Archivo de la etiqueta: Hamburgo

Sobre cómo los lobbys empresariales energéticos deciden sobre el cambio climático en Europa

Torres de enfriamiento de la central térmica de  Jaenschwalde (Lausacia, Alemania).

Torres de enfriamiento de la central térmica de Jaenschwalde (Lausacia, Alemania). Greenpeace.org.

En el año 2009 opiné que las decisiones sobre las medidas necesarias para combatir el cambio climático debían dejarse en manos de los expertos y no de los políticos, al considerar que estos últimos están más preocupados por intereses cortoplacistas, de partido y personales, que por los generales de la humanidad.

Obama, Sarkozy, Merkel y otros líderes mundiales en la Cumbre del Clima de Copenhague.  7 - 18 dic. 2009.

Obama, Sarkozy, Merkel y otros líderes mundiales en la Cumbre del Clima de Copenhague. 7 – 18 dic. 2009.

Emití tal opinión tras el desencanto del fracaso de la Cumbre del Clima de Copenhague, experimentado después de una movilización climática como jamás se había conocido antes.

No pretendo ser un experto en este tema, ni tampoco en ninguno de los que trato, por más que a fuerza de ocuparme de algunos, durante años, es posible que acabe disfrutando de algún conocimiento sobre los mismos. No obstante, continúo considerándome más como un divulgador que otra cosa.

Divulgador de inquietudes, pero también una persona que, por su interés por temas tan diversos como los tratados en este blog, y en contacto permanente con la información, me considero poseedor de una visión bastante global, y actualizada, sobre muchos asuntos.

Hamburgo. Vías peatonales y ciclistas comunicarán todos los barrios de la ciudad. Bicicriticaleon.com.

Hamburgo. Vías peatonales y ciclistas comunicarán todos los barrios de la ciudad. 2015. Bicicriticaleon com.

Ayer escribí sobre Hamburgo y su sistema de transporte sostenible centrado en gran medida en una utilización masiva de la bicicleta por los ciudadanos. Una de las ventajas de esta organización, según comentaba una de las responsables municipales de la misma, era la disminución en la emisión de gases de efecto invernadero.

Eso me ha traído a la memoria un manifiesto, cuya primera referencia tuve a través del blog de Federico Mayor Zaragoza, pero que más tarde encontré también en el diario ‘El País´, sobre el compromiso adoptado por los alcaldes de algunas de las principales ciudades europeas para reducir esas emisiones.

La importancia de ese compromiso no es baladí, porque como ellos mismos publican en un manifiesto, afecta a muchos millones de individuos en Europa. Sabido es la tendencia, en una buena ya planetaria, a la concentración urbana y el despoblamiento rural.

Me interesaba destacar esa preocupación medioambiental de los grandes alcaldes por el calentamiento global, y su buena disposición a colaborar en su mitigación. Es cierto que, en las grandes ciudades, es quizás donde más y mejor se noten las medidas que aprueban en esta dirección.

La petroquímica de Tarragona, polígono norte. Foto: Josep Lluis Sellart.

La petroquímica de Tarragona, polígono norte. Foto: Josep Lluis Sellart.

Preocupación ambiental que parece menos clara en muchos gobiernos y menos aún en sus empresarios, más preocupados por sus beneficios que por lo primero. Y en este asunto los intereses creados, a través de las llamadas puertas giratorias, parecen jugar un importante papel. Sin embargo, no creo que sólo sean esos altos excargos políticos los que dificulten el logro de mayores éxitos en el control del cambio climático, pues lo hacen también los empresarios con la connivencia del gobierno.

Su presencia en las comisiones reguladoras coordinadas por la Unión Europea (UE) es más que notable, y eso es algo que no ocurre sólo en nuestro país. Según datos publicados por Greenpeace en marzo pasado ocho de los doce miembros que conforman el órgano europeo encargado de establecer la línea roja a las emisiones de gases de efecto invernadero son trabajadores de Gas Natural Fenosa, Iberdrola y Endesa. Otros tres pertenecen a la Administración y uno a la Escuela de Ingeniería de Sevilla.

Aclaro que me estoy refiriendo al llamado ‘Proceso de Sevilla’, por el cual la Unión Europea ha solicitado a cada Estado miembro una propuesta sobre límites a la contaminación producida por las plantas térmicas de carbón, consideradas como las principales responsables del cambio climático en el Viejo Continente.

Ese proceso da como resultado los llamados BREF (BAT References Documents, en inglés) o Documentos de Referencia sobre las Mejores Técnicas Disponibles (MTD). La Directiva de Emisiones Industriales establece que las conclusiones sobre las MTD deben constituir la referencia para el establecimiento de las condiciones del permiso para la explotación de una instalación.

Isabel García Tejerina. Valladolid, 2014. Wikipedia.org.

La ministra de Agricultura y Medio Ambiente, Isabel García Tejerina. Valladolid, 2014. Wikipedia.org.

El Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente ve como “normal” que las empresas energéticas se integren en la delegación gubernamental encargada de establecer la nueva Directiva de Emisiones Industriales. “Nos ayudan”, sostiene Carmen Canales Canales, responsable política de coordinar el grupo de trabajo. Pero lo que no dice es que esa presencia de las eléctricas y energéticas españolas en órganos decisivos sobre las emisiones de gases contaminantes es una de las más abundantes en términos absolutos.

