Archivo de la etiqueta: Juan López de Uralde

Garoña: ¿el siguiente Fukushima o Chernóbil?

'No más fukushima'. Protesta en Garoña de Greenpeace. Greenpeace.org.

‘No más fukushima’. Protesta en Garoña de Greenpeace. Greenpeace.org.

He citado en el titular a estos dos últimos desastres nucleares por ser los de más reciente memoria y lamentablemente de los más graves acaecidos. Pero la lista de accidentes que no estaba previsto que ocurriesen, y que en teoría no podían ocurrir, es muy, muy, larga.

En diversas ocasiones he tratando el tema y el caso de Garoña en particular, sobre cuya central he escrito que no debería alargarse su vida útil más allá de los cuarenta años de servicio, ni tampoco improvisar experimentos que puedan acabar trágicamente. En este sentido recuerdo la célebre recomendación realizada por el filósofo y escritor Miguel de Unamuno, quien fuera tres veces rector de la Universidad de Salamanca, en cierta ocasión: “Mire usted, los experimentos hágalos con gaseosa y en su casa”.

Quiero decir con esto que hay experimentos no sólo prohibidos, sino prohibidísimos, y que ciertos asuntos no dejan espacio para ensayos de aprendiz de brujo, porque lo que está en juego es demasiado importante para correr riesgo alguno.

El radio de acción de un posible accidente nuclear en Garoña. 2009. Fuente: inigoortizdeguzman.wordpress.com.

El radio de acción de un posible accidente nuclear en Garoña. 2009: Inigoortizdeguzman.com.

Un posible accidente nuclear en Garoña (Burgos), que tiene la misma tecnología nuclear que Fukoshima pero mucho más antigua, tendría efectos en La Rioja y Vizcaya, con su capital Vitoria incluida, además de contaminar el agua del Ebro y del embalse de Ulibarri-Gamboa, del que bebe una buena parte del País Vasco (Bilbao). La contaminación llegaría incluso hasta Aragón.

Viene este comentario a cuento del titular publicado ayer enEl País’, anunciando que el Centro de Seguridad Nuclear (CSN) vuelve a la carga con la propuesta de reapertura de la central nuclear de Garoña, por más que ésta corresponda a un modelo anticuado y esté debidamente amortizada.

Para mí, detrás de la noticia se ocultauna vez más la codicia. En este caso la de  Nuclenor, que es la titular de la planta, una empresa integrada a partes iguales por las eléctricas Endesa e Iberdrola. Éstas no quieren desistir en el empeño de sacarle aún mayor tajada a lo que ya está sobradamente amortizado. Algo que, por supuesto, no se debería permitir.

Alegarán algunos que estoy hablando a la ligera de quienes tienen la responsabilidad de velar por nuestra seguridad, como es el caso de los trabajadores del Centro de Seguridad Nuclear (CSN), o los mismos ingenieros de Endesa e Iberdrola. Que conste que sobre su preparación y profesionalidad no me caben dudas, pero sí las albergo en lo que se refiere a su ética, condicionada como se encuentra ésta, -como suele suceder en cuanto abordamos el tema de lo humano-, a los intereses económicos. En este sentido citaré uno de los principios del escritor estadounidense y ganador del Premio Pulitzer (1943), Upton Sinclair: “Es difícil lograr que alguien comprenda algo cuando su sueldo depende de que no lo comprenda”.

Recordaré aquí también que cuando se produjeron graves hechos en la central nuclear de Ascó (2007), propiedad al 100% de Endesa, los vecinos no fueron inmediatamente alertados de ellos y que la dirección de la planta atómica retardó el aviso de los problemas al CSN. Quiero decir con esto que hoy, como ayer, no tenemos seguridad alguna de que los inmediatamente afectados por un posible escape nuclear sean avisados a tiempo.

Los intereses de las eléctricas por delante de los ciudadanos.

Protesta contra la reapertura de Garoña el pasado diciembre en Vitoria. Elpais.com. Foto: L. Rico.

Protesta contra la reapertura de Garoña el pasado diciembre en Vitoria. Elpais.com. Foto: L. Rico.

Reconozco que, detrás de estos movimientos en torno a la reapertura de la central, sólo veo intereses económicos que muy poco tienen que ver con el beneficio general. Estamos frente a una central que es la más antigua de España, que fue inaugurada hace 44 años y que tiene una producción eléctrica bastante limitada (500 megawatios). De hecho,  su cierre, -hace tres años-, no significó ningún desarreglo en el sistema eléctrico español, que se encuentra sobredimensionado.

La importancia del tema, a nivel social es relevante. Y eso parece haberlo comprendido muy bien el Partido Popular, y sus asesores populares y socialistas en las grandes eléctricas (las conocidas como puertas giratorias), como para que se obviara el debate social hasta superadas las elecciones generales. Metidos como se encuentran actualmente los partidos políticos en el embrollo de la constitución de un nuevo gobierno, por lo visto a alguien le ha parecido que ahora era un buen momento para sacar adelante este asunto.

Otro elemento importante a tener en consideración es que de reabrirse la central se marcaría un precedente que veo como muy peligroso. De hecho, tal vez esté ahí la clave de la petición de esta continuidad. Los expertos consideran que una aprobación podría actuar como punta de lanza para las otras cinco centrales que conforman el sector nuclear en España. Y todo ello sin abrir un pertinente debate público.

Nuclenor lo tiuene claro: quiere que el Ministerio de Industria le conceda 17 años más de funcionamiento. Una ampliación a la que Industria ha respondido dando varios pasos para permitirla. Aunque entes será necesario que el CSN dé su visto bueno.

El pleno del Consejo nuclear aprobó, en noviembre pasado, una modificación sobre las curvas de presión de la vasija del reactor de Garoña, uno de los requisitos exigidos para la continuidad de la planta. En cuanto a los demás (modificaciones del sistema eléctrico de la central y del edificio de almacenamiento de material usado, además de una revisión de las especificaciones técnicas de funcionamiento) serán aprobados probablemente hoy miércoles, gracias a los votos del Partido Popular, que tiene el control.

De hecho, este mismo partido es el que el 21 de febrero de 2014 aprobó un real decreto que establece que el cierre de las centrales solo será definitivo cuando se produzca por motivos de seguridad. Una reforma cuyo objetivo no era otro que permitir una ulterior reapertura de la central de Garoña y que fue catalogada como “muy positiva” por Nuclenor.

Tanto el PSOE, como Izquierda Unida y Podemos, ya se han manifestado partidarios de que la vida útil de las centrales nucleares no se prolongue más allá de los 40 años.  Sin embargo, recordaré aquí que los socialistas estando José Luis Zapatero al frente del país, y siendo Miguel Sebastián ministro de Industria, ya se aprobó y produjo un alargo de la vida útil de la central. Para Francisco Castejón, de Ecologistas en Acción, lo que quiere conseguir el Partido Popular es “atar las manos del Gobierno que entrará”.

