Archivo de la etiqueta: Fauna

De Ponferrada a San Miguel de las Dueñas por la ‘Senda de los Canteros’

Cañón del Río Boeza. Ponferrada, 1 julio 2017. Foto: Enrique López Manzano.

Estamos ante una ruta con vistas espectaculares, la cual además ofrece muchas posibilidades. Digo esto en el sentido de que se puede adaptar a distintos niveles de resistencia, tanto de los ciclistas, -que fueron los que propiciaron la recuperación de esta senda y a los que se la debemos – , como de los andarines.  Mis felicitaciones también a los municipios de Ponferrada y San Miguel de las Dueñas, por su colaboración.

Para empezar, y aunque resulte un poco antipático decirlo, diría que no es una senda que yo recomendaría a todo el mundo. No tanto por su posible complicación -si deseamos completar el recorrido con sus diferentes variantes-, sino por el hecho de que discurre con frecuencia al borde de  desniveles que suponen un riesgo y, desde luego, no recomendados los que padecen de vértigo. Por otra parte, una buena parte de la misma se desarrolla sobre un suelo de arenisca bastante resbaladiza, cuyo origen hay que buscar en la descomposición de la roca granítica dominante en esta zona, una característica que se nota de manera especial en el primer trecho del camino que va desde su inicio (con la Urbanización Patricia situada frente a nosotros y al otro lado del Río Boeza) hasta el punto más alto de nuestro  recorrido, un formidable mirador desde el que se divisa el único castro en la zona y otros elementos orográficos reseñables, tales como el Redondal  (1.621 metros, con su gran antena prácticamente visible desde cualquier parte de El Bierzo y sus numerosas eólicas), o Peña Escrita (1.101 metros). Ambas cimas están catalogadas como puntos geodésicos oficiales.

La Carretera de Molinaseca saliendo de Ponferrada, donde podemos intentar aparcar nuestro vehículo.

Con todo, si se toman las debidas precauciones, entre ellas la de iniciar la ruta temprano y disponer de buenas botas, -o de frenos en el caso de las bicicletas de montaña-, no tendría por qué producirse ninguna desgracia. Quizás, a lo sumo, algún culazo al intentar acceder al Mirador de Pelayo, o algún resbalón con la bicicleta  en algún trozo de la senda más inclinado. Inclinación que, empero, en su punto más crítico puede evitarse pasando por una senda alternativa más cómoda. Por cierto, poco visible e insuficientemente señalizada.

El Camino del Gato, a nuestra izquierda en la foto. Ponferrada.

Dentro de las múltiples posibilidades a las que me referí al principio sitúo la de la orientación de la ruta, ya que ésta permite que se pueda hacer en ambas direcciones. Del mismo modo que también podemos elegir realizarla completa (ida y vuelta), o únicamente en un sentido. Por ejemplo, dejando aparcado un vehículo en el punto de su finalización (o que vengan a buscarnos), ya sea en Ponferrada o en San Miguel de las Dueñas. También, si se prefiere, se puede elegir hacer solamente una parte del recorrido. En tal caso, la parte  elegida será la que comunica Ponferrada con el mirador situado frente al castro, que es la que se ceñe más al curso del Río Boeza, y a su cañón o garganta. La ventaja de esta elección es que en cualquier momento podemos elegir volver. Algo interesante cuando nos acompañan niños, a los que recomiendo tener siempre a la vista. Con esta precaución nada malo debería suceder.

El inicio de la Senda de los Canteros en el Camino del Gato. Ponferrada.

Otras posibilidades abiertas serían las de regresar desde San Miguel a Ponferrada con el tren, o en autobús, o al revés, pero como creo que los horarios no son muy amplios. En este convencimiento,  confieso no haber ni observado tal posibilidad.

Si hacemos la ruta desde Ponferrada, cuando lleguemos a lo más alto de la misma y avancemos algunos metros más veremos que hay un poste al que han arrancado el letrero. Algunos metros más lejos aparecerán otros con varias indicaciones. Una de ellas es la que nos propone la posibilidad de visitar el castro (derecha), otra la de seguir de frente hacia San Miguel, y una tercera la de bajar hasta el pueblo por la Fuente Cimera. Esta última elección es la menos complicada, aunque en mi última salida yo elegí coger la senda directa con el pueblo. Esta especie de atajo nos llevará a una pista que pasa cerca de una especie de cortijo, y de ahí a la ruta habitual. La confluencia se sitúa al lado mismo del túnel que permite pasar por debajo de la vía del tren.

La Fuente Cimera. San Miguel de las Dueñas. 1 julio 2017.

De la Fuente Cimera puedo decir que ofrecer agua fresca durante todo el año, aunque sin garantías sanitarias. Yo la he bebido y nada me ha pasado. He de decir que en cierto momento de nuestro recorrido por las alturas baja un regato con agua, la cual discurre por debajo del último puente de madera (hay tres). Pero este agua, cuando baja poca cantidad, lo hace con cierta coloración férrica; el acceso a su curso es complicado, y me parece que casi es mejor olvidarse de ella.

