Archivo de la etiqueta: Montaña

La Peña do Seo y sus minas de wólfram desde Cadafresnas

Ascendiendo por los zigzags hacia la peña do Seo. 6 sept. 2015. Foto: Enrique L. Manzano.

Ascendiendo por amplios zigzags hacia la peña do Seo. 6 sept. 2015. Foto: Enrique López Manzano.

Uno de los mitos que perdura en El Bierzo guarda relación con las minas de wólfram de la peña do Seo. La imagen de un poblado minero en ruinas, perdido en la inmensidad de unas montañas interminables, ha contribuido en gran medida a mantenerlo vivo.

Desde luego les invito a conocer esta zona y peña, que aunque con una altitud inferior a los mil seiscientos metros (lo que hace que pudiéramos considerarla como una cima menor en comparación con otras alturas bercianas) presenta unos encantos que compensan con creces el esfuerzo de acercarse hasta el lugar, y no digamos hasta la cumbre.

El pueblo de Cadafresnas y la peña do Seo. 6 sept. 2015. Foto: Enrique L. Manzano.

El pueblo de Cadafresnas con la peña do Seo al fondo. 6 sept. 2015. Foto: Enrique L. Manzano.

Recomiendo que realicen esta visita aprovechando algún momento de bonanza meteorológica, pues de lo contrario no hay abrigos, salvo en las casas semiderruidas del poblado minero y en una caseta situada en la cima de la montaña. Por otra parte, aunque yo realicé la ascensión en un día ideal, sin excesivo calor y con límpidas panorámicas, me temo que la nieve, la lluvia o la niebla, podría complicar la excursión al ocultar los hitos y volver resbaladizo el trecho rocoso más inmediato a la cima.

Ruta Cadafresnas - Peña do Seo. 6 sept. 2015. Foto: Enrique L. Manzano.

Ruta Cadafresnas – Peña do Seo. 6 sept. 2015. Foto: Enrique L. Manzano.

Una vez alcanzada ésta, que ofrece un precioso cordal no demasiado complicado de recorrer, el montañero podrá disfrutar de unas vistas extraordinarias del Bierzo, pudiendo reconocerse desde la lejanía la ciudad de Ponferrada, la central térmica de Compostilla I y las Médulas, entre otros puntos de interés. La misma peña do Seo es visible y fácilmente reconocible desde una buena parte de la hoya berciana, pudiéndose decir de ella que, pese a su limitada altitud, la preside con tanta autoridad como otras cumbres más altivas. Además, su peculiar forma hace que se la pueda reconocer fácilmente, permitiéndonos situar con facilidad los límites del Bierzo con Orense y Lugo.

La peña do Seo y el poblado minero. 6 sept. 2015. Foto: Enrique L. Manzano.

La peña do Seo y el poblado minero. 6 sept. 2015. Foto: Enrique L. Manzano.

Hay quienes dicen que desde la peña pueden distinguirse hasta las cumbres de Babia, la zona de Trevinca y hasta Cabeza de Manzaneda. Desde luego es posible ver las orensanas montañas de la sierra de la Encina de la Lastra (Valdeorras, Orense) e inclusive la berciana sierra de Gistredo, con su mítico Catoute. Pero, incluso con estos alicientes incontestables, conviene recordar que estamos frente a una ruta con alguna dificultad y que, por lo tanto, no es apropiada para domingueros.

También para evitarme alguna posible reclamación, aclaro que mis explicaciones son meramente informativas, que lógicamente están sujetas a mi subjetiva apreciación, y que pueden variar mucho de una fecha a otra y, enormemente, en función de la meteorología. También les recomiendo que echen un vistazo a los enlaces antes de lanzarse a la aventura.

Ruinas del poblado minero del wólfram. 6 sept. 2015. Foto: Enrique L. Manzano.

Ruinas del poblado minero del wólfram. 6 sept. 2015. Foto: Enrique L. Manzano.

Sin embargo, también estamos ante una ruta aconsejable a todo amante de la naturaleza y la montaña, que puede limitarse a la visita del poblado, o alargarse un par de kilómetros más hasta las bocaminas y los restos del lavadero del mineral. Los más atrevidos podrán culminar alcanzando la cima, en una hora y media aproximadamente a partir de las ruinas del poblado.

Personalmente elegí realizar la ruta desde Cadafresnas, una aldea a la que se llega por carretera asfaltada que sale desde Villafranca del Bierzo cogiendo en dirección a Corullón, aunque hay otras igual de interesantes. Para llegar hasta ella basta con seguir las indicaciones de las señales de carretera. Una vez allí, hay que preguntar por la ruta al poblado minero, aunque exista una gran señal que nos la indica, pero que creo que no está bien ubicada. Supongo que debería situarse un poco antes, para así evitarnos tanteos y pérdidas de tiempo en la búsqueda de esa orientación.

El final de la pista y el inicio de la pared de la peña do Seo. 6 sept. 2015. Foto: Enrique L. Manzano.

El final de la pista y el inicio de la pared de la peña do Seo. 6 sept. 2015. Foto: Enrique L. Manzano.

Es posible dejar el coche en el pueblo y emprender el camino a pie hasta el poblado minero siguiendo una pista de unos 4,5 kilómetros que ofrece unas excelentes vistas. Pero también se puede llegar con el vehículo hasta el mismo, sin excesivos problemas. El más grave de todos es que, en una zona de estancamiento de aguas ya cerca de las casas, hay algunos socavones que hacen que los vehículos toquen los bajos con facilidad si no se reduce al mínimo la velocidad. Los vehículos 4×4 pueden pasar sin problemas hasta la pared misma de la peña. Esto, claro está, en una época seca como la que yo disfruté, aunque me temo que en otras estaciones la aventura pueda resultar más complicada. El otro problema, si se anima a hacer el trayecto en coche, es que la pista de tierra no dispone de apenas espacios para el cruce de dos vehículos.