Ciertamente me parece una exageración, aunque en ese aspecto nos superen por goleada los griegos, donde los siete miembros del órgano consultivo pertenecen a empresas interesadas (Public Power Corporation y Hellenic Petroleum). Tampoco quedan mal situados los ingleses, con cinco miembros de la industria (como E.ON y Stanlow, una refinería de petróleo) en un comité formado por nueve personas.

Con estos números no es difícil asegurar que esas compañías están sobrerrepresentadas, por lo que no nos puede sorprender que Tatiana Nuño Martínez, responsable de Energía y Cambio Climático de Greenpeace, opine que las empresas lo hacen para “asegurar su negocio”.

Greenpeace ha pedido por escrito a la ministra de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, Isabel García Tejerina, que impida con carácter de urgencia la presencia de esos representantes de las compañías eléctricas en la delegación que representa al Gobierno de España ante la UE. Lo que ha podido responder la ministra lo ignoro, pero me lo imagino.

Desde luego, queda meridianamente claro que, más allá de lo vergonzoso que pueda resultar esta situación, resulta extremadamente arriesgado para la población que sean las propias empresas eléctricas y otras las que establezcan las normas que marquen los límites a la contaminación que producen . Y que afecta a nuestra salud.

Central térmica de Compostilla II (Cubillos del Sil). 1 enero 2015. Foto: Enrique L. Manzano.

Central térmica de Compostilla II (Cubillos del Sil). 1 enero 2015. Foto: Enrique L. Manzano.

En España existen 15 centrales térmicas de carbón (repartidas por Andalucía, Castilla La-Mancha, Castilla y León, Asturias, Aragón, Baleares y Galicia) que gestionan seis grandes compañías: E.ON, Endesa, Gas Natural Fenosa, Iberdrola, HC Energía y Elcogas. Todas, excepto la alemana E.ON, han conseguido representación en el órgano que está llamado a regular los límites de contaminación, especialmente Endesa y Gas Natural Fenosa con dos representantes cada una.

De esta manera las empresas españolas serán juez y parte en un proceso de vital importancia para millones de españoles y europeos, ya que según la investigación de Greenpeace casi el 50% de los miembros de las delegaciones gubernamentales europeas trabaja en la industria energética.

De 352 miembros del grupo de trabajo técnico (TWG, por sus siglas en inglés), 183 son empleados en las compañías que deberán ser reguladas, algo que ocurre cada 10 años. “Nosotros participamos con el Ministerio de Medio Ambiente, que es el que después se comunica directamente con Bruselas”, sostiene Lourdes Gómez de la Vega, representante de Gas Natural Fenosa en el comité.

No cabe duda que la excesiva presencia de grupos empresariales directamente afectados en sus intereses económicos no es la mejor solución. Y también que puede desembocar en una pérdida de protección del derecho a la salud de los europeos, reconocido en todas las constituciones avanzadas.

La línea roja de las emisiones permitidas es flexible, y por lo tanto sujeta a variaciones. Esos límites son actualmente de 300 mg/nm3 (miligramos por metros cúbicos normales) para el dióxido de nitrógeno (que según la Organización Mundial de la Salud afecta a la función pulmonar) y el óxido de nitrógeno (que daña, de forma más aguda que el anterior componente, a las capacidades respiratorias). En la actualidad, los veintiocho miembros de la UE quieren rebajar esas emisiones a 180 mg/nm3 en los próximos 10 años. Y Greenpeace exige que se limiten a 35 mg/nm3 para 2050.

Informe 'Cortinas de humo'. Madrid, 12 marzo 2015. Greenpeace.org.

Informe ‘Cortinas de humo’. Madrid, 12 marzo 2015. Greenpeace.org.

Fuentes conocedoras de las negociaciones aseguran que España será uno de los países con más “manga ancha” a la hora de sobrepasar la barrera de la polución. Y basan su opinión en que nuestro país es el que más representantes del sector energético privado tiene en sus órganos. Muy desorientados no andan cuando la delegación, coordinada por Canales, ya se ha encargado de vetar siete de las ocho propuestas de reducción de diferentes gases nocivos aludiendo a que “no se ha tenido en cuenta el factor económico”.

Pero España, Reino Unido y Grecia no son los únicos países de la Unión donde la industria eléctrica y energética tiene representación. Finlandia, República Checa, Estonia, Hungría, Italia, Malta, Polonia, Portugal y Eslovaquia también cuentan con reguladores ligados a la industria privada. Ellos son los que también influirán a la hora de fijar los nuevos límites a las emisiones de sus compañías.

Según el informe de Greenpeace, tan sólo tres países, Austria, Países Bajos y Suecia, son los que “persiguen la protección de la salud pública”.

A destacar que un estudio de la Universidad de Stuttgart (Alemania) ha establecido que cabe situar a las emisiones de las centrales térmicas como responsables de la muerte prematura de 22.300 ciudadanos europeos en 2010.

Un ecologista en El Bierzo.

Efectos nocivos de la contaminación del aire sobre el organismo humano. Informe 'Cortinas de humo'. 12 marzo 2015. Greenpeace.org.

Efectos de la contaminación del aire . Informe ‘Cortinas de humo’. 12 marzo 2015. Greenpeace.org.

Los alcaldes europeos a la vanguardia de la lucha contra el deterioro medioambiental. 01/05/15. Federicomayor.blogspot.com.es.

El cambio climático: compromiso europeo y soluciones locales. 25/03/15. Elpais.com.

Greenpeace denuncia las presiones del lobby energético español ante la UE. 20/03/15. Unecologistaenelbierzo.wordpress.com.

La ‘cortina de humo’ de la industria energética. 11/03/15. Elpais.com.