Las “fragas” del Boeza y la Urbanización Patricia, al inicio de la excursión. Ponferrada, 1 julio 2017.

Una vez llegados a Sant Miguel de las Dueñas, por la pista que pasa  muy cerca del Río Boeza, tanto que éste suele invadirla en época de grandes crecidas, se nos presenta la posibilidad de regresar a Ponferrada por otra ruta distinta. Ésta atraviesa el pueblo, y tras cruzar la vía del tren La Coruña – Palencia por un puente bastante alto, continúa  por una pista paralela a la autopista A-6, situándose bajo su nivel y devolviéndonos a la Fuente Cimera. Si tenéis un mapa topográfico de la zona, o ganas de investigar un poco, acabaréis encontrándola. Esta pista acaba en un cruce que está situado por debajo de la Fuente Cimera y no muy lejos de ella. Llegados hasta allí, ya sea por el camino marcado o por esta variante, ya sólo nos quedará subir hasta el mirador situado frente al castro. En éste nos reencontraremos con el gran letrero que señaliza la senda del retorno a Ponferrada.

Nuestra senda avanza paralela a la vía del tren. Ponferrada, 1 julio 2017.

Rizando el rizo, añado que los ciclistas pueden llegar hasta esta señal viniendo en bici desde Ponferrada por la N-VI. Para llegar hasta allí tendrán que pasar por delante del Bar Azul, para después comenzar a bajar la carretera y terminar entrando por la derecha en una zona industrial desde la que es posible cruzar por encima de la Autopista A-6. Una vez cruzado el puente les será relativamente fácil llegar hasta el inicio de la senda en dirección a Ponferrada. O a San Miguel.

El letrero que marca formalmente el inicio de la senda. Ponferrada, 1 julio 2017.

La Senda de los Canteros es tan frecuentada por ciclistas como por caminantes. Sin hacer distinciones, a todos ellos les recomiendo mucha atención a los precipicios. Ya puestos, también pediría a los ayuntamientos concernidos que retiren los postes metálicos situados al borde de esta ruta, constituidos por trozos de vía férrea. Entiendo que su dureza y bordes afilados podrían provocar graves heridas a algún ciclista en caso de chocar con ellos. Sería conveniente sustituirlos por otros en madera.

No quisiera que de esta lectura se sacaran conclusiones erróneas, y que lograra desanimar a alguien a la hora de decidirse a realizar esta ruta. Y lo digo así porque considero que es una de las más interesantes de las que tenemos por aquí. Por su geología resulta altamente original en nuestra comarca, recordándonos por momentos parajes de Galicia o de la Sierra del Guadarrama.  

Vista desde el Mirador de Pelayo. Ponferrada, 1 julio 2017

El origen de la senda -no lo he dicho aún- proviene de los canteros que explotaban la roca granítica del lugar para su aprovechamiento en la construcción. Según  he leído, de estas canteras salieron las piedras que se utilizaron para construir el Palacio Episcopal de Astorga, proyectado por  Antoni Gaudí, y posiblemente el Monasterio de San Miguel. También la Casa Consistorial de Ponferrada y otras edificaciones del casco antiguo de esta ciudad. En el camino todavía se pueden observar catas y hasta una construcción, un tanto oculta y ya sin techo, que relaciono con ellos. Pero también encontraréis algunas ruinas, pocas, de viviendas que revelan una ocupación anterior del cañón, probablemente relacionadas con la actividad agraria o ganadera en tiempos remotos. Algunas de las canteras de donde se sacó la piedra son fácilmente reconocibles, pero otras no.

Vista del Pantano del Montearenas desde la Senda de los Canteros. Ponferrada, 1 julio 2017

Uno de los panoramas más bonitos de este recorrido es el que nos ofrece el Embalse del Montearenas, construido en la confluencia de los ríos Boeza y Meruelo. Este último, sabemos que  proviene de Molinaseca y, más allá, de los Montes Aquilianos. El otro paisaje relevante cabe situarlocasi al final del recorrido por el cañón. Ahí hay grandes rocas graníticas que impresionan por su enorme tamaño. Como también nos impresiona la pared sobre la que se asienta la Urbanización Patricia, al inicio de nuestra senda.

El Embalse del Montearenas, construido en el año 1966 para producción hidroeléctrica, es propiedad de Endesa y tiene capacidad para 2.0 hm3. Es una presa pequeña, ya que tan sólo ocupa 19 hectáreas. Anoto que fue dragado hará medio año para aumentar su capacidad, operación que coincidió con algunos de mis paseos por la zona del río Meruelo, por lo que me fue posible fotografiarlo vacío.

Hay una pista asfaltada que baja desde el Montearenas hasta el embalse y que corta nuestra senda. Una vez atravesada esta, del otro lado, una señal señalando San Miguel de las Dueñas nos remitirá a nuestro camino.

Un alcornoque de retorcidas formas. Ponferrada, 1 julio 2017.