En este contexto, tal y como dije, esal ministerio de Industria  al que le corresponde conceder la autorización final. Lo que de hecho significa que el proceso de reapertura tendría que concluir con una decisión política. De ahí que el nuevo mapa electoral resulte determinante en este caso.

En este asunto el portavoz de Equo y diputado por Podemos en el Congreso, Juan López de Uralde, ha manifestado una opinión muy clara sobre el mismo: “Es indecente que un Gobierno en funciones esté actuando así en el proceso para reabrir”.

En cuanto a Ciudadanos, el partido naranja ha preferido mostrarse prudente y ambiguo. David López, su coordinador de Medio Ambiente y Energía, ha planteado así la cuestión:“Lo más lógico sería no reabrir Garoña por criterios de seguridad, económicos y de sensibilidad social, pero no seremos dogmáticos y esperaremos al dictamen del CSN y analizaremos otros factores asociados”.

El rechazo a la reapertura de la central nuclear de Santa María de Garoña (Burgos) ha acercado al PSOE y Podemos en el Congreso de los Diputados. Ambos partidos, aunque por separado, presentarán proposiciones no de ley a la Mesa del Congreso en las que instan a que no se reabra esta central.

Por su parte, Greenpeace publicó ayer un artículo en su página oficial en la que se reafirma en su oposición a la apertura de la central.

Un ecologista en El Bierzo.

'Garona cierre ya'. Protesta de greenpeace para exigir el cierre definitivo de Garoña. Greenpeace.org.

‘Garona cierre ya’. Protesta de greenpeace para exigir el cierre definitivo de Garoña. Greenpeace.org.

El CSN impulsa la reapertura de la central nuclear de Garoña. 19/01/16. Elpais.com.

Nuclenor solicita alargar la vida de la central de Garoña 17 años más. 27/05/14. Elpais.com.

Tras tres años parada Garoña ha demostrado que es innecesaria para el sistema eléctrico. 18/12/15. Greenpeace.org.

La central de Garoña ya tiene una ley a medida para reabrir. 22/02/14. Elpais.com.

El rechazo a reabrir la central nuclear de Garoña une a PSOE y Podemos. 20/01/16. Elpais.com.

Garoña: ¿una jugada maestra del PP, Iberdrola y Endesa?
19/01/16. Greenpeace.org.

¡No a la Ley Mordaza!

La Plataforma No Somos Delito durante la protesta en el Congreso. Madrid, 16 oct. 2014. Fuente: arainfo.org.

La Plataforma No Somos Delito durante la protesta en el Congreso. Madrid, 16 oct. 2014. Fuente: arainfo.org.

El Partido Popular (PP) aprobó el pasado día 16, con los únicos votos de sus representantes y con todos los demás partidos de la Cámara en contra, la Ley Orgánica de Protección de la Seguridad Ciudadana (LOPSC), también conocida en la calle como ‘Ley Mordaza’. Los populares no lograron recoger ni un solo voto fuera de su partido, por lo que esta ley puede considerarse como una auténtica irresponsabilidad.

La ley podría entrar en vigor a principios de 2015 una vez que la oposición parlamentaria fracasara el pasado jueves en su intento de que el proyecto volviera al cajón del Gobierno. Las nueve enmiendas a la totalidad fueron tumbadas por la mayoría absoluta del grupo popular.

¿Que todos los partidos, sin excepción, se hayan negado a respaldar esta ley no es suficiente motivo para que los populares se replanteen su conveniencia? Tenemos unos espacios de expresión de opinión ya debidamente establecidos y regulados e intentar limitarlos no es más que un nuevo error por parte de quienes nos gobiernan actualmente. Está claro que quieren silenciarnos, y también que no lo vamos a consentir. Como dice Federico Mayor Zaragoza, en un artículo publicado en su blog contra esta ley, “Ni silenciosos ni silenciados”.

El Partido Popular aprueba la Ley Mordaza con sus únicos votos.

¡No a la Ley Mordaza! Pacma.es.

¡No a la Ley Mordaza! Pacma.es.

El proyecto de ley fue remitida a las Cortes para su aprobación el 11 de julio pasado, tras meses de modificaciones y protestas de los partidos, juristas y movimientos sociales de los derechos humanos, presentándose el anteproyecto de la LOPSC el 29 de noviembre de 2013. En ese mes el magistrado de Jueces para la Democracia, Joaquim Bosch, afirmó que con esta legislación el PP estaba instaurando el derecho administrativo del enemigo“.

Mientras tanto Greenpeace, en un informe, advirtió que el anteproyecto, junto a la reforma del Código Penal, vulneraban el Convenio para la protección de los derechos y de las libertades fundamentales, hecho en Roma el 4 de noviembre de 1950 y la Carta de Derechos Fundamentales de la Unión Europea, firmada en 2007, vigente desde 2009 en la UE y jurídicamente vinculante. Igualmente, incumplen tanto los artículos sobre el derecho de reunión y de libertad de expresión recogidos en la Declaración Universal de los Derechos Humanos de 1948 como en el Pacto Internacional de los Derechos Civiles y Políticos de 1966. Y el mismo Consejo de Europa manifestó también su preocupación.

El 7 de octubre pasado la reforma de la Ley de la Seguridad Ciudadana, que llevaba semanas parada en el Congreso, dio un paso adelante tras cerrarse las enmiendas a la totalidad, con todos los grupos de la oposición en contra, pasando a ser debatida en el Pleno del pasado día 16 de octubre.

“Otra vez el Partido Popular se empeña en sacar una ley en solitario que supone un retroceso en nuestros derechos fundamentales”, criticó entonces Alejandro Gámez, el portavoz de la Plataforma No Somos Delito, que agrupa a más 70 organizaciones de ciudadanos, activistas y juristas, al tiempo que pedía su retirada. Para la plataforma, que se manifestó coincidiendo con el debate de la ley (16 octubre), esta reforma forma parte de un paquete de medidas dirigidas a “criminalizar las libertades civiles, castigar la protesta social pacífica y especialmente, las situaciones de pobreza”. A la protesta, celebrada en las escaleras de la puerta de los leones al Congreso, se sumaron diputados de Izquierda Unida y Compromís, así como el portavoz de Equo, Juan López de Uralde.

En esa protesta, Enrique Santiago, el portavoz del Foro de Abogados de Izquierdas acusó al Gobierno de hacer esta ley para limitar la capacidad de la sociedad de protestar libremente en las calles contra sus políticas, y denunció la multiplicación por tres de las actuales sanciones y el aumento de su cuantía, las limitaciones del derecho de manifestación y a la protesta social y el otorgamiento de “desorbitantes poderes” a la policía para el control de las manifestaciones.