Cortinas de humo. 12/03/15. Greenpeace.org.

Cortinas de humo. 12/03/15. Greepeace.org. Pdf.

Mejores técnicas disponibles (MTD). Magrama.gob.es.

Hamburgo se plantea eliminar los coches por el centro de la ciudad

Restringir el espacio dedicado al automóvil en beneficio del ciudadano. 2014. Diariomotor.com.

Restringir el espacio dedicado al automóvil en beneficio del ciudadano. 2014. Diariomotor.com.

He escuchado hablar mucho de Hamburgo y de su extraordinario sistema de transporte sostenible y quería saber que hay de cierto en eso. Por eso decidí dedicar la tranquila mañana de hoy, la primera tras los ajetreados días de resaca electoral, para dedicarla a este menester.

Es cierto que los coches han sido mimados a la hora de diseñar y construir nuestras ciudades, pero es hora ya de que vayamos cambiando esta prioridad. Algunos ya lo han entendido así y Hamburgo es un ejemplo de ello.

La bici del cartero en Hamburgo. 2011. Pedaleandoenvalencia.blogspot.com.es.

La bici del cartero en Hamburgo. 2011. Pedaleandoenvalencia.

Se trata de la segunda ciudad en importancia de Alemania, donde los días en invierno son muy cortos y llueve con excesiva frecuencia, lo que no ha sido, ni es, impedimento para que se utilice la bicicleta masivamente. A este empeño ayuda una geografía bastante llana, pero sobretodo la preocupación por lograr una ciudad más agradable, humana y menos contaminada.

Puede decirse que en Hamburgo todo el mundo utiliza la bicicleta. Lo hace el cartero del barrio para repartir su correo, pero también los repartidores y muchos pequeños para acercarse hasta la escuela. Y, en general, prácticamente todo el mundo.

Hamburgo es una bella ciudad verde, repleta de parques y de espacios cerrados al tráfico motorizado, además de bien comunicados entre sí por carriles bici. El turista que llega a Hamburgo tiene la posibilidad de conocer la ciudad utilizando la bici. Para eso existe un servicio adecuado y la unión entre los edificios de interés histórico en la ciudad está representada por un trazo rojo pintado en el suelo que sólo hay que seguir. También es posible alquilar una bicicleta por cuenta propia en las numerosas empresas de alquiler repartidas por toda la ciudad. Aunque resulta más sencillo todavía utilizar el servicio municipal de bicicletas de alquiler, que resulta extremadamente barato. Mejor aún, la primera hora del servicio es gratuita, por lo que si se estás un poco atento al reloj es posible desplazarte por toda la ciudad sin pagar un duro.

Aparcamiento de bicicletas en una guardería de Hamburgo. Pedaleandoenvalencia.blogspot.com.es.

Aparcamiento de bicicletas en una guardería de Hamburgo. Pedaleandoenvalencia.

Pero los responsables políticos de Hamburgo quieren ir aún más lejos. Y lo que planean es simplemente reducir el volumen del tráfico a motor al mínimo, para ofrecer a los hbitantes de la ciudad un espacio plenamente pensado para su disfrute. En este sentido han diseñado un plan que comunicaría hasta el 40 por ciento de la ciudad a través de una red “verde”. Ésta conectará parques, espacios de recreo, canchas deportivas, colegios, institutos, universidad y centros comerciales y administrativos mediante rutas verdes. Vamos, como aquí (disculpen la ironía).

Al parecer las cabezas pensantes de la ciudad, tras años de observación, han llegaron a la conclusión de que a la gente le gusta más vivir en ciudades donde niños y mayores puedan desplazarse sin riesgo de atropello y donde el aire esté menos contaminado. Y también se han dado cuenta de que son factores que importan a la hora de escoger donde vivir. O, simplemente, que las ciudades “verdes” ofrecen una mayor calidad de vida.

Londres tiene anillos verdes. Berlín también dispone de visita turística en bicicleta, incluso guiada como en Hamburgo. Pero el proyecto en esta ciudad alemana es pionero en unir los barrios y las ciudades adyacentes con el centro de la ciudad. Su objetivo es permitir que en quince o veinte años se pueda recorrer toda la ciudad en bici. El plan, bautizado como ‘Grünes Netz’ (Red Verde), prevé que los automóviles sean una necesidad obsoleta” en dos décadas.

Hamburgo quiere ser una ciudada sin coches en veinte años. 2013. Bicicletadesegundamano.es.

Hamburgo quiere ser una ciudada sin coches en veinte años. 2013. Bicicletadesegundamano.es.

Además de mejorar la movilidad, el consistorio tiene previsto construir nuevos parques conectados con los ya existentes. En total, la ciudad dispondrá de 7.000 hectáreas de pulmón verde, un 40% de su término municipal. El acceso en coche a las principales vías no se prohibirá, pero “toda la ciudad se podrá recorrer fácilmente a pie”, indican las autoridades.

Así  lo explica Angelika Fritsch, una de las portavoces del departamento de urbanismo y medio ambiente, quien además defiende que esta red permitirá que los habitantes puedan pasearse tranquilamente con sus mascotas, ya que en esta ciudad alemana aprecian la convivencia con ellas. Señala la política alemana que a menor asfalto, y más presencia de hierba y árboles, menor riesgo también de inundaciones en las calles. Sin duda la subida del nivel del mar en veinte centímetros, en los últimos sesenta años, no sea ajena a esta preocupación en esta ciudad costera.