Vista de las dos cimas de la Peña do Seo. 6 sept. 2015. Foto: Enrique L. Manzano.

Vista de las dos cimas de la Peña do Seo. 6 sept. 2015. Foto: Enrique L. Manzano.

Señala alguien que no hay que olvidar que la ruta completa desde Cadafresnas al poblado resulta bastante larga (unos 9 kilómetros ida y vuelta), y más aún si se añade la visita a las bocaminas (otros 4 kilómetros entre ir y volver), con un desnivel total acumulado de algo más de 850 metros si se hace la cumbre y otros 5 kilómetros más (ida y vuelta), por lo que cada uno deberá de calcular bien su fondo físico. Sin embargo, sólo hasta el poblado, el camino a asciende suavemente y es muy llevadero.

Ya alcanzado el poblado se puede acceder a las bocaminas. En ese caso hay que coger una pista que aparece una vez dejadas atrás las casas, como a un centenar de metros a la derecha, que asciende en empinados zigzags (que siguen la Ruta circular del Bierzo, de la cual aparecen algunos postes indicadores) hasta el desvío a la izquierda que lleva a las bocaminas y al antiguo lavadero del mineral. Si se sigue subiendo por la pista de la derecha se llega, en poco tiempo, a un collado desde el cual puede verse el otro lado de la montaña.

Bajando de la peña hay que coger la bifurcación a la derecha que nos devuelve al poblado. 6 sept. 2015. Foto: Enrique L. Manzano.

Bajando de la peña hay que coger la bifurcación a la derecha que nos devuelve al poblado. 6 sept. 2015. Foto: Enrique L. Manzano.

En ese collado están las ruinas macizas de una antigua construcción. Al lado de la misma se inicia un estrecho sendero, algo difícil de observar, que lleva a la cumbre de la peña. Yo calculo que en una hora aproximadamente. Avanzar por esa senda no resulta fácil debido al brezo bajo y la carquexia, que rasca bastante si no se lleva pantalón largo. Por lo demás, una vez cogido resulta fácil de seguir.

Personalmente prefiero la otra opción, creo que la más frecuente, para subir a la cumbre. Ésta consiste en continuar por la pista que, dejando atrás el poblado, pasa al lado de un gran depósito de agua abandonado, con una característica escalera que se conserva todavía, para alcanzar en aproximadamente una hora de camino de tierra fácil, aunque algo empinado, la pared rocosa tras unos amplios zigzags. Una vez llegados a la pared solamente hay que seguir los hitos, a veces un tanto esquivos, que nos dirigen hasta el cordal. En esta zona las vistas, en todas las direcciones, son impresionantes. Tampoco resulta demasiado difícil subir, aunque se tenga a veces la impresión de escalar la pirámide de Keops.

Antiguo lavadero de mineral. 6 sept. 2015. Foto: Enrique L. Manzano.

Antiguo lavadero de mineral. 6 sept. 2015. Foto: Enrique L. Manzano.

Ya alcanzada la cresta podemos llegarnos hasta el geodésico, situado a nuestra izquierda junto a los restos de una caseta, o hasta un hito bastante grande de piedras, que encontraremos cresteando hacia la derecha. Se tarda aproximadamente unos tres cuartos de hora en llegar a las cumbres desde el pie de la peña, y si dejamos atrás el gran hito podremos comenzar a bajar hasta el cuello del que hablé antes que nos lleva a la casa de piedra abandonada (hecha de grandes bloques blancos) y que permite regresar al poblado. Bajando por esa pista podemos incluir un desvío de ida y vuelta hasta las bocaminas. Calculo en una media hora larga esta bajada desde el hito al cuello.

Sobre la historia del poblado y del wólfram no me quiero extender en esta ocasión. Vale la pena pararse a conversar un momento con algún vecino del pueblo. Hay un bar poco señalado en el centro del pueblo. Con un poco de suerte encontraréis a alguien que os hable del Lejano Oeste que un día fue esta zona, de la temible ‘Patrulla del Gas’, y de las hasta 250.000 pesetas de la época por tonelada que se pagaba por el mineral. Cuando el salario era, por entonces, de unas 15 pesetas diarias.

La primera bocamina en la peña do Seo. 6 sept. 2015. Foto: Enrique L. Manzano.

La primera bocamina en la peña do Seo. 6 sept. 2015. Foto: Enrique L. Manzano.

Pero todo terminó cuando finalizó la demanda de un mineral que, añadido al acero, permitía su endurecimiento y evitaba el recalentamiento de las armas. El final de la II Guerra Mundial también marcó el ocaso de la minería en la peña. Sin embargo, en el pueblo se me dijo que una compañía canadiense está realizando catas por las noches, con la intención de reabrirla. El wólfram y otros minerales codiciados, utilizados esta vez en los móviles, estarían detrás del nuevo intento.

En los enlaces que facilito podéis ver fotos del interior de las galerías mineras, realizadas por unos moteros, muy deterioradas en la actualidad por los derrumbes. Dan bastante miedo y desde luego desaconsejo entrar dentro. Para aquellos que sientan el gusanillo de conocerlas les diré que en el pueblo me dijeron que un señor de Corullón (Jose) las ha filmado en su casi totalidad y que comercializa esos videos.

