Archivo de la etiqueta: Patagonia

Chile y Argentina declaran la guerra al castor americano

Castor canadensis. Wikipedia.org. Foto: Laszlo Ilyes.

Castor canadensis. Wikipedia.org. Foto: Laszlo Ilyes.

El amigo Gustavo Carrasquel, acaba de publicar en la agencia ANCA24 un interesante artículo en el que hace un repaso de la situación del castor americano (Castor canadensis) en el cono austral sudamericano y los esfuerzos realizados por las administraciones chilena y argentina para erradicar esta especie invasora.

Sin duda la supresión de las especies alóctonas es, casi siempre, de una gran relevancia, ya que éstas logran introducir modificaciones de gran alcance en los hábitats autóctonos. Para que nos hagamos una idea de la importancia del problema que representan sólo diré que, actualmente, se las considera como la segunda causa de pérdida de biodiversidad a nivel mundial.

Un castor derribando un árbol. Anca24latam.wordpress.com.

Un castor derribando un árbol. Anca24latam.wordpress.

Introducidas por diferentes razones en ecosistemas no preparados para soportarlas las consecuencias de su introducción resultan a veces desastrosas: devastación de bosques, extinción de especies nativas, alerta roja para la agricultura y ganadería local y pérdida de recursos naturales. Algo así es lo que está sucediendo con el castor americano, admirado como gran ingeniero biológico que es debido a la modificación de ecosistemas que produce, pero que amenaza con invadir todos los ríos y lagos de la Patagonia.

El Castor canadensis se encuentra ampliamente distribuido en Norteamérica, desde los bosques de Alaska y Canadá hasta el norte de México, pero además ha sido introducido en países como Chile, Argentina, Finlandia y Rusia, donde también es posible situarlo en zonas próximas a lagos, lagunas y arroyos con acceso a recursos de construcción y alimento.

Entendimiento chileno-argentino para la erradicación de los castores.

Dique construido por los castores. Anca24latam.wordpress.com.

Dique construido por los castores. Anca24latam.wordpress.

En la reserva Huilo Huilo, en el sur chileno, se reunieron recientemente, en el primer Encuentro Nacional de Especies Invasoras en las Áreas Protegidas, algunas decenas de expertos. Según Adrian Schiavini, especialista en un centro regional de investigación, Chile y Argentina quieren erradicar por completo de su territorio la presencia de este animal.

Hasta hace unas décadas no había castores en la Patagonia, pero en 1946 la Marina Argentina, durante el gobierno de Juan Domingo Perón, introdujo veinte o veinticinco parejas de estas criaturas en el Lago Fagnano, en el lado argentino de la Isla Grande de Tierra del Fuego, con la esperanza de crear una industria peletera internacional. El gobierno argentino prohibió entonces su caza durante treinta y cinco años, a fin de que proliferaran, pero lo hicieron tan bien que se extendieron a las islas más importantes situadas al sur del estrecho de Magallanes, e incluso a la península chilena de Brunswick, ocupando unos 27.000 kilómetros de cursos de agua y una superficie total de aproximadamente 70.000 km2.

El lago Fagnano Hualo, donde fueron introducidos los primeros castores. Wikipedia.org. Foto: Diego Alarcón.

El lago Fagnano Hualo, donde fueron introducidos los primeros castores. Wikipedia.org. Foto: Diego Alarcón.

Hoy se cree que son más de cien mil (algunos dicen que 200.000), una plaga que ha alterado seriamente los ecosistemas fueguinos, causando incalculables pérdidas sociales, económicas y biológicas. Es por esta razón que, con el apoyo de la ONG Wildlife Conservation Society, ya a partir del año 2001 Argentina y Chile acordaron iniciar una estrategia conjunta, firmada en 2006, y un tratado (2007) para restaurar los ecosistemas de la Patagonia austral.