Detrás de los planes urbanísticos en Hamburgo aparecen diferentes asociaciones como responsables de este modelo de ciudad. Las cuales cuentan con la colaboración de los servicios técnicos de los funcionarios municipales. Algo que a nosotros nos puede sonar a chino  mandarín, pero que yo espero que con el cambio de pensamiento que ha el 15M llegue a convertirse en algo absolutamente normal. Y es que Hamburgo vecinos y asociaciones participan sin cortapisas en la mejora posible de su entorno.

Hamburgo. Vías peatonales y ciclistas comunicarán todos los barrios de la ciudad. Bicicriticaleon.com.

Hamburgo. Vías peatonales y ciclistas comunicarán todos los barrios de la ciudad. Bicicriticaleon.com.

He consultado varios blogs de españoles que han estado viviendo en Hamburgo, y he cotejado sus impresiones, siempre positivas. Tanto a nivel de la bicicleta como de otros aspectos de la vida en la ciudad. El clima ya es otra cosa, pues no se puede cambiar. De esas lecturas deduzco que la participación ciudadana, debidamente respaldada, puede ofrecer excelentes resultados.

No es suficiente con que denunciemos o paramos los proyectos o leyes que no los vecinos consideremos como nocivos para nuestra existencia. Hace ya tiempo que llegó ya el momento de pensar en que dediquemos nuestras energías a diseñar el modelo de sociedad que de verdad queremos.

Y en Ponferrada, ¿qué?

Folgueral, Merayo y Macías presentando las nuevas bicicletas de alquiler (de izquierda a derecha). Ponferrada, 2014.

Folgueral, Merayo y Macías presentando las nuevas bicicletas de alquiler (de izquierda a derecha). Ponferrada, 2014.

Cuando comparo estos planes con lo que tengo por aquí me desespero un poco. Mi consistorio dio luz verde en un pleno a la bicicleta. Entendí que era a su implantación, pero a la hora de la verdad eso se plasmó en la desaparición del servicio municipal de préstamo que era gratuito  y en la implantación de uno privado. De pago, lógicamente.

Sobre los tres meses de existencia de la empresa contratada y su exiguo capital fundacional, sin relación posible con el valor del mobiliario puesto en la calle, y no estaría de más que algún partido local se preocupase por esas cuentas.

Mientras tanto, y después del pleno de marras (y antes tampoco) no se ha pintado ni una línea de los deplorables carriles bicis que inauguró el anterior gobierno de Carlos López Riesco.  ¿Quizás el Mundial de Ciclismo organizado por Samuel Folgueral y su equipo absorbió todo el presupuesto hasta el punto de que no quedó en las arcas municipales ni para un poco de pintura?

La BiciCrítica continúa, aunque con más pena que gloria.  Llevamos cuatro años desde que se celebró la primera y cada día hay menos ciclistas. Parece que, como en el resto de las cosas de por aquí lo importante sea pasar un ratito agradable y luego tomarse una cañita con los amigos. La protesta carece de la perspectiva política necesaria y precisaría marcarse mejor los objetivos por los que se realiza. Y claro, habría de movilizarse después para lograrlos.

Un ecologista en El Bierzo.

Proyecto urbanístico para Hamburgo. 2014. 02b.com.

Proyecto urbanístico para Hamburgo. 2014. 02b.com.

Hamburgo planea eliminar el 100% de los coches. 19/01/15. Enbicipormadrid.es.

Hamburgo eliminará los coches en 20 años. 20/01/14. =2b.com.

Hamburgo, Gamonal, el calentamiento global y las bicis. 28/01/14.Bicicriticaleon.com.

Corresponsalías: Josemiguel en Hamburgo. 28/06/11. Pedaleandovalencia.blogspot.com.

Ir en bicicleta está de moda. 14/08/13. Bicicletadesegundamano.es.

El Pleno del Ayuntamiento de Ponferrada apuesta por la bicicleta. 10/06/13. Ecobierzo.org.

Las ‘Marchas de la Dignidad’ confluirán en Madrid el próximo sábado

Cartel. 22M. Marchas de la Dignidad. 'Tod@s a Madrid'. 22 marzo 2014. Fuente: unecologistaenelbierzo.wordpress.com.

Cartel. 22M. Marchas de la Dignidad. ‘Tod@s a Madrid’. 22 marzo 2014. Fuente: unecologistaenelbierzo.wordpress.com.

El próximo sábado 22 de marzo confluirán en Madrid seis columnas ciudadanas que, convocadas por diferentes colectivos sociales, trasladarán a la capital del país la protesta de quienes consideran que éste se encuentra en una situación límite tras los profundos recortes económicos, sociales, laborales y sanitarios.

La protesta lleva fraguándose desde el pasado mes de septiembre y reclama, entre otras cosas, trabajo, derecho a un techo y una renta básica para los ciudadanos.

Las columnas que han salido desde varios puntos del país son la punta de lanza de decenas de colectivos, incluidos algunos sindicatos y partidos políticos, que exigen el final de los recortes, así como cambios profundos en la organización política del país.  La manifestación saldrá a las 17 horas de Atocha hacia Colón.

Los lemas principales que en las redes sociales justifican la protesta son: ‘No al pago de la deuda’, ‘Ni un recorte más’, ‘Fuera los gobiernos de la Troika’ y ‘Pan, trabajo y techo para todos y todas’. También se reclama “servicios públicos para todas las personas” y “que se vaya” el gobierno “popular” de Mariano Rajoy.

Decenas de colectivos sindicales, sociales y políticos, entre ellos, la Coordinadora 25S, varias Mareas, la Plataforma de Afectados por la Hipoteca ( PAH) en distintas ciudades, diversas asambleas del 15M, asociaciones culturales, partidos como Equo, Frente Cívico y el sindicato SAT, son los convocantes.