Lo que me parece lamentables es que los escombros procedentes de la explotación minera se hayan dejado abandonados de cualquier manera en la pared de la peña. Esperemos que, si se llegase a explotar de nuevo, se logre evitar este feísmo.

Un ecologista en El Bierzo.

La tercera bocamina del wólfram. 6 sept. 2015. Foto: Enriqe L. Manzano.

La tercera bocamina del wólfram. 6 sept. 2015. Foto: Enriqe L. Manzano.

Peña do Seo (Cadafresnas-Pabellones-Minas Peña do Seo – Cadafresnas) 04/07/13 y 07/07/13. Wikiloc.com.

Peña del Seo (1.576 m). 18/11/13. Aventurasdeundominguero.blogspot.com.es.

Cadafresnas – minas de wolframio – Peña do Seo – Cadafresnas.
12/07/14.Wikiloc.com.

La Peña do Seo y su mina. !Espectacular! 04/12/11. Atce.mforos.com (imágenes de las galerías).

Antigua mina de wolframio. Rottodigital.com. Enrique Álvarez (interior de una galería).

El Instituto Europeo de Turismo impulsa una ruta del wolframio que ‘puentea’ al Bierzo. 05/12/12. Diariodeleon.es.

El Partido Autonomista Leonés – Unidad Leonesista pide la no ejecución de la línea Sama-Velilla

En estos días, mientras en León continúan las muestras de apoyo al Movimiento Cívico contra la línea Sama-Velilla, con la celebración, el pasado viernes 29 de enero, de una rueda de prensa multitudinaria en la que 45 colectivos dijeron públicamente ‘no’ la línea Sama-Velilla, una encuesta publicada en “El Diario de León” mostraba ayer casi un empate técnico entre los que creen que la línea de muy alta tensión acabará construyéndose, -pese a quien le pese-, y los que piensan que no se construirá en modo alguno.

En octubre pasado hablé de los intereses del presidente del Principado asturiano, Vicente Álvarez Areces (PSOE) y también del amplio movimiento opositor, integrado por ciudadanos,  instituciones y partidos leoneses que se oponen al proyecto. Lo que para mí está claro es que si el Partido socialista da luz verde a la destrucción de de la montaña palentina, leonesa y asturiana, como antes lo hizo en Riaño, y se enfrenta a la amplia unidad leonesista que ahora se le opone, acabará pagándolo muy caro en las próximas elecciones.

Mientras tanto los enfrentamientos políticos por el asunto en la provincia leonesa se están crispando. El pasado 29 de enero, el secretario de Acción política del Partido Autonomista Leonés – Unidad Leonesista (PAL-UL), Miguel Ángel Díez Cano, publicó una opinión sobre la Sama-Velilla que subraya el trasfondo político de la cuestión. Por su larga extensión, en algún momento me he permitido sintetizarlo mínimamente.

Para quienes lo quieran leer, entender y compartir, por Miguel Ángel Díez Cano.

“Estamos cansados de escuchar, leer y vocear que la línea de alta tensión Sama-Velilla es un tormento, un horror, innecesaria, abusiva y caprichosa para gobernantes. Una salvajada medioambiental por su trazado, por la altura de sus torres y porque seguramente hay alternativas mucho más viables y cortas y menos perjudiciales que la actual. Saben los politiquillos de turno que todo el mundo les van a aplaudir, les van a dar una palmadita y les manifestarán que son cojonudos, y se esfuerzan por defender el interés general de la población para así justificar el puesto de concejal, alcalde, diputado provincial, procurador de las Cortes de Castilla, diputado o senador nacional que en éstos momentos detentan”.

“Todo eso es así, pero que no se olviden los vecinos más afectados que a las primera de cambio (PP, PSOE, IU, e incluso UPL, compañeros de objetivos que no de formas de actuar) les dejarán tirados como perros por un puñado de euros que el gobierno central de turno les deje en las sacas municipales para así tapar esa energía de la población manifestante”.

“Yo no lo dudo que así será, y lo digo motivada y justificadamente porque ese ha sido, es y será, el recorrido de la totalidad de los problemas que ha tenido León a lo largo de su historia, ya sea en León capital, El Bierzo, Tierra de Campos, Laciana o la Maragatería. Porque al final del trayecto se hace lo que quiere la administración”.

“Después de haber seguido el procedimiento legalmente establecido en todas sus fases, finalizará con una resolución justificada en la que se recogerá que quién lo ha dictado es competente para el territorio, materia y jerarquía; el contenido es ajustado a derecho, lícito y determinado; el fin que persigue es satisfacer el interés público; y la forma seguida mediante el procedimiento impecable”.

“Tendrán que callarse e intentar convencer a la población que es irreversible; que han cambiado algo en el proyecto original para que pase la línea por un trazado un poco menos perjudicial, y que además les dan “x” euros (un plato de lentejas). Y tratarán de justificar que lo que antes era dañoso para el medio ambiente y para su impacto ahora ya no lo es tanto. Y de esa forma irán creando un ambiente derrotista y de que tendrá que ser así y punto, intentando justificar que lo han dado todo por la causa e incluso se intentarán colgar medallas por los euros conseguidos para su municipio. Pero las torres gigantes y el transporte de la alta tensión serán irreversibles y vitalicias”.

“Todo lo que manifiestan PP y PSOE es bla, bla y bla, y tendrán que comerse sus palabras contrarias a la línea de alta tensión cuando desde el nivel nacional o autonómico les digan que sus preciosos culos corren peligro. Les llamarán a la disciplina de partido y les reunirán varias veces. Saldrá en prensa para que los ciudadanos vean que están negociando, pero al final se bajarán los pantalones y ya sabéis lo que suele suceder después. Pero no olvidéis que a quiénes darán será a los leoneses y leonesas con la salvaje obra medioambiental”.