Sobre la fauna diré que, en mi reciente excursión, sólo alcancé a ver algunas lagartijas, algunas pequeñas moscas y otros insectos menores. Pero en lo que respecta a la flora ésta se presenta muy variada. Hay un poco de todo: robles, encinas, pinos y alcornoques… Pero también podemos encontrar jara, lavanda, zarzas, escobas (sobre todo en la parte más alta, hacia el final), y una gran variedad de cardos. También reconocí dos especies alóctonas (Ailanthus altissima, de la que hay un bonito bosquecito al inicio de la ruta) y Phytolacca americana), que por desgracia ya son comunes en todo El Bierzo. También, en época otoñal, he podido recoger algunas setas comestibles.

¿Cómo encontrar el inicio de la senda?

Señal que marca el final, o el inicio según se mire, de la Senda de los Canteros. San Miguel de las Dueñas, 1 julio 2017.

Antiguamente esta senda solía cogerse desde el espacio que hay al finalizar el puente sobre el Río Boeza, viniendo de Molinaseca, pasada la Urbanización Patricia. Luego, bastaba con cruzar la vía del tren La Coruña-Palencia y ya estábamos en el inicio de la senda. Hoy, esa posibilidad continúa abierta, con sus riesgos (hay espacio para un par de coches, o un poco más lejos donde las empresas industriales), aunque personalmente recomiendo abordarla desde Ponferrada.

Si nos situamos en el Camino de Santiago, una docena de metros antes de pasar por debajo del túnel del tren (yendo hacia Molinaseca), veremos que podemos girar a la izquierda por la Calle del Gato. Allí hay varias viviendas bajas construidas, y cuando éstas se terminan arranca, por la derecha, una senda estrecha que es el inicio de nuestro camino (no tiene señalización alguna). Sólo hay que seguirla hasta que ésta acabe por situarse paralela a la vía. Unos trescientos metros después nos encontraremos con un cartel bien grandote que señala la ruta. A partir de ahí, sólo nos quedará seguirla, avanzando por las alturas siempre paralelos al río, sin dejarse tentar por ningún otro sendero que pueda presentarse. Hay tres pequeños puentes en madera construidos en la senda para salvar los regueros que bajan de la montaña. Su presencia te confirmará que estás en la buena ruta.

Poste señalizando el Castro, San Miguel de las Dueñas o Ponferrada. 1 julio 2017.

Al principio del recorrido es posible que te alcance el tañido de las campanas de la iglesia de Campo. Más tarde, no te asustes cuando oigas, de cuando en cuando, un gran estruendo. Lo provoca alguno de los trenes de la única línea férrea que comunica el centro del país con el noroeste. Desde la altura podrás ver las vías del tren, quizás alguno de ellos,  y los túneles que atraviesa. Estamos en una zona agreste y de complicado trazado para las vías férreas. 

Al volver de la excursión, si quieres ofrecerte otra pequeña variante sin alargar apenas el recorrido, puedes elegir hacerlo por la de los Arrieros, ya casi a la entrada de la ciudad. Su inicio está bien señalizado, para luego perderse un poco. No obstante el sentido común sin duda te marcará el camino correcto. Pasarás cerca de unas viviendas pareadas por una pista asfaltada en la que abundan los bancos metálicos para el relajo de los vecinos.

Si te los encuentras con algún perro suelto, como me ha sucedido a mí, asegúrate que sea pacífico antes de pasar. En mi caso lo era, pero nunca se sabe, y ante la duda lo mejor es llevar en la mano un buen bastón.

Otro poste situado en la bifurcación de la Fuente Cimera y de la bajada directa al pueblo.

La distancia total del itinerario, ida y vuelta y por el camino más corto, es de aproximadamente  dieciocho kilómetros. El desnivel no es excesivo, de 116 metros según algunos y hasta de 275 para otros. Personalmente, yo que no tengo material técnico para realizar estas mediciones, me inclino más por la última medida. La altura media de la ruta se sitúa en  el entorno de los 600 metros. Habremos de calcular unas siete u ocho horas de caminata, en ir y venir, por la senda ordinaria.

Las mejores estaciones para realizar este itinerario son en invierno, primavera y otoño. En verano a veces el calor resulta agobiante, pero se ve suavizado por los corredores de sombra en el recorrido. Atentos pues, a las predicciones atmosféricas, ya que no hay lugares para resguardarse en caso de tormenta.

Por otro lado, creo oportuno recordar que esta senda, según he leído, atraviesa un coto de caza. Yo no he visto las señales, pero sí he prestado atención a un comentario de alguien diciendo que se había encontrado con un cazador armado. Por este motivo, y por precaución, es recomendable comprobar las fechas de temporada de caza.

Torretas pertenecientes al antiguo funicular minero. San Miguel de las Dueñas.

A una corta distancia del monasterio, llegando a San Miguel, nos fijaremos en un par de torretas oxidadas situadas en las inmediaciones del río. Es lo que queda de un funicular aéreo que sirvió para trasladar el mineral proveniente de Calamocos, Onamio y Paradasolana hasta la estación del tren.