Cartel. 22M. Marchas de la Dignidad. Madrid, 22 marzo 2014.

Cartel. 22M. ‘Marchas de la Dignidad’. Madrid, 22 marzo 2014.

La Cumbre Social, de la que forman parte los sindicatos UGT, CCOO y USO, también ha manifestado su apoyo. Julio Anguita, líder de Frente Cívico, realizó un llamamiento el pasado mes de febrero para que la población respalde la manifestación de forma masiva. También está prevista la participación de trabajadores de Coca-Cola, Panrico y la EMT.

El manifiesto del 22M dice que España se encuentra en “una situación de emergencia social”, y habla del “drama humano” que la crisis supone para muchos  ciudadanos, del desempleo y de la corrupción, al tiempo que denosta la reforma del artículo 135 de la Constitución, en el año 2011, para que se priorice el pago de la deuda aunque sea a costa de los derechos y necesidades básicas de las personas.

Hay seis columnas: Noroeste (Villafranca del Bierzo-Galicia, Langreo-Asturias y Santander-Cantabria), Norte (Logroño-La Rioja), Nordeste (Barcelona-Cataluña, Alcañiz, Pamplona-Navarra y Zaragoza-Aragón), Valencia y Región de Murcia (Castellón, Valencia, Alicante, Santa Pola y Murcia), Andalucía (Córdoba) y Sudoeste (Mérida-Extremadura). Cada una de ellas dispone de su propio perfil en Twitter y Facebook, aunque también hay una convocatoria y perfil general que las agrupa a todas, además de algunas webs en las que se van colgando imágenes y crónicas de sus recorridos. En Twitter se están utilizando varios hashtags (como #EnPie22M o #Marchas22M), y en Facebook podéis consultar la página ‘Marchas de la Dignidad 22M’.

No todos los manifestantes llegarán a Madrid caminando, sino que algunos lo harán  en autobuses procedentes de varias comunidades, la gran mayoría el mismo día 22. En El Bierzo la asociación ‘Stop Desahucios’ está ocupándose del tema y ya ha anunciado que es posible reservar plaza para Madrid (18 euros) en el Consejo Local de la Juventud de Ponferrada, aunque hay que apresurarse porque tiene previsto cerrar mañana las reservas.

Hasta ahora se han ido celebrando conciertos, maratones de poesía y recepciones de las marchas en diferentes ciudades. Hoy mismo está previsto que, a las 17 horas,  salga de Atocha una manifestación única hacia la plaza de Colón, para la que se ha pedido la pertinente autorización.

En Bruselas está prevista otra manifestación de apoyo a las marchas españolas prevista a las 12.30, en la plaza de España, y en Oslo habrá una concentración ante la embajada española. Además, la denominada Marea Granate ha organizado el traslado en autobuses a Madrid desde algunas ciudades europeas  como Berlín, Hamburgo, Bremen, Aachen, y París.

Cartel. Marchas de la Dignidad. Asturias - Madrid.

Cartel. Marchas de la Dignidad. Asturias – Madrid. 22 marzo 2014.

Yo también estaré en Madrid el día 22. Ni me sobra el dinero, ni tengo especialmente ganas de viajar, pero me sobra indignación ante una situación de tanto abuso. Motivos no me faltan. Hace pocos días me llamaron del servicio público del empleo (INEM) para ofrecerme un trabajo de  35 horas semanales, pagándome la mitad del salario mínimo interprofesional. Es decir, un poco más de 300 euros al mes. Con eso no me alcanza para más que la comida, cuando aún estoy manteniendo a dos hijos. Llegados a estos extremos como éste, en el que ya no te queda qué perder, no veo más solución que  sumarme a la revuelta social y al cambio político.

Un ecologista en El Bierzo.

Página web del 22M. Marchasdeladignidad.org. 

Las ‘Marchas de la Dignidad’ pedirán el 22-M una solución para la “situación límite” de España. 17/03/14. 20minutos.es.

Ecuador: aparece muerta una pareja de campesinos que se oponía a las ambiciones de una maderera

Ayer, día 21, se celebró el Día Mundial Forestal en casi todo el mundo, aunque en Ponferrada lo hagamos el próximo día 25, ya que ese día está prevista una jornada especial organizada por la Concejalía de Medio Ambiente del Ayuntamiento. Mi intención era escribir un artículo sobre la ley de montes, o una valoración del estado mundial de los bosques, pero una noticia imprevista me ha hecho pensar que sería más útil dedicar ese tiempo a denunciar la muerte violenta de dos defensores de los bosques.

Son ya casi once mil firmas las que lleva recogidas “Salva la Selva“ para denunciar lo que parece ser un asesinato, el de José Aguilar, un campesino de Hoja Blanca, de la parroquia Malimpia del cantón Quinindé de la provincia de Esmeraldas (Ecuador), y el de su esposa Yola Garofalo, fallecidos el día 25 de febrero de 2010 en violentas circunstancias. Ambos defendían sus derechos sobre el bosque tropical de “El Pambilar“, junto con otros seis campesinos más, cuyas propiedades cubrían, en conjunto, 350 hectáreas de un bosque ambicionado por unas madereras.