“Sabed y lo digo muy claro y muy alto. Ésta obra sólo puede ser parada y nunca ejecutada si la justicia (Juzgados o Tribunales de lo Contencioso administrativo) manifiestan y dicen que es un atropello legal; que el fin que persigue no es el interés público sino el de las eléctricas (que tienen que seguir incrementando sus beneficios) y el de los políticos de turno que tienen que apoyar al Presidente de la Comunidad Autónoma de origen y pagar favores de no sabemos qué; o que el procedimiento no es el legalmente establecido y faltan requisitos de impacto medioambiental, etc., etc. En caso contrario, la Sama-Velilla se hará inexorablemente, sea por el Gobierno del PSOE ahora, o en su caso del PP mañana”.

 “También os digo que de momento no hay que preocuparse demasiado durante un año y medio, puesto que no les va a urgir menear mucho el árbol porque las elecciones municipales y autonómicas están ahí y va a ser un arma electoral del PP contra el PSOE. Y vamos a estar un poco tranquilos hasta entonces. Pero ya veréis después de las elecciones de mayo de 2011 las carreras para la ejecución de las torres de la montaña leonesa. Hasta ese momento sólo se irá haciendo pequeñas amenazas y desgastando a la población de la calle para hacer el problema cansino y fatigar a los vecinos afectados”.

“Mi pregunta es, ¿creéis que tienen lo que tienen que tener para parar la salvaje obra ambiental? Hace mucho tiempo ya empezaban a decir que tendrían que recaudar fondos para plantear las vías judiciales; y estaban acojonados esos ayuntamientos grandes con representantes en la Diputación Provincial por el problema económico, como si realmente quisieran acudir a la justicia. Todo ello es mentira. Amenazan pero no dan, porque desde arriba les iban a dar a ellos y son meros sumisos dialécticos de sus jefes”.

“Quien suscribe éste documento (durante su pequeño periplo como alcalde del Ayuntamiento de Cubillas de Rueda y hasta que el PP y el PSOE me largaron con una moción de censura) por Decreto de alcaldía pude parar tres veces la línea de alta tensión que discurre detrás de las casas de Sahechores (es la línea para regar Payuelos, que sale de Sahechores y discurre durante 75 kilómetros hasta 13 estaciones de bombeo). Es más, pensaron que largándome del ayuntamiento el problema lo tendrían resuelto desde la Junta de Castilla y León, porque el nuevo equipo de gobierno facilitaría las obras de construcción de la línea sin problemas. Matarían políticamente al único alcalde de ayuntamiento del PAL-UL. Intentaban dar muerte y finiquitar al partido e indirectamente a la figura de nuestro líder y secretario general. No obstante, compañeros, no sólo no lo han conseguido sino que seguimos con dos concejales en activo en el citado ayuntamiento, y otros varios concejales y alcaldes pedáneos, gobernando en unos casos y haciendo fuerte oposición en otros.”.

“En fin no me gusta personalizar, pero cuando desde la Junta vecinal de Sahechores, que preside quién suscribe éste documento, y con el respaldo del pueblo en Concejo abierto, decidimos acudir a un contencioso administrativo contra la citada línea de alta tensión (se está tramitando ante el Juzgado de lo Contencioso número 1 de León) y contra el Ayuntamiento de Cubillas de Rueda, por inactividad u omisión y por no hacer lo que tenía que hacer (después de haber revocado los decretos que el anterior alcalde del PAL- UL había dictado para su paralización y por haber consentido la ejecución de las obras), así como contra la Junta de Castilla y León (Itacyl) como ejecutora de la citada línea, tuve el apoyo incondicional de nuestro secretario general. Y así lo expuse al propio pueblo, habiéndose comprometido incluso a acudir conmigo a uno de los Consejos abiertos que convoqué al efecto, y todo ello porque procesalmente y jurídicamente creemos tener razón por infracciones medioambientales y porque las alternativas que siempre se les ofreció, algo más alejadas del pueblo, nunca las tomaron en consideración, actuando de forma dictatorial y abusiva. Y por eso tenemos siete torretas detrás de las casas de Sahechores (una de ellas a unos 70 u 80 metros de un hotel)”.

“Este partido y quién suscribe apoya la eliminación del trazado y la no ejecución de la línea de AT sin condiciones y sin tapujos. Y esa es la gran virtud de éste proyecto político, animando de ésta forma y desde mi parcela de acción política a todos a trabajar en defensa de nuestros vecinos y representados allí donde podemos hacerlo. Dando el apoyo cuándo sea necesario y criticando cuándo consideremos que no está ajustado a derecho; no estando sumisos más que a la legalidad que tenemos que representar y al consejo de los compañeros de partido y de nuestros líderes. Porque será el sello que tenemos que llevar del UPL-UL como partido serio, competitivo, noble y unido, a diferencia de otros que no hacen más que vocear para que les oiga y les vean en el periódico del día siguiente, pero luego no tienen lo que tienen que tener para romper la disciplina de partido y acudir a los tribunales a ejercer sus pretensiones justas”.

Miguel Ángel Díez Cano, del Partido Autonomista Leonés – Unidad Leonesista. 29/01/09.