Un ecologista en El Bierzo.

Protesta en Zaragoza contra la Ley Mordaza. 2014. Arainfo.com.

Protesta en Zaragoza contra la Ley Mordaza. 2014. Arainfo.com.

El PP impone la ‘Ley Mordaza’. 11/07/14. Publico.es.

Colectivos de ciudadanos y abogados alarmados ante el avance de la Ley Mordaza en el Congreso. 09/10/14. Arainfo.org.

Protesta contra la ley “mordaza” a las puertas del Congreso. 16/10/14. Heraldo.es.

Todo el Congreso contra el PP por la ‘ley mordaza’. 16/10/14. Publico.es.

Proyecto de ley orgánica de protección de la seguridad ciudadana. 2014. Interior.gob.es. Pdf.

Satisfacción ecologista ante la liberación de los miembros de Greenpeace detenidos en Copenhague

Liberación de los cuatro activistas de Gereenpeace detenidos en Copenhague. 6 enero 2010. Fuente: Greenpeace.org.

Liberación de los cuatro activistas de Gereenpeace detenidos en Copenhague. 6 enero 2010. Fuente: Greenpeace.org.

¡Por fin libres! Acaban de liberar a los compañeros de Greenpeace injustamente retenidos en una cárcel de la capital de Dinamarca. Los Reyes Magos se han portado bien devolviendo a los activistas el bien más preciado de todos: la libertad. El pasado miércoles día 6 ha salido libre el “cuarteto de la libertad”, después de veinte días de encarcelamiento. Es decir, un día antes de que se cumpliese el plazo de cárcel preventiva ilegalmente decretado por un juez danés.

En Madrid cientos de personas se encontraban concentradas ante la puerta de la embajada danesa, para pedir la liberación de los prisioneros, cuando ha empezado a correr la voz. Ha sido Mario Gómez, el director de campañas de Greenpeace, quien ha traído la buena noticia: “¡Juantxo y los otros tres miembros de Greenpeace ya están en libertad!”, ha gritado. La mujer del español y sus hijos, hermanos, amigos, familiares y muchas personas más, rompieron entonces a aplaudir.

Movilización para pedir la libertad de los detenidos.

Los cuatro activistas detenidos en Copenhague. 17 dic. 2009. Fuente: unecologistaenelbierzo.wordpress.com.

Los cuatro activistas detenidos en Copenhague. 17 dic. 2009. Unecologistaenelbierzo.

Todo indica que ante la magna ofensiva popular y diplomática el gobierno danés ha optado por dar un paso atrás, optando por contentar no sólo a su Policía sino también a quienes, desde todos los foros, reclamaban la libertad de los detenidos. Entiendo que la Policía nórdica, que contó con poderes especiales -y probablemente ilegales según la Constitución Europea- durante los días de la Cumbre climática, pudo vivir como una ofensa la audaz actuación de Greenpeace durante la cena de gala real en Copenhague.

Confieso que tenía forjada una imagen idílica de Dinamarca, como la de una nación tolerante y maravillosa. Pero después de la represión policial he cambiado de opinión. De hecho, -según he podido informarme- el país cuenta con uno de los índices más elevados de suicidio juvenil. No sé si conseguiré algún día borrar de mi mente la imagen de los jóvenes sentados en el frío asfalto de la capital danesa, esposados y férreamente vigilados por mastines policiales.

Esta historia me ha servido para elaborar algunas reflexiones más. Una de ellas es el vacío mediático al que veo se somete al movimiento ecologista. Y no lo digo por la Cumbre del Clima, que creo que ha tenido suficiente cobertura (no así el encuentro alternativo Klimaforum09), sino por el escaso seguimiento mediático que ha merecido la detención de los activistas. En este sentido puedo decir que me ha sorprendido la desidia general de la sociedad española, como si aquel acto de protesta relacionado con el cambio climático no tuviese nada que ver con ella.

Ahora que paso unos días con mi familia en Francia puedo decir que me ha sorprendido constatar que la huelga de hambre de la activista saharaui Aminatu Haidar, -que ha estado un mes en el candelero de la actualidad en España y a punto de costarle la vida a la defensora de los derechos humanos-, apenas si ha ocupado espacio en los medios de comunicación galos.

Movilización en las redes sociales.

COP15. Represión policial contra los defensores de la sostenibilidad planetaria. Copenhague, 7 - 18 dic. 2009.

COP15. Represión policial contra los defensores de la sostenibilidad planetaria. Copenhague, 2009.

Sin duda soy desconocedor de algunas gestiones realizadas para liberar a los cuatro ecologistas detenidos en Copenhague (entre ellos el presidente de Greenpeace en España, Juan López de Uralde), pero destaco la rápida recogida de firmas conseguida por la organización ecologista, superior a las 50.000. La movilización, a través de redes sociales como Facebook, Twitter, o las ciberacciones, fue inmediata y muy productiva. Una vez más Internet ha demostrado su utilidad en la democratización de la sociedad.

También ha sido agradable ver como Ecologistas en Acción, al tiempo que Greenpeace, se movilizaba en numerosas ciudades españolas para defender a los activistas injustamente encarcelados. Por desgracia, en El Bierzo no se produjo reacción pública alguna, una circunstancia que tampoco me ha impedido aportar mi granito de arena personal a la protesta con este y otros artículos.

Está claro que me duele el escaso compromiso ecológico que hay en mi comarca, quizá como consecuencia de su extensa historia minera. Debe de ser uno de los pocos lugares en el mundo en donde, después de la prohibición municipal de laborar en una cantera, ésta continúa erosionando la montaña todavía dos años después. Me estoy refiriendo a la cantera Peña del Horno II en Paradela de Muces, en el término municipal de Priaranza del Bierzo.

Pero volviendo a lo nuestro, tengo noticias de muchas  gestiones nacionales realizadas para conseguir la liberación de los encarcelados. Es el caso de los sindicatos y también del propio gobierno, que en esta ocasión decidió involucrarse activamente a través de su Ministerio de Exteriores. Todo ello, con el resultado positivo de la libertad de nuestros compañeros.

Los liberados todavía tendrán que enfrentarse a un juicio por allanamiento de morada y no sé que otros supuestos delitos imputables a su intervención, pero estos entran dentro de una lógica judicial más fácil de manejar que la detención arbitraria a la que fueron sometidos.

Un ecologista en El Bierzo.

COP15. La policía de Dinamarca procede a realizar detenciones masivas de activistas climáticos.  Copenhague, 12 nov. 2009. Fuente: lajornada.com.