Estuve en Equador hace cuatro o cinco años, en un viaje organizado por la “Xarxa de Consum Solidari“, una asociación dedicada a promover el comercio justo con los países del Sur. Y mi estancia entre la gente del país se vio alterada por el áspero enfrentamiento entre pro-mineros y agricultores y ganaderos, defendiendo los últimos un modelo no agresivo para la economía para su región. Recuerdo mi visita a la mujer de un sindicalista, un hombre que estaba obligado a llevar una vida errante, no pudiendo descansar dos noches seguidas en el mismo lecho para evitar que le asesinasen. A su antecesor ya lo habían matado. Y tambiñen que la compañía minera se movía con pasmosa tranquilidad por los caminos locales, defendida por esbirros bien pagados y originarios del país, que no dudaban en exhibir publicamente sus pistolas, incluso en diferentes reuniones vecinales, las cuales conseguían reventar con palmaria rapidez con argumentos tan ‘convincentes’.

En Europa, puede resultarnos difícil imaginar esto, pero no hace mucho que un hostelero de Laciana, en una entrevista realizada para la televisión, declaró que había sido amenazado con una pistola por secuaces de Victorino Alonso, un empresario también conocido por sus detractores como Don Vito, en una clara alusión a la Mafia. Son situaciones con las que la ley habría de ser inflexible, y que sería preciso investigar y perseguir de oficio sin necesidad de que medie una denuncia que ponga en riesgo la seguridad del denunciante.

Pero volviendo al que perece un infame asesinato, deseo solicitar de todos los lectores su apoyo para enviar una protesta al presidente ecuatoriano, Rafael Correa Delgado. Un político que, por desgracia, parece que está sabiendo defender mejor los intereses de las multinacionales que los de su propia gente. Quizás una avalancha de protestas consiga que reaccione y exija que se haga justicia a José y Yola, las víctimas de estos hechos tan dramáticos.

Botrosa y Endesa: una pesadilla para los propietarios autóctonos.

Un árbol merecedor del sello FSC. Fuente Proyectoverde.comEn Ecuador, las empresas Bosques Tropicales S.A. (Botrosa) y Endesa, del grupo empresarial Durini de fabricantes de madera contrachapada, son sinónimo de deforestación de la selva tropical. Después de más de 40 años de tala continua, la verde provincia de Esmeraldas se encuentra hoy en gran parte deforestada. La forma de vida tradicional de las comunidades indígenas y negras quedó arruinada entonces. La plantación de especies únicas de árboles madereros destruyó los medios de subsistencia de los pequeños agricultores. Al igual que buena parte de la diversidad de las especies.

Pero hay gente que, como José Aguilar, no se daba por vencida. Y el campesino, empeñado en hacer valer sus derechos, presentó batalla y siguió defendiendo el bosque con tozudez y valentía. Entonces, la empresa de madera le criminalizó con acusaciones ficticias. Felizmente, en junio de 2008, la Asamblea Nacional Constituyente le declaró inocente gracias a la aprobación de una Amnistía para Defensores de la Naturaleza injustamente acusados. Pero, los empresarios temían que su ejemplo se propagase, y un día aprobaron acabar con su vida, silenciándole para siempre.

Días antes del crimen, José Aguilar y su esposa, emitían su dramático testimonio desde “Radio La Luna“, en Quito. Entre lágrimas, el agricultor relataba cómo el 25 de Octubre del año 2000 había estado secuestrado en el monte durante tres días y torturado hasta que aceptó firmar la cesión de su tierra a la empresa Botrosa. Con este proceder mafioso la familia fue expulsada de sus propiedades junto con otros seis afectados.

Ya en 1997, la organización Acción Ecológica pudo demostrar que Botrosa estaba deforestando el bosque de “El Pambilar“, que pertenece al Patrimonio Forestal del Estado (Bloque 10). En los años siguientes, la compañía se apropió ilegalmente de 3.400 hectáreas de tierras y comenzó a establecer plantaciones forestales industriales. Donde antes se desbordaba la naturaleza salvaje ahora sólo existen árboles de crecimiento rápido en fila y en orden, un “desierto verde“ vacio de vida animal.

En 2002, el Tribunal Constitucional ecuatoriano sentenció que Botrosa se había apropiado de la tierra de forma ilegal y que debía devolverla. Pero las autoridades competentes permanecieron pasivas. No en vano, el Grupo Durini pertenece a una de las familias más poderosas de Ecuador y Roberto Peña Durini era entonces ministro de Comercio Exterior e Industria. En noviembre de 2009 el caso fue reabierto en la Asamblea. Tras el fallo de otro juez las tierras debían de ser devueltas al Estado.

No muy lejos de “El Pambilar” hay otra plantación de madera de la misma empresa. Las 8.400 hectáreas de la plantación Río Pitzara llevan desde abril de 2006 el sello de la asociación “Forest Stewardship Council(FSC), un marchamo de calidad concedido por un “manejo forestal responsable”. La certificación de estas plantaciones por parte de “GFA Terra Systems“, con sede en Hamburgo, fue como un bofetón en la cara para las decenas de miles de pequeños agricultores de Esmeraldas, cuyos bosques fueron robados y talados por Endesa-Botrosa. Dieciocho meses más tarde, el 27 de noviembre de 2008, el sello FSC le fue retirado a la maderera, al ser encontrado un pesticida prohibido en la plantación. Pero el 21 de diciembre de 2009 se le devolvió.