Nota a posteriori: Tal y como aventuré en este artículo, el PSOE pagó cara su defensa del proyecto promovido por Vicente Álvarez Areces, pues en las elecciones muncipales y generales de 2011 perdió tanto el gobierno de Asturias como el de España.  Y si bien no se puede asegurar que el desastre electoral fuese causado por este asunto, es muy posible que éste tuviese su parte.

El nuevo gobierno, presidido por el popular Mariano Rajoy, pospondría precavidamente un plan que siendo hasta entonces prioritario dejó de golpe de serlo. Una medida judiciosa que alejaba al Partido Popular de un avispero y que de rebote daba razón a aquellos que, como el profesor Julio Lago, nunca vieron en el proyecto ni la necesidad ni la urgencia exigidas por el señor Areces.

¡No! A la Sama-Velilla. 29/01/10. Leonoticias.com. Video. http://leonoticias.c2csoluciones.com/frontend/leonoticias/NO-A-La-Sama-Velilla-vn43195-vst229 (En este enlace ya no está el video que lo acompañaba y tampoco hay ninguna información).

La crisis económica ofrece un respiro a los opositores al proyecto de tendido eléctrico Sama-Velilla.    20/01/10. unecologistaenelbierzo.wordpress.com.

Sama-Velilla: ‘Si es necesario dinamitaremos las torres una a una’. 03/10/09. Unecologistaenelbierzo.wordpress.com. 

Para quienes lo quieran leer, entender y compartir sobre la Sama – Velilla. 29/01/09. Gentedigital.es. (Este artículo ya no aparece en los archivos del diario digital).

La crisis económica ofrece un respiro a los opositores al proyecto Sama-Velilla

Los opositores al proyecto eléctrico Sama-Velilla, un tendido concebido para dar salida al exceso de producción que saldría de Asturias si se llegasen a construir tanto la desgasificadora proyectada en el puerto del Musel (Gijón) como las seis centrales de ciclo combinado  que el Gobierno astur pretende instalar en el mismo puerto, están de suerte. Lo que no han podido conseguir las casi treinta mil firmas recogidas en una zona con escasa densidad poblacional, ni las más de 500 alegaciones, ni siquiera las masivas manifestaciones contra la construcción de este mastodóntico proyecto, capaz de desfigurar hasta 88 kilómetros de los más bellos parajes de la montaña leonesa, puede que lo logre la crisis económica que conocemos.

Como ocurriera con la ampliación proyectada por Cementos Cosmos en El Bierzo, que hace escasos meses anunció su renuncia a coincinerar residuos urbanos como combustible alternativo debido a la crisis del sector de la construcción que bloquea sus ventas, la línea Sama-Velilla podría verse retardada -o incluso abandonada- por la bajada del consumo eléctrico provocada por la crisis.

Es algo que el ‘Movimiento Cívico contra la línea eléctrica Sama-Velilla’, que representa a trece municipios leoneses afectados por el proyecto, así como las numerosas entidades involucradas (demasiadas para citarlas todas aquí), payeses, montañeros y ecologistas, veríamos con satisfacción. Tanto como Izquierda Unida (IU), un partido que ya ha manifestado que para él la única alternativa posible a la construcción del tendido eléctrico es, sencillamente, la “alternativa cero”. Es decir, la renuncia a un proyecto que considera claramente insensato.

Todo esto sucede cuando, a día de hoy, la línea de muy alta tensión, se encuentra paralizada a la espera de la declaración de impacto medioambiental.

El proyecto de construcción de la línea eléctrica de Sama-Velilla, sobre la que ya he hablado anteriormente en este blog, forma parte del Plan Energético Nacional. Eso podría explicar por qué  el ex ministro Luis María Atienza Serna no ha tenido descaro alguno en declarar que su puesta en funcionamiento será para el año 2011, y esto al margen de que todavía no se haya respondido a las alegaciones presentadas al trazado. Si funcionase la justicia en este país, el Gobierno central rectificaría y borraría del proyecto la declaración de interés público que permite a Red Eléctrica de España (REE) atropellar las competencias de los municipios afectados.

Mucho es lo que se ha escrito sobre este tendido, defendido a capa y espada por el presidente del Principado de Asturias, Vicente  Álvarez Areces (PSOE). Desde luego valoro el historial personal de este gran político, que cree firmemente que la construcción de esta línea eléctrica permitiría levantar cabeza a una autonomía que, hoy por hoy, atraviesa importantes problemas de paro y crisis económica. Una situación a la que tampoco escapan las provincias de Palencia y León. Pero que no se engañe. El problema principal reside en que numerosos expertos consideran innecesaria tal construcción. Una obra, por otra parte, medioambientalmente terrorífica, puesto que incorpora en su recorrido a varios cientos de torres de gran altura y  afectaría a zonas de un elevado valor ecológico y paisajístico. Éstas, además, cuentan con diversas figuras de protección. Según los detractores de la línea, la línea que ya existe actualmente y pasa por La Robla sería suficiente.

Hablar de Sama – Velilla significa también referirse a un proyecto con más de veinticinco años de existencia (1984), y que ha sido pospuesto en demasiadas ocasiones. Sobre todo debido a lo fundamental: su innecesaridad. A más de uno puede sorprenderle el olor a herrumbre que suelta este proyecto, situado en vía muerta cuando fue “resucitado” por el esfuerzo conjunto de Areces y del presidente de Castilla y León,  Juan Vicente Herrera (PP).

Personalmente me resulta sospechosa esa súbita y misteriosa simbiosis, difícilmente de comprender entre partidos habitualmente antagonistas. Son asociaciones un tanto sorprendentes que, en algunos casos, como el de Gersul, pueden acabar costándonos la friolera de decenas de millones de euros en pérdidas.