COP15. La policía de Dinamarca procede a realizar detenciones masivas de activistas climáticos. Copenhague, 12 nov. 2009. Fuente: lajornada.com.

Sale en libertad López Uralde y los otros activistas de Greenpeace detenidos en Copenhague. 06/01/10. Canalsolidario.org.

Los activistas de Greenpeace detenidos en Dinamarca puestos en libertad. 06/01/12. Greenpeace.org.

¡Por fin libres! 06/01/10. Greenpeaceblong.wordpress.com.

La lección de Copenhague. 23/12/09. Kaosenlared.net.

El monstruo de la Cumbre de Copenhague. 22/12/09. Kaosenlared.net.

Libertad detenidos en Copenhague. 22/12/09. Kaosenlared.net.

Los ecologistas exigen la libertad de los cuatro activistas de Greenpeace detenidos en Copenhague

El día 19 de diciembre un correo de mi amiga Montse me informaba de la detención de cuatro activistas de Greenpeace en la Conferencia del Clima. El mensaje venía acompañado de un enlace con You Tube (este enlace ya no funciona).

Una vez abierto el video pude ver como una pareja elegantemente vestida intentaba desplegar unas pancartas amarillas en las que podía leerse: ‘Los políticos hablan, los líderes actúan’. Esta escena ocurrió el jueves 17 de diciembre, durante la celebración de la cena oficial ofrecida por la reina Margarita II a los jefes de estado presentes en Copenhague.

Entiendo que no es educado autoinvitarse a una cena a la que no te han convidado. Sin embargo, en este caso encuentro mil disculpas a tal intromisión. Después de todo, ¿no se había reunido a presentes en aquel guateque para conseguir un planeta más saludable para todos? ¿Y qué es lo que hicieron? Pues, si atendemos a los resultados, podemos decir que poca cosa. Gastar dinero público y poco más. 

Podríamos resumir lo que los países más ricos acordaron en Copenhague diciendo que aprobaron entregar alguna calderilla a los países menos desarrollados. Todo esto acompañado de alguna vaga promesa de ayuda para que en el futuro puedan adoptar tecnologías menos contaminantes. Y punto pelota.

Decepcionante COP 15.

Somos millones las personas las que esperábamos mejores resultados de este encuentro. Por ello, comprendo la intervención de los activistas, que consigue arrancarme una sonrisa complaciente. Aunque entiendo también el enfado de quienes han sido engañados por un cuarteto de actores amateurs que, con sobrada razón, les han dejado en ridículo.

Por lo demás, he de decir que la Policía danesa no ha destacado por su buen trato a  los ecologistas. Al contrario, ha maltratado a millares de personas, jóvenes en su mayoría, que han venido a Ámsterdam para reclamar soluciones al temido cambio climático, a la destrucción del planeta y a la flagrante injusticia social. Es más, yo diría que ante la gravedad de todo lo que sucede en la época actual considero que el ecologismo está exhibiendo unas formas incluso demasiado respetuosas con un sistema corrupto que no las merece.

Desde luego tienen menos miramientos quienes organizan un mundo hoy pletórico de hambre, miseria y destrucción, hasta límites difícilmente imaginables. Según mi corresponsal, después de tomarles declaración, los detenidos fueron detenidos  y totalmente  incomunicados. Tal vez creen que así impedirían que se transmita al mundo el virus del anhelo de un mundo mejor.

Hasta ahora de nada ha servido las peticiones de los abogados de Greenpeace apelando la arbitraria decisión de la justicia danesa. Nuestros amigos deberán permanecer en la cárcel hasta el día 7 de enero, momento en el que un juez podría fijar la fecha de un juicio eventual. Nuestros amigos pasarán las navidades lejos de sus familias.

No soy ducho en leyes, pero entiendo que encarcelar a alguien durante tres semanas, sin que haya habido por en medio una agresión o un robo, me parece un abuso. ¡Vaya con Dinamarca! Y yo que pensaba que era un país moderno y progresista…

Más tarde me he acordado de que es este mismo país el que permite la sangrante matanza de delfines calderón en su territorio de ultramar, en las islas Feroe. Me temo que, con estas noticias, los clichés admirativos que tenía sobre ese país se hayan derrumbado para siempre.

En cualquier caso, condenar a estas personas, respetables y no peligrosas, me suena más a la venganza ruin de una policía burlada que a la aplicación de una auténtica justicia. Y si consideramos que entre los detenidos está el presidente de Greenpeace en España, Juan López de Uralde, una persona de reconocido prestigio mundial, la situación me resulta aún más absurda.

Tal vez hubiese sido más lógico que el gobierno danés hubiese reconociese el fallo de su servicio de seguridad. Después de todo fue éste el que permitió que personas no acreditadas llegasen sin trabas hasta el salón donde cenaba la flor y la nata del poder mundial.

Desde luego veo absurdo mantener en la cárcel a personas que no representan peligro social alguno. Incluso lo veo como un escarnio al movimiento ecologista. O tal vez pretenda ser un aviso para quienes pretendan emular a los que yo considero que hoy son los auténticos héroes. Mantenerlos en prisión no es más que una venganza ruin y torpe, y un insulto añadido a quienes intentamos luchar por un mundo mejor.

No me parece que sean éstas formas de proceder.  Y, para mostrar mi desagrado, pienso boicotear la compra de cualquier producto  o servicio que provenga de Dinamarca hasta que no vea libres a mis colegas. ¡Mi boicot va a ser total!

También llamaré a la Embajada Danesa en España (91 4318445 ó 91 4319168, de la calle Serrano, 26 en Madrid), para dejarle claro lo que pienso de todo esto. Y os animo a que hagáis lo mismo para conseguir la liberación de los compañeros.

Si lo preferís, también podéis dejar constancia de vuestra protesta en la dirección de correo electrónico: madamb@um.dk.

El texto a continuación, redactado por Ecologistas en Acción, os puede ayudaros: “Quiero mostrar mi indignación ante las detenciones y encarcelamiento de varios activistas contra el cambio climático durante la Cumbre de Copenhague, especialmente de Juan López de Uralde, Director de Greenpeace España, y le insto a que adopte todas las medidas posibles para lograr su inmediata puesta en libertad sin cargos”.

Si la embajada está cerrada vuestra llamada acabará en el Ministerio del Interior en Dinamarca, que tienen un servicio permanente. Allí os dirán que no pueden facilitaros esta información, porque no son ellos los responsables, etcétera. Pero creemos que muchas llamadas pueden ser útiles para que recapaciten sobre la situación. Y también podéis enviar vuestra queja a través de la ciberacción de Greenpeace, que encontraréis en este enlace.

Cumbre antidemocrática y policía represora.

