. Asegurar que la toma de decisiones contemple las consecuencias acumulativas, a largo término, indirectas, de larga distancia y globales de las actividades humanas.

d. Prevenir la contaminación de cualquier parte del medio ambiente y no permitir la acumulación de sustancias radioactivas, tóxicas u otras sustancias peligrosas.

e. Evitar actividades militares que dañen el medio ambiente.

7. Adoptar patrones de producción, consumo y reproducción que salvaguarden las capacidades regenerativas de la Tierra, los derechos humanos y el bienestar comunitario.

a. Reducir, reutilizar y reciclar los materiales usados en los sistemas de producción y consumo y asegurar que los desechos residuales puedan ser asimilados por los sistemas ecológicos.

b. Actuar con moderación y eficiencia al utilizar energía y tratar de depender cada vez más de los recursos de energía renovables, tales como la solar y eólica.

c. Promover el desarrollo, la adopción y la transferencia equitativa de tecnologías ambientalmente sanas.

d. Internalizar los costos ambientales y sociales totales de bienes y servicios en su precio de venta y posibilitar que los consumidores puedan identificar productos que cumplan con las más altas normas sociales y ambientales.

e. Asegurar el acceso universal al cuidado de la salud que fomente la salud reproductiva y la reproducción responsable.

f. Adoptar formas de vida que pongan énfasis en la calidad de vida y en la suficiencia material en un mundo finito.

8. Impulsar el estudio de la sostenibilidad ecológica y promover el intercambio abierto y la extensa aplicación del conocimiento adquirido.

a. Apoyar la cooperación internacional científica y técnica sobre sostenibilidad, con especial atención a las necesidades de las naciones en desarrollo.

b. Reconocer y preservar el conocimiento tradicional y la sabiduría espiritual en todas las culturas que contribuyen a la protección ambiental y al bienestar humano.

c. Asegurar que la información de vital importancia para la salud humana y la protección ambiental, incluyendo la información genética, esté disponible en el dominio público.

I I I. JUSTICIA SOCIAL Y ECONÓMICA.

Personas haciendo cola para recibir alimentos en Nigeria. Fuente: homoysapiens.com.

Personas haciendo cola para recibir alimentos en Nigeria. Homoysapiens.com.

9. Erradicar la pobreza como un imperativo ético, social y ambiental.

a. Garantizar el derecho al agua potable, al aire limpio, a la seguridad alimenticia, a la tierra no contaminada, a una vivienda y a un saneamiento seguro, asignando los recursos nacionales e internacionales requeridos.

b. Habilitar a todos los seres humanos con la educación y con los recursos requeridos para que alcancen un modo de vida sostenible y proveer la seguridad social y las redes de apoyo requeridos para quienes no puedan mantenerse por sí mismos.

c. Reconocer a los ignorados, proteger a los vulnerables, servir a aquellos que sufren y posibilitar el desarrollo de sus capacidades y perseguir sus aspiraciones.

10. Asegurar que las actividades e instituciones económicas, a todo nivel, promuevan el desarrollo humano de forma equitativa y sostenible.

a. Promover la distribución equitativa de la riqueza dentro de las naciones y entre ellas.

b. Intensificar los recursos intelectuales, financieros, técnicos y sociales de las naciones en desarrollo y liberarlas de onerosas deudas internacionales.

c. Asegurar que todo comercio apoye el uso sostenible de los recursos, la protección ambiental y las normas laborales progresivas.

d. Involucrar e informar a las corporaciones multinacionales y a los organismos financieros internacionales para que actúen transparentemente por el bien público y exigirles responsabilidad por las consecuencias de sus actividades.

11. Afirmar la igualdad y equidad de género como prerrequisitos para el desarrollo sostenible y asegurar el acceso universal a la educación, el cuidado de la salud y la oportunidad económica.

a. Asegurar los derechos humanos de las mujeres y las niñas y terminar con toda la violencia contra ellas.

b. Promover la participación activa de las mujeres en todos los aspectos de la vida económica, política, cívica, social y cultural, como socias plenas e iguales en la toma de decisiones, como líderes y como beneficiarias.

c. Fortalecer las familias y garantizar la seguridad y la crianza amorosa de todos sus miembros.