En lo relativo al austero Monasterio de San Miguel, ocupado por monjas de clausura cistercienses, deciros que vale la pena acercarse hasta él. Si os fijáis bien veréis que una parte del mismo se halla deshabitada, con sus ventanas decaídas y cristales rotos, más algún que otro detalle que precisaría arreglo. Probablemente necesitaría alguna inversión económica para permitirle recobrar todo su esplendor.

El Monasterio de San Miguel de las Dueñas, 1 julio 2017.

Vale la pena detenerse a mirar su puerta principal (han abierto otra en el muro, que es la que hoy se utiliza para entrar al recinto), así como su fachada. A mí me ha parecido reconocer en el una estatua del arcángel San Miguel enfrentándose al maligno. También hay un interesante blasón, colmado de castillos, y una placa dedicada a los Caídos por Dios y La Patria. Cruel testimonio de la postrera alianza entre la iglesia y el franquismo. Por lo que parece los otros muertos, los de las cunetas, esos no merecen placa alguna.

Y nada más, si acaso disculpad el último comentario, ya que hay dolores que no se olvidan jamás. Por lo demás, deseo que estas indicaciones, aunque incompletas, os resulten de utilidad. ¡Bienvenidos a El Bierzo!

Un ecologista en El Bierzo.

Por la Senda de los Canteros. (De Ponferrada a San Miguel de las Dueñas). 01/11/12. Rutinas varias.com.

Senda de los Canteros. Ponferrada – San Miguel de las Dueñas. 20/11/12. Aventurasdeundominguero.blogspot.com.es.

Monasterio de San Miguel de las Dueñas. Wikipedia.org.

XV Ruta de senderismo – SENDA DE LOS CANTEROS. 20/04/13. Youtube.com. Carlos Corzón Campazos.

Ecologistas

Tengo conectada una alerta de “Google” para no perderme ningún artículo de José Álvarez de Paz en el Diario de León. Considero su opinión particularmente acertada, y siempre estoy atento a cualquier cosa que escriba relacionada con el medio ambiente y el ecologismo.

Hace cosa de dos semanas sacó una columna que me aportó personalmente, en un momento de muchas zozobras, – y supongo que a otros compañeros que viven situaciones parecidas a la mía al frente de alguna entidad medioambiental -, un bálsamo del que estaba necesitado.

No niego que puedan existir personas que hayan visto en el ecologismo un nuevo filón para, digámoslo bastamente, “vivir del cuento”. Pero yo soy ya mayor, llevo muchos años en estos temas y no he conocido todavía a nadie que pueda cualificar de esta manera. A lo sumo conozco algún caso de obtención de pequeños beneficios.

Así es, en cambio, como les gusta  referirse a nosotros a una parte de quienes, con frecuencia, sólo nos ven como un escollo a sus planes de beneficio particular. También los hay que no se cortan un pelo y que declaran, a voz en grito, que no hay nada más despreciable – o que odien más – que a un ecologista. Y no son siempre gente con poco discernimiento, o descerebrados, como podríamos pensar, sino que también nos encontramos en esta línea a personas cualificadas, con frecuencia situados en una buena posición económica. Y en esa lista esuelen aparecer los empresarios, los capitalistas, las transnacionales, y los hijos de todos los anteriores, que ven en el control ecologista y en su defensa del patrimonio natural un peligro para sus ambiciones mercantiles.

A estos enemigos naturales de los ecologistas hay que añadirles, a veces, los radicales, anticapitalistas, okupas y otros con ideas parecidas, cuyo pensamiento llego incluso a compartir a veces, pero que cuando se ven afectados por intervenciones ecologistas son los que los atacan con más saña, en un intento de desprestigiarlos.

Estos son los que más daño provocan, por provenir sus críticas de las filas de gente que el movimiento ecologista mira con simpatía. Y, cuando esto sucede, los enemigos del ecologismo se frotan las manos o incluso aprovechan para añadir leña al fuego, con gran regocijo,. Es lo que pude comprobar hace pocos días a raíz de un artículo publicado en ‘Kaos en la Red’ por alguien que ni siquiera fue capaz de leer, y menos aún comprender correctamente, el comunicado que una entidad ecologista publicó sobre ‘La Cañada Real’.

Algunos nos tildan de “ecojetas”. Y en sus grupos, a veces dudosamente democráticos, se regodean de nuestras ideas, que tildan de idealistas. Muchos de los que así actúan viven, muchas veces, de espaldas a la realidad del planeta, apurando hasta la extenuación sus recursos materiales. A esos hay que añadir, sin ánimo de ofender, a las personas que viven en la burbuja hedonista de un consumismo desenfrenado y alejadas de los valores solidarios. Para esa gente le resulta difícil comprender que haya quienes están dispuestos a consagrar su tiempo libre a la consecución de un bien común, incluso para personas que aún no existen, en alguna organización altruista.

Un ecologista en El Bierzo.