Desde luego, la COP15 no pasará a la historia por su respeto a los derechos civiles. La representación ciudadana en los debates oficiales fue vetada por completo, así como la asistencia  de miles de personas autorizadas. Es más, en la calle la represión policial ha sido manifiesta: detenciones arbitrarias preventivas, personas sentadas en el asfalto helado con las manos atadas a la espalda y expuestas durante horas a temperaturas extremas, a las que incluso se les impidió realizar sus necesidades fisiológicas. Son imágenes más propias del nazismo que de un país moderno.

De hecho, la desorbitada acción policial ha provocado que el partido de izquierda de Dinamarca haya pedido al ministro de Justicia una investigación. Desde luego, una triste imagen para una de las monarquías más antiguas del mundo.

También hay que denunciar que, coincidiendo con la celebración de la Cumbre del clima, el Gobierno danés aprobó una nueva ley para ampliar los poderes de la Policía, las cuales le permitía nuevas actuaciones como a la detención en masa de los manifestantes o el desprecio por los derechos humanos. Para que el lector se haga una idea de la intención de la nueva ley sólo es necesario decir que el Gobierno la bautizó con el humillante nombre de “lømmelpakken” (paquete de granujas). Creo que sobran los comentarios.

Más de 50.000 firmas para pedir la libertad de Juanxo y sus amigos.

En los últimos días varias concentraciones han solicitado la libertad de los detenidos del clima en numerosas ciudades españolas (Madrid, Barcelona, Valencia, Jerez de la Frontera, etc.). El 30 de diciembre pasado, tuvo lugar una de las más importantes en Madrid, frente al Ministerio de Asuntos Exteriores.  En ese día, el director de Campañas de Greenpeace, Mario Rodríguez, se reunió con el jefe del Gabinete del ministro Miguel Ángel Moratinos, Agustín Santos, para trasladarle la complicada situación del director de Greenpeace en España.

El periodista Joaquín Prat expresó así un sentimiento generalizado: “Quiero brindar desde aquí todo mi apoyo a Juanxo, a Nora, a Cristian y a Joris, que están injustamente encarcelados en una prisión danesa por defender nuestro planeta de las agresiones de las que es víctima constantemente”. Y el periodista Melchor Miralles dijo: “Espero que algún día algún tribunal internacional concluya que la decisión de la justicia danesa en relación con Juancho y sus tres compañeros ha sido una decisión ilegal. Me parece un escándalo que en un país democrático desarrollado cuatro personas puedan ingresar en prisión y llevar los días que llevan privados de libertad por unos hechos como los ocurridos”.

En un tiempo récord, Greenpeace ha recogido 50.000 firmas de apoyo a los detenidos, las cuales, a estas alturas, ya han sido entregadas al embajador danés en Madrid.

Un ecologista en El Bierzo.

“El trato de la policía fue inhumano, yo pensaba que esto no ocurría en Dinamarca”. 13/12/09. El Pais.com.

Las asociaciones de defensa de los animales denuncian la matanza de delfines calderones en las islas Feroe. 08/11/09. Unecologistaenelbierzo.wordpress.com. 

Dinamarca: la policía tendrá poderes más amplios durante la COP15, incluyendo la detención preventiva. 27/11/09. Ecologiablog.com.

Globalízate exige a España que presente “una queja diplomática a Dinamarca” por el trato de la policía. 14/12/09. Globopedia.com.

50.000 personas piden a la Justicia danesa la liberación del director de Greenpeace. 29/12/09. Diariodenavarra.es.

Apoyos detenidos en Copenhague. 30/12/09. Yotube.com. Greenpeace.

El fracaso de la Cumbre de Copenhague evidencia el error de dejar en manos políticas nuestro futuro climático

La COP15 celebrada en Copenhague no habrá significado ningún cambio significativo al problema del cambio climático. Copenhague, 8 - 18 dic. 2009.

La COP15 celebrada en Copenhague no habrá significado ningún cambio significativo al problema del cambio climático. Copenhague, 8 – 18 dic. 2009.

Minimizando los malos presagios confiaba en que habría acuerdos. Creí que, aunque fuera en un último minuto, un resquicio de responsabilidad iluminaría a los negociadores del clima situados ante uno de los retos de la humanidad: el cambio climático.

No ha sido así. Cada país se ha encerrado en su torre de marfil, protegiendo sus supuestos intereses- y no nos engañemos, también su poltrona y los intereses de quienes les han colocado allí- para convertir la Conferencia de Copenhague (COP 15) en el espejo del futuro que nos espera si continuamos dejándolo en manos ineptas.

De poco ha servido que un movimiento como nunca antes se ha visto, alimentado por las mismas redes sociales que convirtieron a Barack Obama en el primer presidente negro en la historia de Estados Unidos, haya sido capaz de organizar miles de eventos, vigilias y concentraciones por todo el mundo. ¿Su finalidad? Evitar que millones de toneladas de gases invernadero (GEI) sigan colocando nuestro planeta al borde del abismo.

Catorce millones de firmas entregadas por Avaaz.org, xigiendo un cambio radical, cien mil manifestantes en las calles de la capital danesa, declaraciones de máximas autoridades intelectuales y científicas, no han sido capaces de convencer a nuestros políticos sobre la necesidad de liderar un cambio inevitable.

‘Día negro’ para el ecologismo mundial.

Anuncio de Avaaz en el FinancialTimes sobre el Cli.matrix. En la foto Barak Obama, Yukyo Hotoyama y Ángela Merkel. Dic. 2009. Fuente: avaaz.org.

Anuncio de Avaaz en el FinancialTimes sobre el Cli.matrix. En la foto Barak Obama, Yukyo Hotoyama y Ángela Merkel. Dic. 2009. Fuente: avaaz.org.

De “día negro” calificó Greenpeace el resultado final de la cumbre sobre el clima celebrada entre el 7 y el 18 de diciembre en la capital de Dinamarca. Una afirmación realizada mientras el director de la organización en España, Juan López de Uralde, continúa detenido tras una acción de protesta durante la cena de gala ofrecida por la familia real danesa, el jueves 17 de diciembre, a los líderes mundiales. Según fuentes de la asociación, López de Uralde se enfrenta a una posible condena judicial y se le ha prohibido el retorno al país danés durante años.

Uno se pregunta en qué mundo vivimos, en el que si ayer se perseguía a los defensores de los Derechos Humanos hoy se hace lo mismo con los defensores de la Tierra?

Después del plantón de tres días protagonizado de los países africanos se produjo uno nuevo, el de los países del ALBA, que agrupa a los países más revolucionarios de Latinoamérica. Estos abandonaron el foro ante la nimiedad de las propuestas de ayuda económica de los países más industrializados. Y si en Kioto al menos se aprobó un protocolo vinculante para la mayoría de los países participantes (aunque EE.UU. no lo firmó), en esta ocasión todo ha quedado en unos compromisos tan vagos que, al final, no obligan a casi nada.