12. Defender el derecho de todos, sin discriminación, a un entorno natural y social que apoye la dignidad humana, la salud física y el bienestar espiritual, con especial atención a los derechos de los pueblos indígenas y las minorías.

a. Eliminar la discriminación en todas sus formas, tales como aquellas basadas en la raza, el color, el género, la orientación sexual, la religión, el idioma y el origen nacional, étnico o social.

b. Afirmar el derecho de los pueblos indígenas a su espiritualidad, conocimientos, tierras y recursos y a sus prácticas vinculadas a un modo de vida sostenible.

c. Honrar y apoyar a los jóvenes de nuestras comunidades, habilitándolos para que ejerzan su papel esencial en la creación de sociedades sostenibles.

d. Proteger y restaurar lugares de importancia que tengan un significado cultural y espiritual.

IV. DEMOCRACIA, NO VIOLENCIA Y PAZ.

Igualdad de raza. Fuente: 2.bp.blogspot.com.

Igualdad de raza. 2.bp.blogspot.com.

13. Fortalecer las instituciones democráticas en todos los niveles y brindar transparencia y rendimiento de cuentas en la gobernabilidad, participación inclusiva en la toma de decisiones y acceso a la justicia.

a. Sostener el derecho de todos a recibir información clara y oportuna sobre asuntos ambientales, al igual que sobre todos los planes y actividades de desarrollo que los pueda afectar o en los que tengan interés.

b. Apoyar la sociedad civil local, regional y global y promover la participación significativa de todos los individuos y organizaciones interesados en la toma de decisiones.

c. Proteger los derechos a la libertad de opinión, expresión, reunión pacífica, asociación y disensión.

d. Instituir el acceso efectivo y eficiente de procedimientos administrativos y judiciales independientes, incluyendo las soluciones y compensaciones por daños ambientales y por la amenaza de tales daños.

e. Eliminar la corrupción en todas las instituciones públicas y privadas.

f. Fortalecer las comunidades locales, habilitándolas para que puedan cuidar sus propios ambientes y asignar la responsabilidad ambiental en aquellos niveles de gobierno en donde puedan llevarse a cabo de manera más efectiva.

14. Integrar en la educación formal y en el aprendizaje a lo largo de la vida, las habilidades, el conocimiento y los valores necesarios para un modo de vida sostenible.

a. Brindar a todos, especialmente a los niños y los jóvenes, oportunidades educativas que les capaciten para contribuir activamente al desarrollo sostenible.

b. Promover la contribución de las artes y de las humanidades, al igual que de las ciencias, para la educación sobre la sostenibilidad.

c. Intensificar el papel de los medios masivos de comunicación en la toma de conciencia sobre los retos ecológicos y sociales.

d. Reconocer la importancia de la educación moral y espiritual para una vida sostenible.

15. Tratar a todos los seres vivientes con respeto y consideración.

a. Prevenir la crueldad contra los animales que se mantengan en las sociedades humanas y protegerlos del sufrimiento.

b. Proteger a los animales salvajes de métodos de caza, trampa y pesca, que les causen un sufrimiento extremo, prolongado o evitable.

c. Evitar o eliminar, hasta donde sea posible, la toma o destrucción de especies por simple diversión, negligencia o desconocimiento.

16. Promover una cultura de tolerancia, no violencia y paz.

a. Alentar y apoyar la comprensión mutua, la solidaridad y la cooperación entre todos los pueblos tanto dentro como entre las naciones.

b. Implementar estrategias amplias y comprensivas para prevenir los conflictos violentos y utilizar la colaboración en la resolución de problemas para gestionar y resolver conflictos ambientales y otras disputas.

c. Desmilitarizar los sistemas nacionales de seguridad al nivel de una postura de defensa no provocativa y emplear los recursos militares para fines pacíficos, incluyendo la restauración ecológica.

d. Eliminar las armas nucleares, biológicas y tóxicas y otras armas de destrucción masiva.

e. Asegurar que el uso del espacio orbital y exterior apoye y se comprometa con la protección ambiental y la paz.

f. Reconocer que la paz es la integridad creada por relaciones correctas con uno mismo, otras personas, otras culturas, otras formas de vida, la Tierra y con el todo más grande, del cual somos parte.

EL CAMINO HACIA ADELANTE.

Una familia de osos polares, en riesgo de extinción.

Una familia de osos polares, una especie considerada actualmente en riesgo de extinción.

Como nunca antes en la historia, el destino común nos hace un llamado a buscar un nuevo comienzo. Tal renovación es la promesa de estos principios de la Carta de la Tierra. Para cumplir esta promesa, debemos comprometernos a adoptar y promover los valores y objetivos en ella expuestos.

El proceso requerirá un cambio de mentalidad y de corazón; requiere también de un nuevo sentido de interdependencia global y responsabilidad universal.