Ecologistas, por José Álvarez de Paz.

Algunos tiburones expertos en navegar por mercados emergentes y a ser posible desregulados, criminalizan a los ecologistas precisamente porque tienen la rareza de solidarizarse con los problemas ajenos y les señalan diciendo que sólo se representan a sí mismos, cuando lo que hacen es representar a todos los demás.

Viene esto a propósito de la cascada de acusaciones contra ellos a raíz de las sentencias del Tribunal Superior de Justicia de Castilla y León que demuestran que todos los parques eólicos de León incurren en fraude de ley y acumulan irregularidades que han llevado a la fiscalía provincial de Medio Ambiente a denunciar su posible relevancia penal, por prevaricación ambiental.

Sorprende la corte de insumisos de toda condición y militancia que, lejos de exigir a los promotores eólicos que respeten la ley y el orden, responsabilizan a los ecologistas y al Ministerio de Industria de las consecuencias de aquellos desmanes recogidos en sede judicial. También les responsabilizan de que, haciendo uso del libre mercado, algunos prefieran comprar sus componentes lejos de nuestras fronteras.

Los colectivos ecologistas no militan contra las energías renovables, entre ellas la energía eólica, todo lo contrario. Lo que hacen precisamente es recordarnos que existe un Plan Ambiental Eólico Regional que todos debemos respetar, como también es de obligado cumplimiento la legislación Europea para la preservación de las especies y hábitats, así como la legislación de nuestra autonomía sobre la protección de flora y fauna.

Cuando más arriba empleamos la palabra insumisos nos referimos tanto a emprendedores como a sindicalistas y cargos públicos que deberían saber que un sector estratégico como lo es el de la energía, no se puede entregar a intereses privados y mantenerlo al margen de la ley, ni en la convocatoria, ni en la adjudicación, ni en el desarrollo de los proyectos, porque eso no hay estado de derecho que pueda soportarlo.

Bienvenidas sean las palas eólicas, siempre que sus promotores, lejos de maquillar informes medioambientales, se sometan a la ley como cualquier hijo de vecino que sabe que toda conducta humana, también la empresarial, tiene sus límites, que no todo el monte es orégano.

Publicado en ”Silla baja”, por José Álvarez de Paz. 04/10/09.

Comentario por José el 16/04/2010.

Hola amigo, soy José Álvarez de Paz. También tus palabras son un estímulo para mí. No olvidemos que son muy poderosos los intereses que chocan contra la corriente ecologista, lo poco que queda de alcance planetario con un aliento de solidaridad. Les pone nerviosos, a los depredadores de mercados que alguien se pueda encargar de defender intereses de otros a quienes ni siquiera conocen porque pertenecen a generaciones venideras. Los ecologistas, dicen, son un peligro.

Tyto alba organiza una exposición de fauna del entorno de Ponferrada

Del 16 al 29 de septiembre se puede visitar esta exposición, patrocinada por el Ayuntamiento de Ponferrada y la Junta de Castilla y León, y dedicada a la fauna de los montes Aquilianos y a la reserva ornitológica de Palacios de Compludo, ambos espacios de rica naturaleza cercanos a la capital.

La muestra está organizada por la Asociación de estudios ornitológicos del Bierzo ‘Tyto alba’, que lleva ya más de una década dedicada a la educación ambiental.  El grupo desarrolla una importante labor en la esfera del ecologismo y la muestra culmina un esfuerzo de muchos años que, sin duda, hará las delicias de los enamorados de la fauna autóctona.

Necesitamos formar en el conocimiento y respeto de la naturaleza en nuestros jóvenes para crear una generación dispuesta a defender la biodiversidad y los valores medioambientales del Bierzo. Y el trabajo de Tyto alba, contribuye notablemente a ello.

La muestra recrea diferentes hábitats del río Sil, del monte Pajariel y de  los montes Aquilianos, de la campiña y del robledal. Hay expuestos comederos y cajas nido para diferentes tipos de aves (carboneros, herrerillos, chochines, lavanderas, colirrojos, agateadores…), así como los cráneos, patas y plumas, de muchas de éstas (búho real, pico picapinos, cuco, abubilla, arrendajo, chotacabras gris, cernícalo vulgar…), lo que permite realizar comparaciones muy interesantes.

También incorpora cráneos de mamíferos (jabalí, corzo, tejón, nutria, comadreja, zorro rojo y lobo ibérico) y de aves (avoceta común, cigüeña blanca, ánade real, cormorán grande, milano negro, búho real, charrancito, ánsar común, milano negro, lechuza común, tórtola europea, urraca, avutarda común, reyezuelo listado, paloma bravía, pinzón vulgar y corneja común); de excrementos (jabalí, liebre, conejo, corzo, y ciervo); de huellas de diversa fauna (tejón, lobo ibérico, zorro rojo, osezno…); de egagrópilas (bolas expulsadas por la boca y que contienen restos de la comida que las aves no pueden digerir), y una amplia documentación publicada por la asociación, como posters, pegatinas y diversos escritos.