Por otra parte, en un momento de gran  auge de las energías limpias y alternativas, -como por ejemplo las eólicas-, la construcción de esta línea no parece confirmarse como lo más necesario. Recientemente, una vez más, los expertos han dictaminado, con datos contrastados, que el actual tendido eléctrico que une al Principado con el resto de la red española es suficiente. Las cifras del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) refuerzan tal afirmación.

Desde luego es muy lamentable que algunas personas contrarias a esta línea hayan sufrido sospechosos incidentes que han puesto en peligro su bienestar material. Como es el caso de Julio Lago, el profesor titular de Economía Financiera de la Universidad de León que más ha destacado en su oposición a la misma, que vio arder su vivienda. Así, una vez más, la pregunta vuelve a plantearse: ¿a quién beneficia todo esto? Pues, no dudaremos en decirlo, a los intereses de unas empresas que, -ahora con la crisis-, necesitan más que nunca asegurar beneficios a su accionariado. Y esto, aunque sea a costa de proyectos de dudosa utilidad.

Lo que Vicente Álvarez Areces probablemente no esperaba es la furibunda reacción de los pobladores leoneses y asturianos. Una gente amante de su tierra que sólo percibe inconvenientes en esa ‘autopista’ eléctrica que cruzaría sus montes y que perciben como gravosa para su sustento. Y que nada aporta a su economía, más bien al contrario, ya que disminuye unos alicientes turísticos que son los pilares más seguros de su presente y futura economía.

El cariño a la tierra leonesa fue capaz de unir a la totalidad de los partidos políticos leoneses. Pero ésta podría ser una victoria fugaz. Porque el PSOE autonómico, haciendo seguidismo de la Ejecutiva estatal, pronto se ha encargado de arrojar pelotas fuera, cuando no un buen jarro de agua fría sobre las aspiraciones de los que se oponen al tendido eléctrico. Tampoco no ha habido una oposición real desde el Partido Popular en Madrid, y esto sí que es sorprendente. Mientras tanto, la presión del presidente asturiano, convencido de su cruzada, ha sido constante y demoledora. Areces, -“Sandeces”, como le llama mi buena amiga Camino Alonso-, no ha dudado en mover todas sus fichas para lograr su objetivo, incluido el chantaje, poniendo a la presidenta del Movimiento Cívico al borde del pasmo. De esta manera, en su defensa a ultranza del proyecto, el líder socialista asturiano no ha dudado en condicionar su apoyo a otros planes que discurren por Asturias a que se acepte su propuesta. Como por ejemplo el de la línea Boimente – Pesoz, planificada para sacar la producción eléctrica de los parques eólicos gallegos.

Como en el caso de  Cosmos, la guerra sigue abierta. Los colectivos vecinales saben mejor que nadie que no pueden bajar la guardia ni ápice. En lo que me concierne, pienso que proyectos que afectan de una manera tan profunda el futuro de nuestros montes, -y el bienestar de quienes allí viven-, deberían plantearse con más sensatez. Y, desde luego, pensando más en el beneficio de los vecinos que en el de los anónimos accionistas de Iberdrola.

Todavía son demasiadas las dudas que la Sama – Velilla despierta, pues se habla también de la construcción de varias centrales térmicas en su recorrido. Incluso de una central nuclear. Lo que sí es cierto es que algunas de las empresas que construirían las  centrales de ciclo combinado en Asturias no son de aquí, con lo cual una buena parte del beneficio final, -aparte de los puestos de trabajo creados mientras se edifican-, acabaría en manos extranjeras. Lo que no contribuiría a la capitalización de las empresas españolas.

Un ecologista en El Bierzo.

La crisis frena la inversión energética asturiana y retrasa la Sama-Velilla. 19/01/10. La Crónica de León. 19/01/10. Lacronicadeleon.es.

IU pide a Miguel Sebastián que ‘destierre’ la Sama-Velilla. 03/02/09. Leonoticias.com.

IU denuncia que la línea sólo crea 50 empleos por «arrasar» la provincia leonesa. 01/08/09. Diariodeleon.es. 

Sama-Velilla: ‘Si es necesario dinamitaremos las torres una a una’. 03/10/09. Unecologistaenelbierzo.wordpress.com.

Sama-Velilla: Los políticos quieren guerra. 17/01/10. Leonoticias.com. Ricardo Chao.

“¿El PSOE quiere pasar a la historia por ser el verdugo de la montaña leonesa?”. 06/09/09. Entrevista con Julio Lago. Lacronicadeleon.es.

Histórico acuerdo de los partidos políticos en contra de la Sama-Velilla. 26/09/09. La Crónica de León.

Areces avisa a León: «Si quieren luz en casa tendrán que dejar pasar Sama-Velilla». 12/12/09. Lne.es. 

Asturias frenará otras líneas si se bloquea la de Sama-Velilla. 19/12/09. Lavozdeasturias.es.

Sama-Velilla: ‘Si es necesario dinamitaremos las torres una a una’

El día 2 de octubre, en el Campus de la Universidad de León en Ponferrada, Bierzo Aire Limpio presentó al “Movimiento Cívico contra el proyecto Sama-Velilla”. Fue de la mano de su portavoz, Camino Alonso, quien expuso ante los presentes el peligro que supone para la montaña leonesa la construcción de una línea de alta tensión de de 400 kV, de doble circuito, entre las localidades de Sama de Langreo (Asturias) y Velilla del Río Carrión (Palencia). El Movimiento Cívico se estrenaba en Ponferrada, después de que los colectivos contrarios al tendido eléctrico decidieran unirse en una única entidad para mejorar su organización.