De manera ininterrumpida circulan camiones pesadamente cargados con los gigantescos troncos procedentes de las últimas selvas desde la costa ecuatoriana en dirección a la capital ecuatoriana, donde tienen ambas empresas sus fábricas de madera contrachapada. Cerca del 70% de las tablas de contrachapado producidas por Endesa-Botrosa se exportan bajo la marca “Sandeply”, especialmente a los Estados Unidos. Allí, los clientes compran los productos con una certificación FSC inmerecida, lo que ellos desconocen. Pero no son los únicos engañados, porque grandes organizaciones ambientales como WWF, BUND, Oro Verde y Nabu, también hacen gran publicidad de un sello que no cumple siempre los requisitos necesarios.

Ahora bien, lo que exige un esclarecimiento inmediato es el asesinato del defensor de la selva y de su esposa, hallados muertos después de ser agredidos. Pero también debería procederse –según determina ‘Salva la Selva’- a la devolución de los bosques ilegalmente apropiados por Botrosa. Y también que se detenga la destrucción para la industria de madera contrachapada de los pocos bosques tropicales que quedan en la zona.

Más información sobre el caso.

Existe un video en Tou Tube acerca de la tala por parte de Endesa-Botrosa y con los conmovedores testimonios de José Aguilar y de otros campesinos denunciando abusos y palizas por parte de la maderera.Sin embargo, a pesar del gran número de denuncias, las grandes organizaciones ambientales continúan defendiendo y apoyando el FSC. Es este un tema delicado que ha ya ha enfrentado en Alemania a “Salva la Selva“  con las organizaciones antes citadas, y sobre el cual intentaré volver más adelante.

Un ecologista en El Bierzo.

Los caminos de la madera – José Aguilar. 26/02/10. Accionecologica.org.

FSC: un sello que garantiza una explotación sostenible de los recursos madereros. 25/09/07. Proyectoverde.com.

Nota:Salva la Selva’ publicó en su día un formulario, reproducido en esta web,  de recogida de firmas para el presidente Correa, pidiéndole una investigación sobre lo que, según todas las evidencias, es un doble asesinato. Ignoro en que quedó todo y cuál fue el desenlace de la gestión. Aquel enlace hoy conecta con la página Actúa de la organización conservacionista.

Brasil: los esclavos del etanol

El sábado 22 de agosto representantes de Salva la Selva y de Watch Indonesia se reunieron en Hamburgo con el padre Tiago Thorlby, de la ‘Comissao Pastoral da Terra’ (CPT), quien viajó desde Brasil para denunciar la explotación laboral en la que viven muchos trabajadores rurales. Salva la Selva (Rettet den Regenwald, en alemán) es una organización ambiental políticamente independiente, con su sede en Hamburgo (Alemania), que defiende tanto los bosques tropicales como a sus habitantes. Fue fundada en 1986 por Reinhard Behrend, quien sigue al frente de la misma.

Brasil es uno de los principales productores de etanol, con 18 mil millones de litros anuales. El etanol, mezclado con la gasolina da lugar a la alconafta o gasohol, un biocombustible que ha permitido reducir al país suramericano sus importaciones de petróleo hasta un en un 40 %. Pero, para obtenerlo los trabajadores de la caña de azúcar son sometidos a ritmos de trabajo extenuantes que consiguen que su promedio de vida sea incluso inferior al de los esclavos en el pasado. El avance de este cultivo sobre tierras agrícolas y ganaderas brasileñas está desplazando a otras actividades tradicionales, creando inseguridad alimentaria entre la población. Los sindicatos han denunciado esta situación y luchan por mejorar las condiciones de vida de los asalariados, así como por lograr una unión más amplia frente a unos lugartenientes que continúan reinando en el país como auténticos caciques. Pese a las reformas aportadas por el gobierno de Lula, Brasil continúa siendo un país de campesinos sin tierra.

El etanol, de héroe a villano.

La Unión Europea (UE) fijó una meta del 10% para el uso de los agrocombustibles hasta el 2020. Pero en Brasil, en los dos últimos años se ha producido un cambio negativo que desmiente la imagen edulcorada sobre los biocombustibles que desde la UE se nos ha vendido. Las repetidas denuncias de los problemas sociales y ambientales relacionadas con su explotación han conseguido que, en poco tiempo, los agrocombustibles hayan pasado de salvadores del clima y de la economía brasileña a pesadilla nacional en algunos países.

Para conocer más sobre este asunto he decidido traer hoy al lector una información publicada por Salva la Selva que ha servido para abrirme los ojos sobre una realidad mundial extendida pero poco conocida en nuestras latitudes.

La Comisión Pastoral de la Tierra (CPT).

La Comisión Pastoral de la Tierra (Comissao Pastoral da Terra, en portugués) comenzó su trabajo en 1975. El padre Tiago es un pastor católico, de origen escocés, que ha estado viajando e informando sobre la situación de la propiedad de la tierra en Brasil y defendiendo la dignidad y los derechos de de los campesinos que luchan contra los políticos y los latifundistas, que allí se conocen también como los barones de la caña y de la soja.

En esta ocasión, el pastor vino al Viejo Continente con la intención de cuestionar su política sobre la bioenergía y para denunciar las violaciones de los derechos humanos ligadas a su producción y expansión. Una situación que si bien se da también en otros países, como por ejemplo en Tailandia, encuentra su máxima expresión en el trabajo esclavo que se vive en las plantaciones de caña de azúcar en Brasil.

El monocultivo dificulta la ansiada reforma agraria.

La alianza de la industria automovilística, petrolera y agrícola, con el Fondo Monetario Internacional (FMI), el Banco Mundial y la Organización Mundial del Comercio, para desarrollar la bioenergía y facilitar el cumplimiento del Protocolo de Kyoto está pasando una pesada factura a los países del Sur, en el sentido de que está imposibilitando la tan largamente esperada, a la vez que necesaria, reforma agraria en Brasil. Es decir, una división más justa de la tierra. El monocultivo brasileño responde al mismo modelo que se da en Malasia, o Indonesia, y perpetúa el latifundio ancestral.