Además presenta reproducciones muy didácticas de la fauna actual, e incluso de la que hubo en otras épocas anteriores y que hoy ya no se encuentra por estos lares.

La reserva ornitológica de Palacios de Compludo.

Situados al sur del municipio de Ponferrada, los valles de Compludo destacan por su acaparadora belleza, especialmente hermosa en otoño, y se sitúan entre los mejor conservados de los montes Aquilianos. El lugar alberga un magnífico plantel de mamíferos, que incluye a diez especies de carnívoros, entre ellos el gato montés, la comadreja, el armiño y el lobo ibérico.

También hay los corzos y se localizan anfibios y reptiles de diversa procedencia, tanto de filiación norteña como la salamandra, la rana patilarga y la víbora cantábrica, como mediterránea: tritón jaspeado, lagarto ocelado y culebra bastarda.

Según Tyto alba, hasta 69 aves nidifican en esta la reserva, y sin duda sería interesante la creación de una figura de protección de la zona. Pienso que quizá podría ser la de un parque agroforestal, que abarcase desde el alto del Acebo hasta el cauce del río Carracedo de Compludo, las Peñonas, el Picueto y el Becerril, englobando además las cuencas completas del río Compludo y de sus afluentes, el Tegeo y la Hiruela.

Un ecologista en El Bierzo.

Ecologistas en Acción promueve una campaña nacional para la eliminación de las bolsas de plástico de un solo uso

Las bolsas plásticas de un solo uso tienen los días contados. Fuente: soitu.es.

Las bolsas plásticas de un solo uso tienen los días contados. Fuente: soitu.es.

Las bolsas de plástico, y en especial las de un solo uso, tienen el triste privilegio de haberse convertido en una preocupación planetaria debido a las graves repercusiones que su uso desmedido está generando en el medio ambiente. Día sí, día no, la televisión nos ofrece información sobre sus negativos efectos sobre la fauna, y en especial la marina.

Los habitantes del mar son los que más sufren las consecuencias de esta proliferación de plásticos ligeros, ya sea porque se lanzan al agua desde las embarcaciones, sea porque llegan a los océanos a través de los ríos. Allí, los animales marinos los tragan, algunos confundiendo las bolsas que flotan entre dos aguas con medusas. Incapaces de digerir o metabolizar el plástico muchos de ellos mueren. Algunos se atragantan con ellas, mientras que otros se enredan de tal modo que acaban falleciendo también.

En esta situación real, dramáticamente expuesta, las bolsas de un solo uso, las más delgadas, son las que se llevan el protagonismo principal. Son millones de ellas las que, como señalé, acaban en el fondo de los océanos, convirtiéndose en un problema gravísimo para la ecología, no sólo marina sino también terrestre.

En España cada año se distribuyen gratuitamente diez mil quinientos millones de estas bolsasde un solo uso, lo que supone que cada habitante utiliza una de ellas casi a diario. De hecho, lo estudios más reciente sitúan la vida media de estas bolsas en pocos minutos antes de que vayan a parar a la basura.

Para hacerse una idea de lo que esto supone como peligro para el medio ambiento me bastará con decir que en China, antes de junio del año pasado, momento en el que el gobierno chino decidió prohibir la fabricación de las bolsas plásticas de un solo uso, su producción llegaba a los 3.000 millones de unidades. ¡Diarias!

Las bolsas de plástico de un solo uso tienen los días contados.

La utlización de bolsas plásticas tiene consecuencias medioambientales graves: Fuente: agroinformacion.com.

La utlización de bolsas plásticas tiene consecuencias medioambientales graves: Fuente: agroinformacion.com.

En Europa, la preocupación cada vez mayor por la cuestión ha llevado a algunos países  a legislar para reducir la plaga del plástico de un solo uso. Y en el nuestro han sido los propios fabricantes y comerciantes los que se han decidido a intervenir. De este modo, el 23 de junio de 2006, aceptaron el compromiso voluntario de limitar la entrega de bolsas a los consumidores acotando un despilfarro evidente. Poco a poco la idea de utilizar una bolsa reutilizable empezó a imponerse y aparecieron las primeras campañas para un uso más racional de las mismas.

El acuerdo alcanzado, aunque respetado por algunos, no fue seguido de manera generalizada por todos los supermercados y comercios, y aunque se produjo una reducción del número de bolsas de un solo uso pronto se advirtió que era insuficiente.

El problema que se presentaba para algunas empresas es que éstas no estaban dispuestas a asumir el mayor coste que suponía la fabricación de una bolsa reciclable, es decir de más de un solo uso. El comercio se negaba a asumir ese coste adicional y pedía al gobierno que lo sufragase, o quería trasladarlo al consumidor. 

Finalmente, el 19 de noviembre de 2008 la Unión Europea aprobó la Directiva 2008/98/CE del Parlamento Europeo sobre los residuos, que obliga a todos los países miembros a prescindir de las bolsas de un solo uso no biodegradables.