Debemos desarrollar y aplicar imaginativamente la visión de un modo de vida sostenible a nivel local, nacional, regional y global. Nuestra diversidad cultural es una herencia preciosa y las diferentes culturas encontrarán sus propias formas para concretar lo establecido. Debemos profundizar y ampliar el diálogo global que generó la Carta de la Tierra, puesto que tenemos mucho que aprender en la búsqueda colaboradora de la verdad y la sabiduría.

La vida a menudo conduce a tensiones entre valores importantes. Ello puede implicar decisiones difíciles; sin embargo, se debe buscar la manera de armonizar la diversidad con la unidad; el ejercicio de la libertad con el bien común; los objetivos de corto plazo con las metas a largo plazo. Todo individuo, familia, organización y comunidad, tiene un papel vital que cumplir. Las artes, las ciencias, las religiones, las instituciones educativas, los medios de comunicación, las empresas, las organizaciones no gubernamentales y los gobiernos, están llamados a ofrecer un liderazgo creativo. La alianza entre gobiernos, sociedad civil y empresas, es esencial para la gobernabilidad efectiva.

Con el objeto de construir una comunidad global sostenible, las naciones del mundo deben renovar su compromiso con las Naciones Unidas, cumplir con sus obligaciones bajo los acuerdos internacionales existentes y apoyar la implementación de los principios de la Carta de la Tierra, por medio de un instrumento internacional legalmente vinculante sobre medio ambiente y desarrollo.

Que el nuestro sea un tiempo que se recuerde por el despertar de una nueva reverencia ante la vida; por la firme resolución de alcanzar la sostenibilidad; por el aceleramiento en la lucha por la justicia y la paz y por la alegre celebración de la vida.

Un ecologista en El Bierzo.

La Carta de la Tierra. La Haya, 29 junio 2000. Earthcharterinaction.org.

En el Año Internacional de la Biodiversidad quieren levantar la veda ballenera

La sangrienta y prohibida caza de ballenas. 2010. Taringa.net.

La sangrienta y prohibida caza de ballenas. 2010. Taringa.net.

Hace cuarenta años las ballenas, el mamífero más grande del planeta, se vio situado al borde de la extinción. En una consecuencia más del capitalismo depredador, cuyo objetivo se aleja cada día más de los intereses primordiales de la Humanidad (a saber el bienestar de sus individuos), la ley de obtención de beneficio económico por la vía más rápida y a cualquier precio estuvo a punto de hacer desaparecer a este extraordinario y asombroso animal.

Sólo una enorme movilización social de la comunidad internacional logró poner fin a su caza indiscriminada por países que, en teoría, se encontraban en la vanguardia de la cultura en Occidente. Como consecuencia de ello se prohibió la caza comercial de ballenas en el año 1986, siendo esta interdicción uno de los grandes triunfos del movimiento conservacionista mundial.

Puede que me vuelva cansino, pero no me cansaré de demonizar esta lacra llamada capitalismo salvaje, que perdura desde hace tres centurias y que explota y desprecia a la naturaleza. En su haber pesa haber producido el mayor deterioro ambiental y moral conocido jamás sobre el planeta.

Los grandes cetáceos podrían llegar a desaparecer. Culturamix.com.

Los grandes cetáceos podrían llegar a desaparecer. Culturamix.com.

El anteponer el beneficio de unos pocos al bien común de la mayoría ha llevado al expolio de otros pueblos y culturas, y a unas crisis cíclicas que han sumido a los seres humanos en la guerra, el hambre y la desesperación. Todo ello sin que hayamos aprendido lo necesario de ellas ni que hayamos logrado salir de la espiral de destrucción que para gran parte de la población significa este sistema de organización social.

Ahora, mientras celebramos el Año Internacional de la Biodiversidad, en un desesperado intento de preservar la diversidad biológica que agoniza, la Comisión Ballenera Internacional acaba de hacer pública una propuesta que legalizaría la pesca comercial de las ballenas por primera vez en 24 años. Nuevamente, la búsqueda del beneficio económico de empresas que no conoceremos jamás, movidas por los intereses económicos de sus accionistas, vuelve a poner en peligro la existencia de este inteligente cetáceo. ¡No lo permitamos!

De poco sirven las manifestaciones grandilocuentes como la Declaración Universal de los Derechos de los Animales (1977), la Carta de la Tierra (que hace pocos días publicábamos pero que ya lleva cuarenta años escrita), los Objetivos de Desarrollo del Milenio de la ONU, la Declaración Universal de los Derechos Humanos, y tantas otras más, cuando sin justificación alguna queremos volver a exterminar una especie única y que además es tan mamífera como nosotros mismos.