Manifestación en Copenhague contra el cambio climático. 12 dic. 2009.

Manifestación en Copenhague contra el cambio climático. 12 dic. 2009.

Faltan pues unos acuerdos que puedan poner fin a la amenaza planetaria querepresenta la continua subida de las temperaturas. Los países industrializados se niegan reducir sus niveles actuales de consumo y bienestar económico y ni se plantean una redistribución de la riqueza como fórmula necesaria para alcanzar las metas perseguidas. Obvian que sin justicia social y sin justicia climática muy difícil se va a resolver el problema planteado.

Un resultado escaso, injusto y sin metas claras de reducción de los gases de efecto invernadero.

Así pues, nos encontramos ante un resultado escaso, injusto, sin metas claras de reducción de emisiones, cargado de lagunas y – para más inri -, no vinculante. Los líderes mundiales han tenido una oportunidad de oro para cambiar el mundo y la han vuelto a desperdiciar. En una huida hacia adelante intentan ganar tiempo rehuyendo enfrentarse a los graves problemas de la humanidad en un futuro inmediato. Permitir que la temperatura aumente por encima de los dos grados centígrados es condenarla a la a conocer más hambre, epidemias, desastres, pérdida de hogares, cosechas e incluso vidas.

La acertada intervención del presidente español, José Luis Rodríguez Zapatero, no pudo evitar el fracaso de la COP15. Copenhague, dic. 2009.

La acertada intervención del presidente español, José Luis Rodríguez Zapatero, no pudo evitar el fracaso de la COP15. Copenhague, dic. 2009.

El fracaso es responsabilidad de los países ricos, que son además los mayores causantes del problema. En estos momentos China es el paós que más contamina en el mundo, seguido de cerca por Estados Unidos.

Barack Obama intentó voluntariosamente ordenar un caótico debate final, pero China, que está experimentando un gran crecimiento económico, dejó bien claro que no quiere controles que reduzcan su desarrollo. Después de una reunión con Obama, y ante 8.000 delegados, el ministro chino Wen Jiabao se limitó a recomendar la cooperación global para disminuir el dióxido de carbono (CO2) en la atmósfera sin aportar solución alguna. En ambos casos, – y tal y como sucede en El Bierzo con la minería del carbón -, los puestos de trabajo en Ohio, Michigan e Illinois, han pesado más en el limitado compromiso estadounidense que el CO2 que pueda emitir su país.

Aún así, valoro positivamente la actitud y gestiones desarrolladas por el presidente norteamericano con Brasil, IIndia y Suráfrica, países que han venido respaldando de forma más o menos coordinada las posiciones chinas.

El presidente brasileño Luiz Inácio da Silva formuló los más duros comentarios sobre la conferencia. Dijo que, al menos en Kioto (en 1997) se produjo un documento. Recordaré aquí también que hace pocos días, el primer ministro inglés Gordon Brown hizo un llamamiento dramático a la ciudadanía mundial para que se presionara sobre los líderes mundiales.

Conferencia de Copenhague: catálogo de buenas intenciones.

El oso polar corre un serio riesgo de extinción si desaparece su hábitat natural.

El oso polar corre un serio riesgo de extinción si desaparece su hábitat natural.

Así pues, el comunicado final de la Conferencia quedó convertido en un breve catálogo de buenas intenciones, en donde incluso falta la alusión a la ayuda de 100.000 millones de dólares ofrecidos por Estados Unidos a los países emergentes. El texto fue rechazado por cinco países y pospone para el año que viene la toma de decisiones vinculantes en la lucha contra el cambio climático. No hay un solo factor que lo vincule con la eventual cumbre de julio en México.

Tras el suspense final, el sábado día 19 por la mañana la Organización Mundial de Naciones Unidas (ONU) hizo una declaración política en relación con la protección del clima. De esta manera evitó, con un resultado pírrico, que la cumbre del clima terminara en un completo fracaso. Cada país puede ahora decidir por sí mismo si acepta el texto o no.

Copenhague deja tras de sí un dato irónico: la masa de aviones y limusinas en la helada capital danesa descargó – según estimaciones de la ONU- 46.000 toneladas de anhídrido carbónico en la atmósfera. El equivalente en contaminación anual a 2.300 estadounidenses o 600.000 etíopes, situándose como un récord en las conferencias del clima.

La sociedad civil es el nuevo protagonista en el panorama internacional. Su presión se ha dejado sentir con fuerza y tendrá ahora que redoblar sus esfuerzos y exigir cuentas a sus políticos.

Juan López de Uralde y Nora Cristiansen despleagn sus pancartas en la cena de gala real. Copenhague, 17 dic. 2009. Fuente: elmundo.es. Foto: AFP.

Juan López de Uralde y Nora Cristiansen despleagn sus pancartas en la cena de gala real. Copenhague, 17 dic. 2009. Fuente: elmundo.es. Foto: AFP.

Por desgracia, esta misma sociedad civil se encuentra fraccionada, ya que son uchos los niegan todavía el cambio climático y la pérdida de biodiversidad que le acompaña. No son pocos los que dicen que estamos ante un invento de cuatro aprovechados para continuar viviendo del bote. Prueba de lo dicho es una encuesta realizada recientemente por el ‘Diario de León’, en la que un 47% de los encuestados afirmaron que el cambio climático era sólo un montaje.

Los polos que se derrite, el nivel del mar que sube, los glaciares que desaparecen, los huracanes que incrementan su frecuencia y potencia… ¿Me pregunto qué más evidencias son necesarias para convencerles de que es cierto?

Un ecologista en El Bierzo.

Califica Greenpeace final de Copenhague como “Día negro”. 18/12/09. Noticiasterra.com.

Continúa detenido el director de Greenpeace España tras su protesta en Copenhague. 18/12/09. Elmundo.es.

Obama sabe jugar a todas las bandas (y ganar). 20/12/09. Elpais.com.

Dramático final en Copenhague con acuerdo de mínimos. 19/12/09. Dw.de.

Como un tango, triste final en Copenhague. 19/12/09. Mercado.com.

Comentario por Pedro Mulás el 12/01/2010.