Campaña nacional para la eliminación de las bolsas de plástico de un solo uso.

Un delfín con un trozo de plástigo enganchado. Fuente: federicodelossantos.com. Foto: Mark Karwardine.

Un delfín con un trozo de plástigo enganchado. Federicodelossantos.com. Foto: Mark Karwardine.

Ecologistas en Acción ha presentado en los ayuntamientos más poblados una propuesta de moción para la reducción/ eliminación de las bolsas de plástico de un solo uso. Los ecologistas también han solicitado la colaboración de las Cámaras de comercio, para que, junto con las administraciones locales y los comercios de la provincia, se pueda conseguir la erradicación definitiva de las nocivas bolsas plásticas.

La petición ecologista ha coincidido en el tiempo con una campaña, promovida por una importante cadena comercial francesa en España, para un uso más racional de las bolsas de plástico.

A través de un comunicado, los ecologistas han respaldado la iniciativa y pedido el resto de las empresas del sector que la secunden. Un llamamiento que han hecho extensible a las instituciones y administraciones públicas, por considerar que ellas son “las primeras responsables de dar cumplimiento al Plan Nacional Integrado de Residuos 2008-15”.

Este plan, aprobado por el Consejo de Ministros en su reunión del día 26 de diciembre de 2008, establece la necesidad de lograr acuerdos con los sectores de la distribución para reducir la generación de residuos de bolsas de un solo uso (…) por ejemplo sustituyendo materiales no biodegradables por otros de mayor biodegradabilidad o reciclabilidad, etc. En particular, la sustitución de las bolsas de plástico de un solo uso no biodegradables por bolsas de material biodegradable” (BOE Nº 49, Jueves 26 febrero 2009, Sec. I. Pag. 19907).

En la moción presentada por Ecologistas en Acción a los ayuntamientos para llevarla al Pleno, se pide la realización de campañas de sensibilización dirigidas a los consumidores, que se inicie una campaña de reparto, gratuito o no, de bolsas reutilizables en los comercios locales, acompañada de una publicidad adecuada, y que se reclame la cooperación del Gobierno Estatal y Autonómico para que se habiliten líneas de ayuda dirigidas preferentemente al pequeño comercio.

Campaña en la provincia leonesa.

Bolsa plástico. Las aves también se ven afectadas por la proliferación de bolsas de plástico abandonadas. Fuente: federicodelossantos.com.

Las aves también se ven afectadas por la proliferación de bolsas de plástico abandonadas. Federicodelossantos.com.

En León, los ayuntamientos requeridos han sido los más grandes: el de la capital, Ponferrada, San Andrés del Rabanedo, Astorga, La Bañeza y Villaquilambre.

La campaña en El Bierzo ha consistido en la visita a la delegación provincial de la Cámara de Comercio en Ponferrada y la entrega  a los partidos políticos en la oposición de una copia de la moción propuesta. Al darla en mano he querido evitar que la petición cayera en saco roto y facilitar su  presentación plenaria.

Por otra parte, Ecologistas en Acción ha publicado un folleto explicativo de la campaña, a cargo de su Área de Residuos, del cual he asegurado un reparto de unas mil unidades en los comercios locales.

Un ecologista en El Bierzo.

Nota: pese a los buenos deseos manifestados en este artículo, no tengo noticia alguna de que la moción se presentase en ningún pleno municipal en Ponferrada. Una decisión que lamento y que me parece significativa del largo camino que, en el ámbito medioambiental, todavía han de recorrer nuestros políticos.

Campaña para reducir las bolsas de plástico. 15/09/09. Miradas3.blogspot.com.

Ecologistas en Acción piden una normativa que elimine la distribución de bolsas de plástico. 07/09/09. Soitu.es.

Las bolsas de plástico de usar y tirar tienen los días contados. 19/07/07. Soitu.es.

Mociones para la eliminación de las bolsas de plástico. 13/08/09. Lacronicadeleon.es.

Plan Nacional Integrado de Residuos para el periodo 2008-2015. 26/02/09. Boe.es.

Segunda reunión de la Agenda Local 21 sobre el Pajariel en Ponferrada

Hoy, lunes 6 de julio, nos hemos reunido los miembros de los diferentes grupos de trabajo creados para tratar de la ordenación municipal del monte Pajariel, a petición de la Concejalía de Medio Ambiente del Ayuntamiento de Ponferrada.

Esta es la segunda reunión de la Mesa de Trabajo: “El Pajariel, parque forestal”. Su convocatoria se engloba dentro de los planes de la Agenda Local 21 (AL21)  municipal -que fueron instaurada en el municipio de Ponferrada hace algunos años, aunque  yo no los conozco en detalle -.  Como es conocido la AL21 alienta  la participación ciudadana en el desarrollo sostenible de la ciudad.

La Mesa de trabajo se ha organizado en diferentes grupos que se han dedicado a debatir sobre la situación actual del Pajariel. De hecho no ha sido complicado, ya que el técnico municipal, Francisco Jordán, ha traído una propuesta que incluye siete puntos que son los que considera que  han de ser tratados.