Sea Shepherd: “Pastor del mar”.

Sea Shepherd en una acción contra un barco ballenero.. Taringa.net.

Sea Shepherd en una acción contra un barco ballenero.. Taringa.net.

Durante décadas ha existido un fuerte consenso internacional contra la caza de ballenas. Aún así, Japón, Noruega e Islandia han continuado capturándolas, ignorando la prohibición mundial e incluso argumentando fines de “investigación científica“ para sus batidas. Quien más o quien menos hemos visto en alguna ocasión las duras imágenes de estas flotas balleneras cargando contra los ecologistas. En alguna ocasión su abordaje violento ha llegando incluso a hundirlos, como sucedió con Sea Shepherd, “Los pastores del mar”, que perdieron recientemente dos de sus barcos, aunque no hubiera que lamentar muertes afortunadamente.

Y cuando por fin pensábamos que la irracionalidad estaba ya superada… pues no. Como en el caso del comercio legal del marfil, que estuvo en un tris de hacer desaparecer al elefante, el mayor mamífero terrestre (y que todavía leíamos hace pocos días que querían volver a autorizar su caza), ahora es el turno de la ballena. Cuando cayó el muro de Berlín algunos creímos que por fin la sensatez se adueñaba del mundo, o al menos se encaminaba en el buen sentido. Pero la codicia ilimitada de unos pocos vuelve a llamar a nuestra puerta un día tras otro, con nuevos atentados ecológicos.

Es la hora de salvar a las ballenas… una vez más.

Activistas de Greenpeace intentan detener un ballenero ilegal. Taringa.net.

Activistas de Greenpeace intentan detener un ballenero ilegal. Taringa.net.

Ahora, estos países que esquilman un bien que no les pertenece a todos, porque concierne a la Humanidad entera, podrían verse beneficiados por una propuesta “de compromiso” que legalizaría dicha caza a cambio de promesas dudosas de reducirla poco a poco. En esta tesitura son varios los países que están prestando atención al proceso, esperando poder lanzar sus barcos de nuevo a la caza de las ballenas. Y si se acepta que Japón, Noruega e Islandia puedan cazarlas y vender su carne, muchos otros se preguntarán: “si pueden ellos, ¿por qué no nosotros?”

Sin duda es un buen momento para ejercer una firme presión que lo impida. Avaaz así lo ha entendido y ha lanzado una petición urgente capaz de mostrar a nuestros gobernantes que queremos proteger a las ballenas, no cazarlas, rematarlas y venderlas. 400.000 personas ya han firmado esta solicitud que se está enviando a los delegados de la Comisión Ballenera Internacional a cada vez que se alcanzan 100.000 firmas adicionales.

Reenvía este artículo a tus conocidos, pídeles que firmen la petición de contra de la legalización de la caza comercial de ballenas. Los países balleneros no querrán ceder, pero las movilizaciones ciudadanas internacionales están demostrado que gracias al compromiso particular de cada uno nos volvemos más poderosos. Por eso es tan importante que también hagas oír tu voz.

A los delegados de la Comisión Ballenera Internacional.

“Como ciudadanos provenientes de todo el mundo, les pedimos que mantengan la prohibición internacional contra la caza comercial de ballenas como política central de la Comisión Ballenera Internacional, en su misión de promover su conservación” (Avaaz.org).

Firma aquí.

Pero, incluso alejadas de los arpones de los balleneros y prohibida su pesca, las ballenas se enfrentan todavía a serias amenazas en la actualidad. El cambio climático y la destrucción de los ecosistemas por la pesca excesiva y la polución de los océanos son algunas de ellas.

La reanudación de la caza comercial de ballenas podría ser devastadora para estas criaturas tan inteligentes. Mi propuesta es que, mientras no quede positivamente resuelto este asunto, procedamos a boicotear turística y comercialmente todo lo producido o relacionado con los países que todavía se dedican a este comercio insensato. Y desde luego negarse rotundamente a probar cualquier plato cocinado a base de carne o grasa procedente de ballenas.

Un ecologista en El Bierzo.

Avanzan las negociaciones para reducir la caza indiscriminada de ballenas. 16/04/10. El Mundo.es.

Whale Wars – Battle at Sea. 31/10/09. Youtube.com. Animal Planet. Vídeo sobre Sea Shepherd (en inglés sin subtítulos).