En América del Norte y Europa, los castores viven en equilibrio en su hábitat natural, pero los castores argentinos sin depredadores naturales, como osos o lobos, se han reproducido sin control. Pero en la Patagonia los bosques nativos han demostrado ser particularmente vulnerables, ya que los árboles no logran regenerarse con una rapidez suficiente para oponerse a ritmo destructivo de los castores. A diferencia de los de América del Norte, como el álamo, el abedul y el sauce, ninguna de las especies de árboles endémicos de la región logra crecer lo suficientemente rápido.

Bosque ribereño de Nothofagus spp. destruido por los castores. 2008. Aambiente.gov.ar.

Bosque ribereño de Nothofagus spp. destruido por los castores. 2008. Aambiente.gov.ar.

Por otro lado, con los árboles roídos los castores construyen grandes diques, de hasta tres metros de altura, que modifican los cursos de agua. Según Christopher Anderson, investigador del Centro Austral de Investigaciones Científicas (CADIC), en la actualidad la mitad de los bosques de ribera en Tierra del Fuego se encuentran dañados por los roedores. “Los castores, son responsables de la mayor transformación de los bosques patagónicos desde la última edad de hielo. Han rediseñado el ecosistema aún más que los seres humanos”, ha declarado. Y entre otros efectos negativos ha destacado que los estanques construidos alteran gravemente el ciclo del carbono de las cuencas al retener la materia orgánica.

Las autoridades de Argentina y Chile han autorizado la caza de estos animales, pero estos esfuerzos no han logrado detener al gran roedor. Como tampoco lo han conseguido las trampas de acero que utiliza la administración ni las recompensas ofrecidas a particulares.

Dique construido por los castores. 2008. Ambiente.gov.ar.

Dique construido por los castores. 2008. Ambiente.gov.ar.

En Internet he encontrado un interesante informe sobre todo esto, firmado en Buenos Aires en el año 2008 y preparado por Fundación InnovaT en cumplimiento del contrato celebrado con la Secretaría de Desarrollo Sustentable y Ambiente de la Provincia de Tierra del Fuego, Antártida e Islas del Atlántico Sur de la Argentina.

A destacar también la existencia de un documental sobre esta “invasión” basado en la firma sin precedentes de un tratado binacional de cooperación entre Argentina y Chile para la erradicación de esta plaga devastadora.

Mapa de la zona afectada. Wikipedia.org.

Mapa de situación la zona afectada. Wikipedia.org.

Un ecologista en El Bierzo.

Por casi 70 años especie invasora ha amenazado la biodiversidad de la Patagonia. 15/01/15. Anca24latam.wordpress.com.

Castores. La invasión del filn del mundo. Castoreslainvasion.com.ar.

Zonas de actuación contra los castores en el cono sur americano. 2008. Ambiente.gov.ar.

Zonas de actuación de los castores. 2008. Ambiente.gov.ar.

Estudio de factibilidad de erradicar el castor americano (Castor canadensis) en la Patagonia. Marzo 2008. Ambiente.gov.ar. Pdf.

Castores: un grave problema ecológico en Tierra del Fuego. 03/10/12. Elchileno.cl.

Greenpeace analiza los impactos económicos, sociales y medioambientales de las multinacionales españolas en América Latina

Cartel. Informe 'Los nuevos conquistadores. Madrid, 1 oct. 2009. Fuente: greenpeace.org.Todavía está fresco en mi memoria un viaje que realicé a Ecuador hace poco, en el que acerqué hasta la frontera con Colombia, en la selva amazónica. Aquel fue un viaje bastante accidentado.

La carretera avanzaba paralela a un oleoducto de Repsol durante cientos de kilómetros. En varias ocasiones el tambaleante autobús tuvo que sortear los cortes de carretera realizados por los nativos en protesta contra el expolio que consideran se está llevando a cabo con su riqueza petrolífera.

Todo esto sucedió en medio de una cierta efervescencia revolucionaria, con toque de queda incluido y atentados contra el oleoducto, situación que me obligó a acortar mi estancia en la zona por temor a no poder regresar a tiempo a la capital para coger el avión de retorno a España.