1.- Usos del monte: cinegéticos, agrícolas y ganaderos.

El modelo de bosque que se propugna aúna el aprovechamiento y la conservación dentro de un planteamiento que garantice la sostenibilidad. Se busca promover los usos tradicionales y los aprovechamientos del monte con una clara vocación social; es decir, no enfocados a obtener un beneficio económico sino a promover la cultura forestal de cara a los visitantes del futuro parque.

En este apartado las propuestas ciudadanas han girado en torno a el aprovechamiento maderero, micológico, ganadero, frutal, resinoso, del corcho o cinegético.

2.- Usos culturales y turísticos.

En este grupo los participantes proponen una serie de actuaciones encaminadas a fomentar el uso turístico y cultural del ‘Parque Forestal El Pajariel’. Las propuestas van desde la instalación de un Observatorio astronómico, una superficie al aire libre para la contemplación e interpretación de las estrellas, en la que los usuarios del parque puedan contemplar directamente o mediante telescopios el firmamento, a la construcción de cabañas para la pernoctación de grupos reducidos dentro del monte. Se apunta la posibilidad de instalar en las inmediaciones una carbonera que mostraría el proceso de obtención de carbón de origen vegetal y también colmenas, que para exponer a los visitantes el proceso de elaboración y recogida de la miel. También se incluiría una zona de acampada libre de uso controlado.

3.- Actividades deportivas y recreativas.

Para fomentar el uso deportivo y recreativo del Pajariel se proponen diferentes actuaciones: Itinerarios aprovechando caminos, sendas y pistas ya existentes, más otros nuevos (como el Sendero de los paisajes vegetales, el Sendero de las cumbres, el Sendero de Pons Ferrata (más próximo a la ciudad, el Sendero de Valdueza (trazado que discurre por el valle del río Valdueza), o la Senda romana (que discurre próxima al yacimiento romano de Santa Eulalia).

La longitud total de itinerarios sería de unos 50 km. Se propone situar miradores en distintos puntos estratégicos de las zonas más elevadas del monte, así como áreas de merendero y terrazas recreativas para ocio infantil, juvenil y adulto, etc.

4.- Promociones e Infraestructuras.

En este grupo de trabajo se incluye la propuesta municipal del teleférico. Entre la cota (500m.) del río Sil y la cima del monte (817m.) hay un desnivel de algo más de 300 m. Es un desnivel importante que la propuesta municipal quiere resolver con la instalación de un teleférico.

En cuanto a los diferentes tipos de acceso humano al monte, desde los municipios que lo rodean, se propone clasificarlos en las siguientes categorías: acceso rodado (controlado), acceso peatonal y el ya mencionado teleférico.

5.- Prevención, seguridad y mantenimiento.

El objetivo principal en este apartado es prevenir y reducir los incendios forestales en el monte. Se establece la necesidad de minimizar la superficie afectada por los incendios en el caso de que se produzcan y establecer las medidas de seguridad adecuadas para evitar los riesgos a los visitantes del parque en estas situaciones.

6.- Medio natural: flora y fauna.

Aquí se trata el tema de las plantaciones, encaminadas a la recuperar los paisajes vegetales ya existentes en el propio monte, tcomo robledales, encinares, pinares, castañares, zonas de vaguada, etc. Se habla sobre los tratamientos silvícolas, los resalveos, las cortas de policía, las limpiezas, desbroces, claras y clareos. También de la posibilidad de desarrollar labores de investigación sobre biomasa forestal a través de la colaboración entre la Fundación Ciudad de la Energía (CIUDEN), la E.T.I. Forestal y el Ayuntamiento de Ponferrada.

7.- Educación ambiental.

Para conseguir un mayor conocimiento del monte, se proponen fundamentalmente dos actuaciones: la creación de un edificio multifuncional formado por dos volúmenes principales. Uno de ellos estaría dedicado a la realización de actividades culturales: exposiciones, conferencias, realización de talleres, etc. Y el otro serviría para informar y remitir a los visitantes al resto del monte. Se acuerda establecer una red de itinerarios temáticos para el disfrute de la riqueza natural y cultural del monte por parte de los visitantes.

Agotado el tiempo, se acuerda continuar trabajando sobre el proyecto en otras sesiones próximas.

Un ecologista en El Bierzo.

La Agenda 21. Agenda 21 Local. Es.scribd.com.

proyecto-pajariel-area-de-recreo-2009

Nota: El día 6 de noviembre de 2009 el Ayuntamiento subió a su página web una reseña de explicativa sobre la Agenda Local 21. También, en la misma web municipal (ponferradasostenible.org), en su página ‘Enlaces de interés’ aparece uno titulado ‘Proyecto Pajariel, parque forestal’ (http://www.pajariel.es), que hoy ya no funciona. Sí permanece todavía activo el enlace informativo sobre la exposición que organizó el Ayuntamiento para exponer su proyecto a la ciudadanía.