La proyección de un reportaje sobre la manifestación convocada en León, que congregó el 24 de noviembre de 2008 a quince mil personas en la capital (algo realmente excepcional en la provincia) fue la excusa para entablar entre los presentes un diálogo centrado en la necesidad de una mejor colaboración entre los diversos colectivos ecologistas y asociaciones opositoras a proyectos nefastos para provincia como lo es éste. De hecho, en la sala se encontraban en aquel momento los presidentes de cuatro plataformas ecologistas y de dos asociaciones bercianas, así como Óscar Gutiérrez Álvarez, el alcalde popular de Villamanín, uno de los pueblos afectados por el tendido eléctrico.

El proyecto Sama-Velilla.

El proyecto Sama-Velilla nace en la década de los 80, durante la época de la construcción del embalse de Riaño. No se llevó entonces a término y nadie volvió a acordarse de él hasta que diez años más tarde la compañía nacional Red Eléctrica de España (REE) decidió desempolvarlo, planteándolo como la solución idónea para solventar unas supuestas carencias energéticas nacionales, para mí ciertamente falsas, ya que Asturias es excedentaria en energía eléctrica al exportar el 85% de su producción.

Resumiendo, podemos decir que el proyecto propone la construcción de una línea de alta tensión (del orden de los 400.000 voltios y de doble circuito) entre Sama y Velilla. Este último es un pequeño municipio minero de la Comarca Palentina en donde Iberdrola tiene actualmente ubicada una central térmica. El proyecto significa levantar una “autopista” de más de 200 torres metálicas, con una altura cercana a la de las torres de la catedral de León, colocadas cada 500 metros de distancia. El tendido eléctrico recorrería los más de cien kilómetros que separan ambas poblaciones a través de la montaña palentina, leonesa y asturiana. La provincia más afectada sería la de León, pues por ella discurre la parte más larga del trazado, de unos 80 kilómetros aproximadamente.

Para que nos hagamos una idea del pasillo removido por la línea sólo hay que imaginarse el espacio que ocupa una autopista a cuatro vías de doble sentido. Imaginemos ahora esa misma autopista plagada de unas torres gigantescas que, además, pretenden atravesar el corazón más preciado de los Picos de Europa. A mí, en tanto que montañero -hace apenas dos días que acabo de subir al Pico Gabanceda-, sólo imaginar tal desastre me pone los pelos de punta. ¡Como si no tuviésemos bastante con los proyectos de parques eólicos que están acabando con el hermoso paisaje del Bierzo! El último de ellos, el que afecta a la Sierra de Gistredo, donde se sitúa nuestro mítico Pico Catoute, y que acaba de ser aprobado por la Junta.

Los planes de desarrollo industrial del Principado de Asturias, que preside el socialista Vicente Álvarez Areces, están presionando al Gobierno central para que la línea  Sama-Velilla se lleve a término. Esto permitiría, según los mentores del proyecto, que una parte de la producción energética de Asturias se abriera paso hacia Castilla y León, y a la inversa. Daría paso así a la electricidad producida por cinco o seis centrales de ciclo combinado que se pretende que sean alimentadas por gas procedente de Marruecos o Argelia, el cual sería regasificado en el puerto del Musel, en Gijón, por una nueva instalación que está también en proyecto.

Sama- Velilla: un sinfín de nuevos trazados.

Desde su presentación pública, el proyecto Sama-Velilla ha ido modificando significativamente su trazado original ante el rechazo generalizado de los municipios por donde estaba previsto su paso. En noviembre de 2007, la “Coordinadora Ecologista de Asturias” presentó consistentes alegaciones al estudio de impacto ambiental del anteproyecto de línea eléctrica de doble circuito. Por entonces, la Coordinadora manifestó en su escrito que Asturias era una autonomía claramente exportadora de electricidad, ya que producía del orden de 22.000 MWh de media anual y consumía solamente 9.000 MWh, según los datos facilitados por la Sociedad Asturiana de Estudios Económicos e Industriales. Con estas cifras en la mano resultaba muy evidente que la línea Sama-Velilla era innecesaria para el Principado, además de ser “causante de un gran impacto ambiental y social”, según los ecologistas.

Tampoco han faltado las voces que han asegurado que detrás del proyecto Sama-Velilla se oculta, -además de los lógicos intereses empresariales vinculadas a la construcción de la línea-, otros asuntos de los que no se habla. Como serían el proyecto de construcción de hasta seis centrales térmicas relacionadas con el tendido. Algo que, -al parecer de un experto como Julio Lago-, no tendría ningún sentido dado que España superó el año pasado en un 42% el CO2 que producíamos en 1997, hace doce años. Estas cifras significan que estamos incumpliendo flagrantemente los compromisos que firmó nuestro país en el Protocolo de Kyoto. Además, abundan los rumores que apuntan hacia la construcción de una nueva central nuclear en las inmediaciones de Valencia de Don Juan, en la provincia leonesa, que podrían encontrar su origen una proyectada gran operación inmobiliaria en la zona.

El caso es que el 30 de julio pasado, nuestro ministro de Industria, Miguel Sebastián, declaró ante la Comisión de Industria del Congreso que nuestro país es excedentario en producción eléctrica. Y los propios datos de REE indican que se está produciendo una bajada generalizada del consumo desde hace dos años. Entonces, ¿a qué viene esta innecesaria propuesta que desfiguraría irremediablemente nuestro territorio? Este destrozo es evidente y sólo es necesario pararse a pensar que la base de cada torre ocuparía una superficie aproximada de 100 metros cuadrados para imaginárselo.