Ésta fue mi primera experiencia directa con las protestas de los pueblos nativos contra las empresas extranjeras que trabajan en sus tierras. No necesité mucho tiempo para aprender también que si en Europa todavía tenemos alguna posibilidad de resistencia legal contra cualquier abuso, como – por ejemplo en el caso del proyecto Sama-Velilla – en las comunidades del tercer mundo esto resulta, casi siempre, una pura entelequia. Y además peligroso.

Las compañías extranjeras se enseñorean sin complejos de los recursos naturales de los países pobres con la complicidad de los propios gobiernos nacionales. La compra perversa de voluntades, necesarias para poder proceder a cierta explotación de los recursos, resulta muy económica para las empresas con sede en el mundo desarrollado, dada la gran diferencia de valor entre su moneda y la de los países explotados. Las multinacionales no tienen reparos a la hora de comprar a quienquiera que pueda facilitar su gestión, incluso a un gobierno entero si es necesario y cuando los beneficios pueden ser cuantiosos.

Tampoco dudan en asesinar, por medio de sicarios, a sindicalistas u opositores que se enfrentan a sus designios. Son conocidos diversos casos y es un tema que he vivido de primera mano, pues he hablado con personas que se tenían que esconder para que no les mataran.

Con estas prácticas mafiosas las multinacionales extranjeras contribuyen a fomentar la inmoralidad en el tejido social de América Latina y también en el desempeño legal de las funciones administrativas de quienes sirven al estado.

Por poner de muestra un botón, Greenpeace denuncia que Endesa quiere construir en la Patagonia chilena cinco grandes presas para la producción hidroeléctrica. Un proyecto que arrasaría un complejo ecosistema virgen y que ha suscitado un gran rechazo local. Pues bien, recientemente, Endesa ha solicitado más de catorce años de cárcel y multas millonarias para activistas de la organización que desplegó una pancarta pidiéndole poner fin a este proyecto. Así, mediante el recurso a la represión, es como la gran empresa española intenta poner rápidamente un punto y final a cualquier señal de oposición.

Greenpeace presenta el informe: “Los nuevos conquistadores”. Multinacionales españolas en América Latina.

El pasado 1 de octubre Greenpeace España presentó en Madrid su informe: “Los nuevos conquistadores. Multinacionales españolas en América Latina”. Un trabajo de investigación con el que la organización ambientalista analiza el comportamiento de las mayores empresas españolas y los impactos sociales y medioambientales de sus actividades en los países latinoamericanos. Greenpeace denuncia que tras la imagen impecable que muchas multinacionales españolas despliegan en su país se esconde una realidad muy distinta cuando operan en otros países.

Greenpeace ha analizado los sectores con mayor potencial de causar daños al medio ambiente o los derechos humanos (como los hidrocarburos, la electricidad, la pesca o el turismo, entre otros) y los ha “cruzado” con la presencia de empresas españolas significativas.

Del análisis de estas dos variables salen 43 casos que son recogidos en el informe, aunque el número real puede ser bastante mayor. Este informe ha sido realizado por Greenpeace España, con el apoyo de las oficinas de la organización en México, Brasil, Chile y Argentina, así como de otras organizaciones latinoamericanas, y recoge cómo empresas españolas están involucradas en situaciones de destrucción del medio natural, violaciones de derechos humanos y abusos laborales.

Greenpeace quiere contribuir a poner fin a una de las principales ventajas que tienen estas empresas a la hora de operar: el hecho de que las poblaciones de sus países de origen saben muy poco sobre cuáles sus actividades reales en el exterior y desconocen su impacto. Esto les permite “vender” una imagen responsable y sostenible, mientras que en realidad sus prácticas causan graves daños en las poblaciones locales o el medio ambiente. “Queremos contar aquello que no se dice en las juntas de accionistas ni en la publicidad de estas empresas, y que la población española sepa cómo actúan al otro lado del Atlántico”, ha afirmado Mabel González, responsable de la campaña de conflictos y medio ambiente.

España se situó en el año 2008 como el octavo país del mundo en el ranking de Inversión Extranjera Directa (IED) y once multinacionales españolas figuran en la lista “Fortune Global 500”, que clasifica a las mayores del mundo. Su llegada a América Latina se produjo de forma masiva en los años ochenta y sobre todo noventa. Hoy ocupan los primeros puestos, cuando no el primero, en sectores como los hidrocarburos, la electricidad, el turismo y la pesca en muchos países latinoamericanos.