En Brasil, en la zona costera de Pernambuco, se encuentran las mejores tierras de cultivo y están invadidas por el monocultivo del azúcar. Desde la CPT, -explica el padre Tiago-, “no tenemos nada en contra de la caña de azúcar, ni en contra del azúcar. Ni siquiera tenemos algo en contra de la bioenergía. Pero la energía procedente del monocultivo del azúcar se genera dentro de este modelo de producción. Para que se entienda: no es posible controlar un latifundio de 25, 30 ó 40 mil hectáreas sin tener una milicia privada. Los dueños de estos latifundios utilizan sus milicias para matonear a la población y, en ocasiones, también a los miembros de la CPT. Se trata de personas privadas armadas, que ejercen la violencia sobre la población local. Los barones de la caña tienen además por lo general a su servicio al prefecto, a las autoridades y a la policía del lugar. No pueden contar con este pastor, pero sí tienen a otros a su lado. Con todo esto, quiero decir que el modelo de producción del Brasil es un cáncer que hay que extirpar del cuerpo de la sociedad brasilera”.

El presidente Lula fue elegido con 62 millones de votos, porque entre otras cosas prometió una reforma agraria. Durante los últimos años, miles de esclavos han sido liberados de las plantaciones de caña de azúcar. El mismo día, el presidente Lula declaraba que en Brasil no hay esclavitud. Y además, el gobierno tiene planes para sembrar más caña de azúcar, por ejemplo, en el norte de la Amazonía. Pero son muchos los padres y madres en Brasil que se acercan a mí y me dicen: “Yo trabajo en la caña de azúcar para que mi hijo o mi hija no tengan que hacerlo jamás”.

El Movimiento de los Sin Tierra (MST).

“El trabajo de la CPT se desarrolla en el ámbito de los derechos humanos. Consiste en ir, vivir en las ocupaciones de tierra, hacernos eco de lo cruel que es la vida allí. El hambre, la sed, la violencia, las amenazas, el desplazamiento: todo ello es muy duro. No es fácil tener que escuchar de parte de los latifundistas frases como: “salgan de mi tierra, la están robando; son unos vagabundos y unos borrachos”. Pero cada vez más, las personas que viven en las plantaciones conocen los motivos por los que no tienen tierra. Saben que es por la estructura de la sociedad, y por eso, ellos luchan por cambiar esa estructura. El modo de lucha es la ocupación de tierras. Por todo el país hay ocupaciones y asentamientos, que luchan por su reconocimiento”.

Desde países del norte, como los europeos, se habla de producción de bioenergía, de energía “limpia, sostenible y renovable”. Esto es imposible. Estos calificativos son mitos. El modelo que utilizamos en Brasil para producir etanol no sólo no es limpio, sino que también es inviable. Por eso, no puede ser tomado de modelo a copiar en otras partes. Se trata de un modelo no sólo económicamente inviable, sino además políticamente retrógrado, socialmente exclusivo, culturalmente genocida y ecológicamente devastador”.

Testimonios de operarios en las plantaciones de caña de azúcar.

El padre Tiago trae consigo, desde Pernambuco en el nordeste brasilero, las voces de personas que han sido esclavizadas por el monocultivo extensivo para la producción del etanol en Brasil:

Antonio Manoel (47 años): “Empecé trabajando en los campos de caña de azúcar cuando tenía 9 años. No se respetan nuestros derechos, no recibimos salarios justos. Las empresas azucareras nos dicen que busquemos nuestros derechos, pero nunca los encontramos. Los propietarios de las empresas destruyen nuestros derechos”.

Joao Raimundo (31 años): “¿Qué logré como cortador de caña? Perder un dedo. Hay un montón de accidentes graves: en las piernas, en los brazos. Los cortadores quedan incapacitados para trabajar durante mucho tiempo. El doctor de la empresa te da tres días de baja. Después de eso, estás obligado a trabajar. ¿Derechos? No son respetados. Los empresarios del azúcar son latifundistas que chupan la sangre de los trabajadores”.

Joao (55 años): “Yo trabajé y trabajé. ¿Y qué obtuve? Sólo vejez y cansancio. Los latifundistas son unos explotadores de esclavos”.

Albertina María (40 años): “No hay futuro en los campos de caña. Yo nunca he tenido nada. Sólo trabajo y ruina. Trabajo sin recibir nada a cambio. La poca salud que tenía se me ha acabado. El patrón es un corrupto”.

Ante todo lo expuesto, concluye el padre Tiago: “Realmente creyeron que sería posible que la devastación de los bosques, la destrucción de la vida silvestre, la polución de las aguas para plantar caña en los mortíferos monocultivos, bajo el violento modelo feudal y latifundista… realmente, ¿alguien puede seguir pensando que este modelo de producción es sostenible?”.

Un ecologista en El Bierzo.

Agrocombustibles para acelerar el hambre. 27/03/08. Hambrestop.blogspot.com.

Los ‘verdes’ se enfrentan a Lula. 27/05/08. Publico.es.

Esclavos del etanol. 05/09/08. Publico.es.

Iglesia condena el trabajo esclavo y degradante en la industria del etanol brasileño. 17/11/08. Soitu.es.

Los esclavos del etanol: no más soluciones baratas y desastrosas para el Sur. 24/08/09. Salvalaselva.org.