Concuerdo que el problema excede por lejos la capacidad de los políticos, sean del país que sean. Tienen una visión de corto plazo, por lo general no más allá de la duración de su mandato. Proponer esfuerzos económicos a quienes han gozado de un confort único por ser habitantes de un país desarrollado para que el resto de la humanidad pueda transitar hacia el bienestar, lo cual exige consumir energías convencionales (¡!), la más baratas por ahora… Es suicida para un político.
Ya no hay estadistas globales como lo fueron en su momento De Gaulle, Churchill y otros, con visiones a largo plazo. ¿Quiénes pagarán los ingentes costos para frenar los cambios climáticos que ya se perciben en muchas regiones del mundo? ¿Los países pobres, que por serlo no han contaminado en medida similar a los desarrollados? Creen que las consecuencias no los tocará? Son ciegos, pero también lo somos los ciudadanos que los votamos. Nunca hay científicos gobernando… Así nos irá.

Comentario por Un ecologista en El Bierzo el 15/01/2010.

Cartel. 'El clima no está en venta'. Dic. 2009.

Cartel. ‘El clima no está en venta’. Dic.2009.

Es obvio que usted ha entendido el mensaje del artículo. Desde luego preferiría que en los gobiernos tuviesen poder decisorio expertos en diversos campos de la ciencia y las humanidades. Supeditar las políticas de los gobiernos a la reelección política de una persona o partido en un horizonte de cuatro o siete años es un error que estamos pagando caro.

Por ley el gobierno debería tener la obligación de incorporar a sus decisiones políticas la opinión de expertos y asociaciones de prestigio. Como usted bien señala, ciertos asuntos requieren una planificación que no se deberían abordar sobre criterios temporales tan limitados.

Más de 200 personalidades firman un manifiesto a favor del cierre de Garoña

Más de dos centenares de personalidades vinculadas al mundo de la cultura, la comunicación, el arte, la universidad, la política o el sindicalismo, han firmado un manifiesto presentado por Ecologistas en Acción y Greenpeace ayer en Madrid pidiendo el cierre de Garoña. El permiso de explotación de la central nuclear expira el próximo día 5 de julio.

El manifiesto afirma que la central nuclear está sobradamente amortizada y que no hay ningún obstáculo económico que impida cerrarla. La rueda de prensa estuvo presidida por Jorge Riechman, presidente de la Asociación Científicos por el Medio Ambiente, Joaquín Araújo, naturalista y escritor, y Fernando Colomo, director de cine.

En el documento se apuesta por las energías renovables señalando que es un sector que, además de sostenible, tiene una capacidad de creación de empleo muy superior a la nuclear. Entre los firmantes se encuentran numerosas personalidades: directores de cine como Víctor Erice; cantantes como Bebe, Amparanoia, Kiko Veneno o el grupo M-clan; actores como Jordi Rebellón y Marta Belenguer; escritores como Manuel Rivas, Bernardo Atxaga y Rosa Regás; el coordinador general de IU, Cayo Lara, Joan Herrera (ICV-Els Verds), Gaspar Llamazares (IU) y el portavoz de medio ambiente del PSOE, Hugo Morán.

A la reivindicación se han sumado se la práctica totalidad de las ONG’s medioambientales españolas, así como representantes de empresas de energías renovables, sindicatos (aunque no UGT, ni CCOO, salvo en el País Vasco) y profesionales independientes.

Los firmantes han solicitado al gobierno que cumpla su compromiso electoral de abandonar paulatinamente la energía nuclear. Los ecologistas defienden además que el cierre de Garoña no perjudicará al empleo porque considera que el desmantelamiento de una central es un proceso largo y generador de puestos de trabajo. “Cuando se cerró Vandellós I, más de 2.500 personas estuvieron implicadas en su desmantelamiento durante año”, dijo Juan López de Uralde, director de Greenpeace España. Por el momento, la campaña del grupo http://www.yosoyantinuclear.org lleva recogidas más de 70.000 firmas.

Hace días, el Consejo de Seguridad Nuclear (CSN) emitió un informe no vinculante favorable a una prórroga del funcionamiento de la planta de diez años  más, al considerarla suficientemente segura. Ahora, el Gobierno deberá decidir – a más tardar el día 5 de julio – entre prorrogar o negar el permiso a Garoña, que es propiedad del consorcio formado por Iberdrola y Endesa y que fue diseñada para  una vida útil de 40 años. Recientemente el Ministerio de Industria solicitó al máximo organismo nuclear un informe de última hora para estudiar la posibilidad de ampliar la licencia de la planta atómica durante dos, cuatro o seis años más.

El Partido Popular (PP) se ha mostrado siempre partidario de prolongar la vida útil de la nuclear hasta el máximo de lo legalmente permitido, y también de abrir un debate sobre todas las energías, incluida la nuclear. Una postura que también ha defendido públicamente el ex presidente socialista Felipe González.

Actualmente, las ocho centrales nucleares españolas producen en torno al 20 por ciento de la electricidad que consume el país.

Ecologistas en Acción y Greenpeace presentan al ministerio de Industria la llave que cerrará Garoña.

La lucha por el cierre o no de la central nuclear se  trasladó ayer a Madrid. El día 24 empleados de la planta nuclear y ecologistas se manifestaron en la capital, aunque sin llegar a coincidir.

Los trabajadores trasladaron al Congreso de los Diputados su reivindicación de mantener la planta en funcionamiento todo el tiempo que el CSN admita. También hicieron llegar al ministro de Industria, Miguel Sebastián, 25.000 firmas a favor de su continuidad.

Por su parte, una treintena de activistas de Ecologistas en Acción y Greenpeace acudieron al Ministerio de Industria para entregar a su titular, aunque fuera de forma simbólica, la llave que le permita cerrar la planta de la discordia. Luis González Reyes, coordinador de Ecologistas en Acción, proclamó que era innecesario mantener abierta la central cuando “un tercio de la energía eléctrica que generan las centrales españolas es exportado a Francia”.

El documento entregado por los ecologistas expone además otra serie de motivos para cerrar Garoña, como son la necesidad de “evitar el riesgo de un accidente nuclear, que tendría consecuencias desastrosas” y de poner fin a la “radioactividad que Garoña emite regularmente contaminando la atmósfera y el río Ebro”.

Manifiesto ecologista por el cierre de la central nuclear de Garoña.

Rueda de prensa de Greenpeace y Ecologistas en Acción a favor del cierre de Garoña . Madrid, 23 jun. 2009. Fuente: greenpeace.org.“La central nuclear de Santa Mª de Garoña (Burgos) es una instalación insegura y totalmente prescindible gracias a la aportación de las energías renovables. El próximo día 5 de julio finaliza su permiso de explotación. Esta central está sobradamente amortizada desde hace años. No hay ningún obstáculo económico que impida cerrarla, salvo los intereses económicos de las compañías eléctricas propietarias, Iberdrola y Endesa, que quieren seguir lucrándose con esta vieja central aunque sea a costa de exponer a la población y al medio ambiente al riesgo de sufrir un accidente nuclear. Por último, consideramos que el cierre de la planta no perjudicará al empleo porque el desmantelamiento de una central es un proceso largo y generador de puestos de trabajo. Además, el sector de las energías renovables tiene una capacidad de creación de empleo muy superior al sector nuclear ya que, de todas las formas de producir energía, la nuclear es la que crea menos puestos de trabajo.