Actividades perjudiciales para el medio ambiente.

Las actividades de estas empresas han sido objeto de frecuentes críticas y resistencias locales. El informe “Los nuevos conquistadores” recoge algunos de los principales casos, centrándose en aquellos donde las empresas españolas tienen un protagonismo importante y en los sectores donde se causan graves daños al medio ambiente y los derechos humanos. Algunos ejemplos son los siguientes:

Endesa quiere construir en la Patagonia chilena cinco grandes represas que arrasarán un ecosistema virgen y que han suscitado un gran rechazo local.

Endesa, Unión Fenosa e Iberdrola apuestan en América Latina por la generación de energía sucia y basada en fuentes no renovables. Unión Fenosa e Iberdrola encabezan un proyecto para construir cinco centrales eléctricas de carbón en Guatemala.

Repsol ha causado vertidos y graves daños al medio ambiente en Ecuador, Argentina y Bolivia, ha violado los derechos de comunidades indígenas y ha sido acusada de fomentar la violencia en Colombia.

Empresas turísticas españolas están fomentando en varios países, pero especialmente en México, un modelo de turismo depredador que arrasa con bosques de manglares costeros y con zonas vírgenes. Sol Meliá, Riu o NH, entre otras, participan en proyectos controvertidos en el estado de Quintana Roo.

Pescanova ha practicado la sobreexplotación de recursos pesqueros en Chile, mientras Calvo ha sido acusada de contaminación y de violación de los derechos laborales en El Salvador.

Las empresas españolas que operan en América Latina no actúan de forma diferente a las de otros países. Siguen un modelo de obtención de máximos beneficios en el plazo de tiempo más breve posible, y lo hacen en muchas ocasiones vulnerando derechos medioambientales, sociales y laborales, mediante la presión a autoridades locales.

Los gobiernos españoles, de cualquier color político, las apoyan activamente con el argumento de que se trata de una defensa de los intereses españoles en el exterior. Pero estas empresas sólo representan los intereses de sus accionistas, y sus prácticas perjudican la imagen global de España en América Latina.

Greenpeace considera que, si las grandes empresas españolas quieren ser entidades social y ambientalmente responsables, deben poner fin a las prácticas abusivas en el exterior y ser más coherentes en su discurso de responsabilidad. “Hay que poner fin a modelos de gestión que sólo buscan máximos beneficios a corto plazo, sin tener en cuenta los impactos sociales y medioambientales de su actividad. Tampoco pueden seguir engañando a la opinión pública española sobre sus prácticas en el exterior”, ha señalado Mario Rodríguez, director de campañas de Greenpeace.

A la vez, el gobierno español debe exigir a las empresas españolas  en otros países que cumplan los principios y estándares internacionales en materia de derechos humanos, medio ambiente y buen gobierno. “La concesión de ayudas o apoyo público para su expansión exterior debe estar ligada a exigencias y parámetros claros de responsabilidad. No se puede fomentar desde el estado un comportamiento depredador con las poblaciones locales y el medio ambiente”, concluyó Mabel González, responsable de la Campaña de conflictos y medio ambiente.

Un ecologista en El Bierzo.

Los nuevos conquistadores. Multinacionales españolas en América Latina. Impactos económicos, sociales y medioambientales. Informe. 01/10/09. Greenpeace.org. Pdf.

Dossier de prensa del informe ‘Los nuevos conquistadores’. 01/10/09. Greenpeace.org. Pdf.

Greenpeace analiza las actividades de las multinacionales españolas en América Latina. 01/06/09. Greenpeace.org.

Los nuevos conquistadores. Multinacionales españolas en América Latina. Impactos económicos, sociales y medioambientales. 01/10/09. Nomadant.wordpress.com.

Los nuevos conquistadores: multinacionales españolas en América Latina. 11/10/09. Elblogalternativo.com.