La instalación, además, podría afectar a los positivos resultados alcanzados, hasta ahora, por el Proyecto LIFE de la Fundación Oso Pardo, orientado a asegurar la supervivencia del plantígrado y en el que la Unión Europea (UE) lleva ya invertidos muchos millones de euros. La Fundación Oso Pardo ha manifestado ya que el tendido, con sus necesarias pistas, podría acrecentar negativamente el “efecto barrera”. Pero es que, a más a más, la “Fundación Ideas por el Progreso”, afín al propio partido gobernante, lleva proponiendo insistentemente que se acerque la producción energética a los puntos de consumo para evitar pérdidas inútiles.

Personalmente he oído hablar de unas cifras de inversión multimillonarias, cercanas a los 5.000 millones de euros. Eso, ya lo sabemos todos, que es mucho dinero. Y sin duda un pastel muy apetitoso al que los intereses privados no querrán renunciar, por mucho que la línea resulte, a todas luces, superflua.

Plataforma contra el proyecto Sama-Velilla.

Hace cuatro años los vecinos afectados por el proyecto Sama-Velilla decidieron plantar cara a un plan aberrante que significa, casi literalmente, la muerte de la montaña de León. Tres mujeres fueron las que encabezaron inicialmente esa lucha. Aquellos que querían imponer su proyecto enseguida las bautizaron como “las locas”, prestos a desprestigiarlas. Camino Alonso era una de ellas, pero yo puedo asegurar que está muy cuerda y que los años de lucha no han conseguido rebajar ni un ápice su espíritu guerrero. Camino me habla de los grandes momentos de este enfrentamiento, como el de la gran manifestación antes mencionada. Y también del esfuerzo desplegado por todos, durante mucho tiempo.

Un momento especialmente feliz lo vivió cuando el programa de televisión “El escarabajo verde” realizó el programa “Contra Corriente”, que recogió el testimonio personal de personas afectadas por el proyecto del tendido eléctrico y que gano el Primer Premio en el XXXV Festival Internacional de Medio Ambiente de Eslovaquia.

El esfuerzo colectivo de más de cuatro años de lucha se vio recompensado el pasado 25 de septiembre, cuando los máximos responsables de PSOE, PP, UPL, IU y Civiqus, los principales partidos políticos de León, acordaron rechazar definitivamente el proyecto. ¡Por fin, y por una vez, todos los partidos unidos para defender a la tierra leonesa!

Una semana más tarde, el 2 de octubre y mientras Camino Alonso presentaba en Ponferrada el Movimiento Cívico, el periodista Alejandro J. García Nistal publicó en ‘ABC Castilla y León’ un artículo titulado ‘¿Todo León se equivoca?’, en el que cuestionaba, una vez más, la necesidad del tendido eléctrico.

Pero el Movimiento Cívico contra el proyecto Sama-Velilla, que es el nombre bajo el que se han cobijado todas las plataformas, ayuntamientos, asociaciones y particulares que luchan por la supervivencia de la montaña leonesa, se mantiene alerta. El pacto unitario debe superar todavía el temible escollo de las Cortes de Castilla y León, que pondrá a prueba la sintonía entre los partidos leoneses y sus representantes en Valladolid. Además, está a punto de publicase la declaración de impacto ambiental del proyecto. Para los firmantes de las 29.000 alegaciones presentadas contra el mismo, ¿significará por fin el final de la pesadilla?

Baja la demanda nacional de energía eléctrica durante el último año.

La demanda de energía eléctrica peninsular fue, según datos de REE, de 20.663 GWh en el mes de septiembre, con un descenso del 1,2 % respecto al mismo mes del año anterior. Corregidos los efectos de la laboralidad y de la temperatura, la demanda bajó un 2,78 %.

En los nueve primeros meses del año, la demanda alcanzó los 188.275 GWh, un 4,79 % menos que en el mismo periodo del 2008. Corregidas la laboralidad y la temperatura, el descenso de la demanda en este periodo es del 5,27 %. Por otra parte, la demanda de energía eléctrica bajó en un 1,1 % en el mes de agosto. La producción eólica, en cambio, ha experimentado un crecimiento notable del 16,2% con respecto al mes de septiembre del año pasado. Este porcentaje junto con la producción hidráulica y solar hace que más del 20 % de la producción total sea actualmente de origen renovable.

Problemas energéticos de Asturias. 01/02/08. Coordinadoraecoloxista.org.

Asociaciones contrarias a la Sama-Velilla creen que el proyecto esconde la construcción de una central nuclear en León. 2009. Proidentidadleonesa.org.  (Este enlace ya no funcionaba en abril 2014).

El escarabajo verde – Contra corriente. 17/07/09. Rtve.es. (Esto es lo que indica actualmente el enlace: “Lo sentimos, el reportaje ya no está disponible debido a restricciones de derechos”. Tampoco aparece el programa en el buscador).

Los partidos políticos de León rechazan la línea de alta tensión Sama-Velilla. Sept. 2009. Samavelillablogspot.com  (este blog no existía ya en abril 2014).

Histórico acuerdo de los partidos políticos en contra de la Sama-Velilla. 26/09/09. Lacronicadeleon.es.

¿Todo León se equivoca? 01/10/09. Abc.es.  Alejandro J. García Nistal.

Sama-Velilla No. 06/10/07. Youtube.com. BertoLaVid.

Manifestación León. 25/11/07. Youtube.com. BertoLaVid.

Comentario por Vinci el 08/10/2009.

¡España va bien¡ ¡Vota ZP¡