Razones para el cierre de la nuclear de Garoña:

• Evitar el riesgo de un accidente nuclear en esta central, que tendría consecuencias desastrosas. • Acabar con la radiactividad que Garoña emite regularmente al medio ambiente contaminando la atmósfera y el río Ebro, y que es nociva para la salud y el medio ambiente. • Dejar de producir residuos radiactivos de baja, media y alta actividad, con el objetivo de no agravar este problema sin solución que tienen todas las centrales nucleares. • Conseguir que la central nuclear de Garoña deje de ser un monocultivo industrial en el valle de Tobalina que impide un verdadero desarrollo económico sostenible en la zona. • Escuchar a la mayoría ciudadana que reclama su cierre, junto a numerosas organizaciones sociales, ecologistas, sindicales, vecinales, políticas e instituciones. • Eliminar el obstáculo que supone la energía nuclear para poder avanzar y alcanzar un modelo energético 100% renovable y eficiente.

Por ello, pido al gobierno que ordene el cierre inmediato y definitivo de la central nuclear de Garoña, en cumplimiento de su compromiso electoral y de investidura de abandonar la energía nuclear”.

Algunos de los más de 200 firmantes del manifiesto.

Ámbito cultural:

Amparanoia (cantante), Joaquín Araújo (naturalista), Rosa Regás, Manuel Rivas, Bernardo Atxaga, Joxe Iriarte Bikila, José Antonio Garriga Vela, Belén Gopegui, Pepa Mosquera, Antonio Soler, Iban Zaldúa (escritores), Bebe (cantante), Coti Sorokin (cantante y compositor), Ojos de brujo, M-clan, Kiko Veneno, Enrique Villarreal/ Barricada (músicos), Marta Belenguer, Daniel Guzmán, Silvia Marsó, Pep Planas, Jordi Rebellón, Txema Sandoval (actores), Rogelio López Cuenca (artista), Carmen Sarmiento Fernado Berlín, Jordi Bigues, Montse Cano González, Julio Flor, José Luis Gallego, Miguel Jara, Sofia Menéndez, Sergio de Otto, Matthew Tree, Ignacio Carrión (periodistas), Ferrán Montesa (Le Monde Diplomatique), Fernando Colomo, Víctor Érice, José Antonio Quirós (directores de cine), Pilar del Río (Fundación José Saramago), Carles Romeu (humorista gráfico), Jon Sobrino (teólogo y sacerdote jesuita).

Universidad y científicos:

Iñaki Bárcena (profesor UPV/EHU), Javier Benayas del Álamo (UAM), Roberto Bermejo (economía aplicada UPV/EHU), Ignasi Carreras (ingeniero industrial), Francisco Castejón (físico nuclear), Priscilla Cañizares (investigadora UAB), Miren Etxezarreta (catedrática UAB), Manuel Gómez (catedrático), Pablo de Olavide, Helen Groome (doctora en geografía), Jon Landeta (economía UPV/EHU), David Llistar (cátedra Unesco de ‘sostenibilitat’ UPB), Salvador López (UNED), Antoni Lloret (doctor ciencias físicas), Félix Moreno (investigador universidad de Córdoba), Mercedes Pardo (Comité Español de Investigación en el Cambio Global), Jaime Pastor (UNED), Miquel Porta (catedrático UAB), Jorge Riechmann (CIMA), Eduard Rodríguez (investigador CSIC), Antonio Serrano (catedrático UPV), Manuel Silva (ingeniero industrial universidad de Sevilla), Joan David Tàbara (Institute of Environmental Science and Technology), Carlos Taibo (profesor ciencia política UAM), Koldo Unceta (catedrático economía aplicada UPV/EHU) y Ramón Zallo (catedrático UPV/EHU).

Ámbito político:

Álvaro Abril (PSOE), David Hammerstein (ex-eurodiputado Los Verdes), Cayo Lara (coordinador general IU), Gaspar Llamazares (diputado IU), Joan Herrera (diputado ICV-Els Verds), Hugo Morán (diputado PSOE)y Raúl Romeva (diputado ICV-Els Verds).

Organizaciones ecologistas:

Juan López de Uralde (Greenpeace España), Carlos Bravo (Greenpeace), Luis González Reyes (Ecologistas en Acción), Marciá Blazques (gobierno/ Baleares), Chema Catarineu (Anse/ Murcia), José Ángel Herrera (Arca/ Cantabria), Juan Carlos del Olmo (WWF), Jordi Miralles (Fundación Terra), Liliane Spendeler (Amigos de la Tierra) y Alejando Sánchez (SEO/Birdlife).

Organización sociales y sindicales:

Jeromo Aguado (Plataforma Rural), Joaquín Alcalde (Cines Mundi), Alfons Banda (Fundació per la Pau), Pablo Cabrera (Comercio Justo), Francisco Casero Rodríguez (CAAE), Jacinto Cedacero (CGT), Ricardo García Zaldívar (ATTAC), Ainoa Iturbe (EHNE), Ana Etchenique, Conchy Martín Rey (CECU), Juana Labrador (SEAE), Miguel López Sierra (COAG), Iñaki Markiegi (Mundubat), Adolfo Muñoz (ELA/STV), Joaquín Nieto (Sustainlabour), Arcadi Oliveres (Justícia i Pau), Daniel Rubio (ASGECO), Olga Ruiz Legido (Facua), Augusto Serrano (STES) y Jesús Uzkundun (CCOO-Euskadi).

Profesionales y empresarios:

Daniel Beltrá (fotógrafo), Paula Farias (médico), Ramón Fernández (urbanista), Antonio Gastón (urbanista), Diego Gronda (arquitecto), José Manuel Naredo (economista), Antxon Olabe Egaña (economista), Laura Olaizola (directora de comunicación), Dolores Romano (ingeniera agrónoma) y María Luisa Toribio (bióloga).

Sector energético:

José Ignacio Ajón (Wagner solar, S. L.), Alberto Ceña (director Asociación Empresarial Eólica), Javier García Breva (Solynova energía), Juan de Dios Bornay (Bornay aerogeneradores), Xavier García Casals (ingeniero aeronáutico), Jaume Morrón (director de Dialec), Pep Puig (ingeniero industrial), Christoph Richter (Institute of Technical Thermodinamics), José Santamarta (director World Watch) y Manolo Vílchez (microempresario solar).

Un ecologista en El Bierzo.

Los ecologistas entregan a Industria la llave que “cierra” Garoña. 24/06/09. Elcorreodigital.com.